Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

La inflación de Brasil en su punto más alto desde febrero de 2003

Bolsamanía Bolsamanía 23/02/2016 Alexander Bueso

El coste de vida en Brasil ha subido en febrero a su nivel más alto desde el año 2003, impulsado por el gran aumento de los costes de la educación y de los alimentos.

Los precios al consumidor de Brasil, medidos por el índice IPCA-15, han aumentado un 1,42%, llevando la tasa anual a un aumento de precios del 10,84%, según la oficina de estadísticas del país.

El aumento ha estado un 1,32% por encima de lo que los economistas de Barclays habían estimado.

Educación y coste de los alimentos aumentaron un 5,91% y un 1,92%, respectivamente, en comparación con el mes anterior.

Sin embargo, la sorpresa al alza ha venido de una subida inesperada del 0,14% respecto al mes anterior de los precios de la ropa (Barclays: -0,6%) y los ajustes de precios en productos de belleza, según el analista de Barclays, Bruno Rovai, en una nota de investigación enviada a clientes.

Este dato del IPC sería suficiente para mantener a una minoría en el comité de política monetaria del Banco Central, Copom, para votar a favor de un aumento en los tipos de interés en la siguiente reunión de esta semana, ha dicho Rovai.

Sin embargo, cuando la inflación comience a disminuir en términos de anuales, junto a los datos que apuntan a un deterioro en el mercado laboral, el Copom iniciaría una relajación de la política monetaria en agosto, según Barclays.

Otros datos también publicados revelan que el déficit por cuenta corriente ajustada en en la mayor economía de Sudamérica aumentó de -2,4 mil millones de dólares en diciembre a - 4,8 mil millones de dólares en enero.

Aún así, este dato es mejor que los - 6.0 mil millones de dólares que los economistas habían estimado y que los -12,2 mil millones en el mismo mes de 2015.

En los últimos 12 meses, el déficit por cuenta corriente se trasladó desde el 3,2% del PIB en diciembre, al 2,9%.

"Por otra parte, el endurecimiento de las condiciones de crédito, el colapso de la inversión privada y el rápido debilitamiento del mercado de trabajo implican que las importaciones se mantendrán bajo presión este año," según Andrés Abadia, economista internacional senior de Panteón Macroeconomía.

© Proporcionado por Bolsamanía

También se espera que una moneda más débil para impulsar las exportaciones.

La inversión extranjera directa neta aumentó y sin embargo, sigue más o menos sin cambios desde hace un año.

© Proporcionado por Bolsamanía
Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Bols@manía

image beaconimage beaconimage beacon