Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

La riqueza de las familias se incrementó un 4,8% a cierre de 2015

Bolsamanía Bolsamanía 15/04/2016 Bolsamanía

La riqueza financiera neta de las familias españolas llegó a los 1.230.848 millones de euros en 2015, lo que significa un incremento del 4,8% respecto al año anterior, según los datos publicados este viernes por el Banco de España.

© Proporcionado por Bolsamanía

En relación con el PIB, los activos financieros netos representaron el 113,8%, un punto más que un año antes.

La riqueza de los hogares se mantiene por encima de los niveles anteriores a la recesión, ya que en los primeros seis meses de 2007, justo antes de que empezara la crisis, se situaba sobre el billón de euros. Esto evidencia que las familias españolas están reduciendo sus deudas, ya que han aprovechado los años que ha durado la crisis económica para reducirlas y para aumentar su riqueza.

La deuda de los hogares se situó a cierre de 2015 en 781.512 millones de euros, su nivel más bajo desde junio de 2006 y cifra un 2,9% inferior a la de 2014.

En cuanto a los activos financieros totales de las familias, antes de descontar la deuda que poseen, alcanzaron los 2,012 billones de euros en 2015, un 1,6% más que en 2014.

AUMENTA LA INVERSIÓN EN ACCIONES

Gran parte de los ahorros de las familias españolas se destinaba al dinero en efectivo y a los depósitos, en total 849.376 millones de euros, aunque esta cantidad es un 0,2% inferior a la de 2014. En acciones y participaciones en fondos de inversión, los hogares poseían un total de 756.696 millones de euros, un 3,3% más que en 2014.

Por otro lado, en seguros y pensiones había depositados a cierre del año pasado 336.650 millones de euros, lo que supone un aumento del 1,2%, mientras que la participación en otros activos, con 41.065 millones de euros, ha incrementado un 7,9%.

En cuanto a la deuda, de los 781.512 millones de euros que debían las familias españolas a cierre de 2015, la mayoría de estos pasivos eran préstamos, por importe de 729.622 millones de euros, un 3,2% menos que en el ejercicio anterior.

Dentro del volumen total de créditos, los que tienen un vencimiento a corto plazo aumentaron un 6,2%, hasta los 28.005 millones de euros, frente a los créditos a largo plazo, que se vieron reducidos en un 3,6%, hasta los 701.617 millones, si bien siguieron representando la mayor parte de la deuda de los hogares españoles.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Bols@manía

image beaconimage beaconimage beacon