Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Los constructores implicados en el caso Gürtel negocian confesar para rebajar sus penas

Logotipo de Bolsamanía Bolsamanía 03/04/2016 Bolsamanía

Varios constructores acusados de financiar de forma ilegal el PP de Francisco Camps negocian con la Fiscalía Anticorrupción confesiones para rebajar las penas a las que se enfrentan.

Tal y como informa El Mundo, las condiciones impuestas por los fiscales son asumir los escritos de acusación e ingresar en las cuentas de la Audiencia Nacional la sanción por responsabilidad Civil que les corresponda. Estas negociaciones también se extienden al caso Gürtel que juzgará a los principales imputados de la primera época de la trama, desde 1999 a 2005.

FRANCISCO ORTIZ HA SIDO EL PRIMERO

El primero que ha presentado su escrito reconociendo que Francisco Camps ganó elecciones con trampas ha sido Enrique Ortiz, el constructor alicantino, cerebro del caso Brugal y protagonista de diversos escándalos de corrupción. El objetivo es esquivar la cárcel y sustituir la pena carcelaria por una multa económica. A partir del lunes podrían seguirles el resto de destacados constructores.

Sólo en Valencia hasta seis constructores han sido imputados por contribuir a una supuesta financiación del Grupo Popular Valenciano. Ortiz, por ejemplo, ha trasladado a la Audiencia Nacional un escrito en el que admite un delito de falsedad y plantea al tribunal que le aplique el atenuante de "reconocimiento tardío".

© Proporcionado por Bolsamanía

El constructor ya ha ingresado en la cuenta de la Audiencia Nacional los 40.133 euros que el juez le impuso en el auto de apertura de juicio oral. La Fiscalía rebajará ahora su petición de prisión, pues solicitaba cuatro años de cárcel.

Ortiz estaba acusado por abonar parte de los gastos del PP con motivo de la campaña de las elecciones generales de 2008, en concreto 348.115 euros. Para poder llevar a cabo este plan, Orange Market, el brazo de Francisco Correa en Valencia, elaboró facturas a nombre de Enrique Ortiz e Hijos por trabajos que nunca realizó para el constructor. En su escrito Ortiz no explica a cambio de qué realizó esa aportación, detallan desde El Mundo.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Bols@manía

image beaconimage beaconimage beacon