Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Olvídate de diciembre y del próximo año: la Fed no subirá tipos hasta 2018

Bolsamanía Bolsamanía 30/06/2016 Bolsamanía

"Olvídate de diciembre. Olvídate del próximo año. La Fed no subirá tipos hasta 2018", así empieza un interesante artículo de Bloomberg en el que se señala que los operadores de mercado, que consistentemente han sido mejores proyectando la trayectoria de los tipos de interés que la propia Reserva Federal de EEUU (Fed), en estos momentos valoran con una mayor probabilidad un recorte de tipos que una subida. Éstos no asignan una probabilidad mayor del 50% hasta principios de 2018.

Este cambio radical en la perspectiva para la política del banco central se produce después de que las acciones y materias primas globales se desplomasen, mientras que los bonos del gobierno y el dólar subieron tras la decisión de Gran Bretaña de salir de la Unión Europea. Eso ha endurecido las condiciones financieras de la mayor economía del mundo, disminuyendo las expectativas de inflación y bajando las perspectivas de crecimiento mundial.

"El mercado está valorando una probabilidad no trivial un recorte en los tipos de interés durante los próximos dos meses", ha dicho Aaron Kohli, estratega de renta fija en Nueva York de BMO Capital Markets según publica Bloomberg. "La Fed está muy encorsetada ahora, por lo que el mercado no empezará a valorar una posible subida de tipos hasta mediados de 2017".

La visión del mercado en el camino de la política de la Fed es casi inamovible. Las expectativas de subida fueron canceladas en agosto y febrero en situaciones de volatilidad similares, por lo que los operadores de mercado estiman que el banco central seguirá la misma senda.

© Proporcionado por Bolsamanía

Las opciones sobre futuros de eurodólares, el derivado más activo del mundo, otorgan una probabilidad del 25% a un recorte de tipos en septiembre. Esto supone un gran cambio con respecto a hace dos meses, cuando los precios indicaban que la subida de tipos de interés antes de la finalización del año era prácticamente una certeza.

Esto se produce además después de que Mario Draghi, presidente del Banco Central Europeo, pidiese el martes más colaboración entre los distintos bancos centrales. "La política monetaria ha creado inevitablemente efectos secundarios desestabilizadores, especialmente cuando los ciclos económicos están poco alineados", subrayó Draghi, para reiterar que los bancos centrales "pueden beneficiarse" de políticas armonizadas.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Bols@manía

image beaconimage beaconimage beacon