Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Mario Draghi alerta sobre las economías emergentes y defiende a los bancos europeos

Bolsamanía Bolsamanía 15/02/2016 Bolsamanía

El gobernador del Banco Central Europeo, Mario Draghi ha afirmado que el BCE está listo para actuar y ha defendido a los bancos europeos. En un discurso ante el Comité de Asuntos Económicos y Monetarios del Parlamento Europeo, el banquero central ha salido una vez más en defensa de la zona euro.

© Proporcionado por Bolsamanía

"Las primeras semanas del año han mostrado que la zona euro y la Unión Europea afrontan retos significativos. Será necesario un esfuerzo grande para superarlos", ha comentado Draghi, en un dicurso al que ha tenido acceso Bolsamanía.

Draghi ha destacado la mayor preocupación por un parón de la actividad económica global, impulsada por las turbulencias financieras y la caída de los precios de las materias primas. En este sentido, considera que "el menor crecimiento en las economías emergentes" es el epicentro de estas preocupaciones. Aunque no ha mencionado directamente a China, ímplicitamente se ha dirigido al gigante asiático y al cambio en su modelo de crecimiento económico.

Así, Draghi ha señalado que hay un problema de divergencia en el crecimiento de las economías desarrolladas, que actualmente se encuentra en "recuperación gradual", y las economías emergentes, cuyo crecimiento se ha "debilitado" en los últimos tiempos. Draghi también ha culpado a una "demanda global más débil" de la caída en los precios del petróleo y otras materias primas, lo que a su vez ha agravado la debilidad de muchas economías emergentes.

EL BCE RECONSIDERARÁ SU POLÍTICA MONETARIA EN MARZO

Sobre la zona euro, Draghi ha dicho que "la economía progresa de forma moderada, soportada por nuestras medidas de política monetaria y su impacto favorable en las condiciones financieras, junto al bajo precio del petróleo. La inversión sigue débil debido a la incertidumbre sobre la economía global y a los riesgos geopolíticos. Además, el sector constructor no se ha recuperado". Además, ha comentado que "para hacer a la zona euro más resistentes, son necesarias las contribuciones de todas las áreas políticas. El BCE está listo para hacer su parte. El Consejo de Gobierno revisará y posiblemente reconsiderará su política monetaria en su reunión de principios de marzo".

LOS BANCOS EUROPEOS, MUY CASTIGADOS EN BOLSA

Draghi tambièn ha querido hablar sobre la caída en bolsa de los bancos europeos. "La brusca caída de las acciones bancarias reflejan la mayor sensibilidad del sector a una previsión económica más débil y los miedos a que una parte del sistema bancario esté expuesta a sectores relacionados con las materias primas. Aunque la mayoría de bancos de la zona euro tienen poca exposición a las materias primas y a las economías emergentes, la mayoría de ellos cotiza por debajo de su valor en libros".

Además, Draghi ha señalado que el desplome del sector bancario ha sido mayor debido a las "percepciones de que los bancos tendrán que tomar más medidas para adoptar su modelo de negocio a un escenario de bajos tipos de interés y más regulación". Sin embargo, Draghi ha comentado que los cambios regulatorios han hecho a los bancos más resistentes, lo cual permite a los reguladores anticipar que "no serán necesarias más exigencias de capital a largo plazo". Además, Draghi ha comentado que "la situación en la zona euro es muy diferente a la de 2012", porque los bancos han "reforzado de manera significativa sus posiciones de capital. El ratio CET1 ha aumentado hasta el 13% desde el 9%, lo que les ha hecho más fuertes frente a shocks adversos. Además, la calidad del capital de los bancos ha aumentado de manera sustancial".

Draghi añade que las exigencias de capital no aumentarán más para los bancos europeos, por lo que pueden realizar "planes de capital mucho mejores. Además, los bancos han mejorado sus beneficios en 2015 frente a 2014, lo que les permitirá tener políticas de distribución más adecuadas ... y la política monetaria del BCE sigue apoyando las condiciones de financiación del sector bancario". No obstante, también ha reconocido que los bancos "afrontan una serie de retos", como los costes legales y la gestión de los créditos dudosos (NPLs), sobre todo en las economías más afectadas por la crisis.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Bols@manía

image beaconimage beaconimage beacon