Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Maroto carga contra el PSOE y su rechazo a los presupuestos

Logotipo de Bolsamanía Bolsamanía 05/05/2017 Bolsamanía

El vicesecretario Sectorial del PP, Javier Maroto, ha respondido a quienes critican el pacto del Gobierno con el PNV para sacar adelante los Presupuestos de 2017, que incluye una revisión del Cupo vasco, afirmando que eso no habría sido necesario si el PSOE se hubiese abstenido para aprobar las cuentas.

"Ahora que se habla de si el PNV ha conseguido o no, o de Coalición Canaria, si el PSOE se hubiese abstenido como sucede en muchos países de Europa donde partidos rivales acuerdan temas importantes, habría Presupuestos y no estaríamos negociando con partido nacionalistas ninguna partida, o a lo mejor sí pero sólo para sumar de forma adicional", ha dicho en una entrevista en Antena 3, recogida por Europa Press.

En todo caso, el dirigente 'popular' ha defendido el acuerdo alcanzado con el PNV, empezando por decir que "no se está explicando bien lo que es el Cupo" vasco. Conforme al Concierto económico de esta comunidad, son las Diputaciones forales vascas las que recaudan los impuestos y después el País Vasco paga al Estado una cantidad por los servicios que éste presta en su territorio en virtud de las competencias no transferidas.

Maroto ha señalado que el sistema de financiación de País Vasco y Navarra, que no están incluidas en el régimen común, "no es ni mejor ni peor, simplemente diferente" y que no hay "privilegio", afirmando que su financiación "unas veces es más y otras menos", incluso que "cuando hay menos recursos el País Vasco tiene menos recursos que los demás". Así, ha detallado que en los Presupuestos de 2017 habrá 5.400 millones más para transferencias a las comunidades autónomas pero el País Vasco se llevará "cero" de ese importe.

La devolución de 1.400 millones de euros de la Hacienda estatal al País Vasco corresponde a una liquidación del Cupo pendiente desde 2007. "Las competencias y la financiación han ido variando en el tiempo y desde 2007 no se habían corregido", ha argumentado, añadiendo que el País Vasco "no había recibido el ajuste que sí habían recibido otras comunidades por el cambio en la financiación". Además, ha negado que el Gobierno haya resuelto esta liquidación cuando ha necesitado los votos del PNV, sino que "se resuelve cuando se puede" después de años de situación económica "angustiosa". "Ahora que hay más recursos para repartir entre todas las comunidades, excepto al País Vasco y Navarra porque se lo tienen que pagar de su bolsillo, es el momento de hacer ese ajuste", ha defendido Maroto.

© Proporcionado por Bolsamanía

NO SON "VOTOS A CAMBIO DE DINERO"

Tras recordar que el importe del Cupo --cuya base para el próximo quinquenio se ha fijado en 956 millones-- es "un 5 por ciento de los recursos", ha admitido que le duele que se vea la negociación como "votos a cambio de dinero". En esa línea, ha remarcado que otros asuntos pactados con el PNV van a ser beneficiosos para todos. Además, Maroto cree "importante tener al PNV en la moderación mejor que en la radicalidad". Según su análisis, el PP es a su vez en el País Vasco el "eje de la moderación" porque es quien garantiza los Presupuestos vascos y "poder dialogar entre partidos moderados es positivo".

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Bols@manía

image beaconimage beaconimage beacon