Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Inditex confía en presentar un resultado récord para asaltar el listón de los 35 euros

Bolsamanía Bolsamanía 19/09/2016 Marco Collado

El valor con mayor capitalización de la bolsa española presentará los resultados correspondientes a su primer semestre fiscal del ejercicio el próximo 21 de septiembre. Con más de 7.000 tiendas en 91 países distintos, Inditex podría presentar un resultado récord para su primer semestre fiscal.

Las acciones de Inditex encaran la cita en forma. Se revalorizan un 20% desde los mínimos de febrero y mantienen la tendencia alcista que inició en 2008, multiplicando su valor por 8 durante estos años. Esta evolución de la empresa gusta a las firmas de análisis, y sólo un 7,5% de ellas recomienda vender sus títulos. El 67,5% aconseja comprar y, según el consenso de Bloomberg, el precio objetivo medio es de 34,67 euros por acción, con lo que cuenta con un potencial alcista del 12% frente a los 31,74 euros a los que cerró el viernes. Los más optimistas en sus recomendaciones son HSBC y Société Générale, que apuestan por ver al gigante textil en 40 euros en los próximos doce meses.

VENTAS EN CONTINUO CRECIMIENTO

Si en algo coinciden los últimos informes de brókers publicados es en el aumento de las ventas LFL (like for like, sin tener en cuenta la apertura de nuevas tiendas), cuyas estimaciones de crecimiento están entre el 6% y el 15%. Esta variable es determinante para mejorar la eficiencia la empresa y redunda en un mayor beneficio neto a largo plazo. Los ingresos de los establecimientos no paran de aumentar y se debe, en gran medida, al desembolso realizado para reformar muchas de las tiendas y al recorte de precios que se ha hecho para luchar contra la competencia.

Teniendo en cuenta las ventas totales de la empresa, el consenso de analistas espera que aumenten en un 11%, hasta los 10.433 millones de euros. Desde UBS, una de las firmas menos optimistas con las acciones de Inditex, señalan que la subida de la facturación se ha visto favorecida por razones geográficas y coyunturales. Las economías de los principales mercados de la textil han funcionado mejor de lo esperado durante este año y esto ha permitido a las marcas del grupo seguir incrementando sus cifras de venta.

Por otro lado, el crecimiento del beneficio es consistente. Según el consenso de Bloomberg, el resultado neto para el primer semestre fiscal de aumentaría en un 7%, para alcanzar cifra récord de 1.246 millones de euros. En términos interanuales, el beneficio semestral ha crecido en 9 de los últimos 10 semestres.

Goldman Sachs es uno de los más optimistas en cuanto al beneficio que reportará la compañía textil en este primer semestre, y estima un resultado neto de 1.526 millones de euros. Sin embargo, advierte de los principales riesgos a los que se enfrentará la empresa en los próximos meses son el encarecimiento de los materiales y a los movimientos bruscos de las divisas.

© Proporcionado por Bolsamanía

Con un modelo de negocio centralizado en la economía europea, un euro más débil impactaría directamente sobre los resultados de la empresa, por lo que, al igual que sus competidores comunitarios, Inditex está destinando gran parte de sus esfuerzos a expandirse en nuevos mercados.

EL SUEÑO AMERICANO

Las marcas europeas han encontrado en el mercado estadounidense un nicho de negocio clave para crecer en el medio plazo. Mientras la británica Asos y la sueca H&M se encuentran bastante asentadas en Estados Unidos, para la marca española es un un territorio prácticamente inexplorado.

Con solamente 72 tiendas en USA, la distribuidora de moda española tiene margen para lograr igualar los 1.818 establecimientos de sus diferentes marcas que tiene en España, con un público objetivo 8 veces menor. Durante el año 2015, este mercado supuso únicamente el 3% de la facturación total de Inditex, mientras que para dos de sus competidores clave en Europa, Asos y H&M, ya significa el 13% y el 11% respectivamente de su negocio.

JP Morgan identifica tres tendencias clave que están cambiando en el textil de EEUU. La primera es el aumento de la cuota de mercado de la moda low cost. El segundo es un mayor interés por parte de los consumidores, especialmente los más jóvenes, por la moda. Y el tercero es un cambio estructural de la industria hacia las ventas online.

Ante estos cambios, destaca que las mejor posicionadas para hacerse con la demanda son Inditex y Primark. Las ventas online de la empresa española no para de crecer, de hecho HSBC estima un crecimiento para el próximo año del 20% mientras que, por otro lado, la empresa fundada en Dublín es el líder indiscutible de la moda low cost.

La guerra por hacerse con los clientes norteamericano está más viva que nunca, y los fabricantes europeos ya lo han puesto en su punto de mira ante las posibilidades de crecimiento que presenta frente al saturado mercado europeo.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Bols@manía

image beaconimage beaconimage beacon