Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Luz verde a la nueva senda de reducción del déficit para España

Bolsamanía Bolsamanía 09/08/2016 Bolsamanía
© Proporcionado por Bolsamanía

Los países de la Unión Europea han dado luz verde a la nueva senda fiscal para España propuesta por la Comisión Europea a finales de julio. La propuesta otorga dos años adicionales para cumplir con el objetivo de reducir el déficit público por debajo del 3% del PIB, según han confirmado fuentes comunitarias a Europa Press.

Bruselas aprobó el pasado 27 de julio dar dos años más a España, hasta 2018, para situar el desvío presupuestario por debajo de este nivel, como establece el Pacto de Estabilidad y Crecimiento. En concreto, el déficit público de España se debe situar en el 4,6% del PIB este año, en el 3,1% en 2017 y en el 2,2% en 2018.

Ese mismo día, el Ejecutivo comunitario también tomó la decisión de cancelar la multa del 0,2% del PIB a España y Portugal, unos 2.000 millones de euros en el caso de España. Estas decisiones quedarían automáticamente aprobadas salvo que una mayoría cualificada de ministros de Economía la rechazada o enmendara en un plazo de diez días.

Las 19 capitales del euro se han pronunciado sobre las nuevas sendas de reducción del déficit tanto de España y como de Portugal (que no participan en sus propios casos), cuyos plazos de respuesta finalizaban este lunes a las 16.00 horas, y las mismas fuentes han señalado que "no hay ninguna sorpresa".

CANCELACIÓN DE MULTAS

En cuanto a la cancelación de las multas, el plazo para que los países de la eurozona se pronuncien al respecto termina esta medianoche y, de la misma forma, serán aprobadas automáticamente salvo que haya una mayoría cualificada en contra de la recomendación de Bruselas.

A cambio de cancelar la multa y dar dos años más a España para cumplir con el objetivo, la Comisión Europea reclamó un ajuste estructural del 0,5% en 2017 y del 0,5% en 2018, es decir, un ajuste estructural de unos 10.000 millones de euros en los dos próximos años.

En cuanto a Portugal, el Ejecutivo comunitario le dio un año más para rebajar el déficit al 2,5% en 2016, a cambio de un ajuste estructural de un 0,25%.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Bols@manía

image beaconimage beaconimage beacon