Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Los inversores creen que los bancos centrales volverán a acudir al rescate de los mercados financieros

Bolsamanía Bolsamanía 16/10/2015 redaccion@bolsamania.com
© Proporcionado por Bolsamanía

A pesar de que la temporada de presentaciones de resultados trimestrales ha comenzado en Wall Street de forma nada entusiasmante y del complicado entorno macro al que se enfrentan las compañías cotizadas, este jueves los inversores apostaron porque los bancos centrales volverán a acudir al rescate de los mercados financieros y optaron por incrementar posiciones en activos de mayor riesgo.El IPC de EEUU vino a confirmar que Fed no podría iniciar el proceso de subidas de tipos oficiales en 2015Ello permitió a los principales índices bursátiles europeos y estadounidenses cerrar el día con fuertes avances y recuperar casi todo lo cedido desde comienzos de semana. Los bonos, por su parte, sufrieron tomas de beneficios tras las alzas de los últimos días. Así, y desde el comienzo de la sesión en Europa, las bolsas mostraron fortaleza, animadas por el cierre alcista en Asia donde los inversores descuentan ya nuevas actuaciones del Banco Popular de China y del Banco de Japón, dirigidas a estimular el crecimiento económico e impulsar la inflación.Además, a primera hora de la jornada se conocieron las declaraciones del miembro del Consejo de Gobierno del BCE y gobernador del Banco Central de Austria, Ewald Nowotny, abogando por nuevas medidas de política monetaria no convencionales por parte del banco central de la región al dar por hecho que el objetivo de inflación del 2% estaba muy lejos de poder ser alcanzado. De inmediato el euro, que llevaba varios días revalorizándose respecto al dólar -se había situado a su nivel más alto en tres meses- se giró a la baja, mientras que las bolsas consolidaban sus avances y/o los incrementaban.Por la tarde, la publicación en EEUU de la inflación de septiembre, tasa que volvió a bajar en relación a agosto, situándose en el 0,0%, vino casi a confirmar que la Reserva Federal (Fed) no podría iniciar el proceso de subidas de tipos oficiales en 2015.No obstante, cabe destacar que la inflación subyacente repuntó ligeramente en el citado mes, situándose a las puertas del 2% pero, eso sí, sin ninguna presión inflacionista en los salarios, algo que los miembros de la Fed están “deseando” observar dado el buen momento por el que atraviesa el mercado laboral -este jueves las peticiones de subsidios de desempleo semanales se situaron a su nivel más bajo en más de 40 años-. De esta forma, una baja inflación y un crecimiento económico que va a menos a nivel global, escenario en principio muy negativo para los mercados de valores, están siendo obviados por los inversores, que prefieren apostar porque los bancos centrales van a tener que mantener su actual política de “liquidez sin límites” durante muchos tiempo, lo que mantendrá a la renta variable como la alternativa de inversión más atractiva. Habrá que ver durante cuánto tiempo se mantiene esta actitud por parte de los inversores en el caso de que el escenario económico se deteriore aún más.¿Durante cuánto tiempo se mantendrá la actitud de los inversores en el caso de que el escenario económico se deteriore aún más?De momento, y en lo que hace referencia a la sesión de este viernes, creemos que los inversores seguirán apostando por el apoyo de los bancos centrales, lo que permitirá a las bolsas europeas abrir al alza, siguiendo la tendencia de cierre de este jueves de Wall Street y esta madrugada de las bolsas asiáticas.Durante la jornada se conocerán los datos definitivos de inflación de septiembre en la Zona Euro, que esperamos confirmen los débiles datos adelantados por Eurostat hace unas semanas, así como la producción industrial estadounidense en agosto y la lectura preliminar de octubre del índice de sentimiento de los consumidores de EEUU.Esperamos que los últimos dos datos confirmen que la economía estadounidense está atravesando por una fase de menor crecimiento lo que, en teoría, terminará afectando a los resultados de las cotizadas y a sus valoraciones aunque, de momento, este hecho no parece preocupar a los inversores.Por lo demás, señalar que la agenda de presentaciones de resultados trimestrales es este viernes bastante ligera, destacando en Wall Street la publicación de las cifras del conglomerado industrial General Electric, siempre un buen referente para los mercados al operar la compañía en múltiples sectores de actividad.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Bols@manía

image beaconimage beaconimage beacon