Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Inditex y la Fed empujan al Ibex, que registra su mayor subida desde julio

Logotipo de Bolsamanía Bolsamanía 22/09/2016 Bolsamanía

El Ibex 35 ha cerrado este jueves registrando un rebote del 2,01% hasta los 8.934 puntos, el mayor avance del selectivo desde el pasado mes de julio. El índice se ha apoyado en la subida de Inditex y en las buenas sensaciones que ha dejado entre los inversores la decisión de la Reserva Federal estadounidense (Fed) de mantener los tipos de interés. El resto de parqués europeos se han movido esta jornada en una línea similar, acabando con un avance del 1,8% de media.

El selectivo español ha logrado así superar los 8.900 puntos, nivel que no había logrado sobrepasar al cierre desde el pasado 9 de septiembre. ArcelorMittal ha sido el valor más alcista del día tras dispararse un 5,64%, mientras que Inditex y ACS completan el podio al registrar un alza del 3,75% y 4,89% respectivamente. En el caso de la textil, recupera las pérdidas sufridas este miércoles después de presentar resultados, con un récord de beneficio en el primer semestre fiscal de 1.256 millones de euros. La mayoría de analistas consideran que la acción tiene potencial, entre ellos los del banco HSBC, que ha reafirmado su apuesta con un precio objetivo de 40 euros, muy por encima de los 33 actuales. Asimismo, el selectivo se ha apoyado en las subidas de la gran banca, del 2,28% en el caso de Santander y del 2,81% en el de BBVA.

OPTIMISMO GENERALIZADO

Los índices del Viejo Continente han registrado importantes subidas en un día en el que aumenta el apetito por la renta variable después de la Fed. El banco central mantuvo los tipos en el rango del 0,25%-0,5%, pero mostró más división que en encuentros anteriores. Y es que tres miembros del Comité Federal de Mercado Abierto (FOMC, por sus siglas en inglés) votaron a favor de subirlos: Esther George, Loretta Mester y Eric Rosengren.

"Con lo que el mercado se va a quedar es con este desacuerdo", opina Pascal Gilbert, especialista en renta fija de La Française AM. "La economía sigue fortaleciéndose de forma gradual, pero también su falta de confianza en ella. Estas dudas son malas noticias. La Fed está perdiendo un poco la confianza del mercado", agrega el experto.

Esta decisión de la Fed siguió a la del Banco de Japón (BoJ), que a pesar de mantener los tipos de interés en el -0,1%, anunció importantes cambios en su programa de compra de activos. La caída de la rentabilidad de los bonos japoneses a 10 años empezaba a ser preocupante para los intereses del sector bancario, y el banco central no dudó en acudir al rescate señalando que manipulará la curva de tipos de interés fijando una rentabilidad más alta por estos bonos a largo plazo.

Esta medida fue recibida con entusiasmo por el sector bancario japonés, cuyas ganancias se extendieron a Europa. "La curva de tipos será menos volátil gracias a esta nueva política, lo que puede mitigar los riesgos bajistas para el sector financiero y poner de relieve sus atractivas valoraciones", señala Tomohiro Yusa, analista de renta variable de Fidelity.

Y en EEUU Wall Street también prolonga su rally alcista este jueves tras el anuncio de la Fed. Al cierre de los mercados en Europa, los índices de la bolsa de Nueva York subían un 0,5% de media. Según Connor Campbell, analista de Spreadex, “vale la pena destacar el poder que la Reserva Federal tiene sobre los mercados”, y ahora que la reunión de la Reserva Federal ya ha pasado, “los inversores pueden volver a centrarse en datos específicos”. Entre ellos el que se ha conocido en EEUU. Las peticiones iniciales de desempleo siguen mostrando un buen comportamiento al bajar hasta 252.000 desde 260.000 (el mercado esperaba un repunte hasta 262.000).

CAIXABANK, PROTAGONISTA ANTES DEL CIERRE

Y en el terreno empresarial hay que destacar a CaixaBank, que se ha convertido en protagonista poco antes del cierre del mercado. La Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) ha suspendido la cotización de la entidad cuando caía más de un 3% tras conocerse que pone a la venta el 9,9% de su capital social. Este porcentaje representa un total de 585.000.000 acciones de la entidad, y la colocación tiene como finalidad reforzar el ratio de capital para la OPA de BPI. Caixabank ha establecido un nuevo precio por acción, de 1,134 euros, en la OPA lanzada sobre el Banco Portugués de Investimento que, tras la eliminación de las restricciones de voto de los accionistas de la entidad portuguesa, ha pasado a ser de carácter obligatorio.

Además, la socimi Merlin Properties ha publicado este jueves, poco después de la apertura del mercado, sus resultados del primer semestre. La firma generó un beneficio de 211,1 millones de euros en los seis primeros meses del año, lo que supone un incremento del 76,6% respecto al mismo periodo del año anterior.

Los datos del informe de resultados remitido a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) muestran que la cifra de negocio se elevó hasta los 154,6 millones de euros, más del doble que un año antes. En concreto, se incrementa un 136% interanual. Este jueves Merlin ha cerrado en el Ibex con una subida del 2,08% hasta los 10,32 euros.

© Proporcionado por Bolsamanía

ANÁLISIS TÉCNICO

“Nos acercamos al momento de la verdad, el hueco bajista semanal de la semana pasada en los 9.025 puntos. A falta de lo que suceda en la sesión de este viernes el saldo acumulado semanal en nuestro Ibex 35 es del +3,5%. Pero falta lo más importante, comprobar si seremos capaces de anular el hueco bajista semanal mencionado o si por el contrario lo rellenaremos total o parcialmente para retomar la tendencia bajista de muy corto plazo”, ha dicho José María Rodríguez, analista técnico de Bolsamanía.

Para el experto, “un cierre semanal por encima de los 9.025 puntos este viernes sería sin lugar a dudas una importante señal de fortaleza que nos haría barajar como escenario más probable un ataque a la zona de resistencia de los máximos de abril en los 9.360 puntos”. Aunque, dice, “en cualquier caso lo realmente importante es que desde finales de junio nuestro selectivo se encuentra construyendo sucesivos mínimos y máximos crecientes y mientras siga siendo así no tendremos motivo alguno del que preocuparnos”.

© Proporcionado por Bolsamanía
Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Bols@manía

image beaconimage beaconimage beacon