Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Semana loca en las bolsas: el Ibex pasa de casi perder los 8.200 a terminar en niveles de 8.700

Bolsamanía Bolsamanía 22/01/2016 redaccion@bolsamania.com
© Proporcionado por Bolsamanía

Semana 'loca' en los mercados, en la que hemos pasado de casi perder los 8.200 en el Ibex a subir hasta niveles de 8.700 que estamos viendo este viernes de la mano del petróleo y de las promesas de Draghi.Lo que deberíamos hacer ya, como costumbre, es apuntarnos muy bien cuándo le toca hablar al italiano porque ahí, sí o sí, va a haber subidas. La reunión de diciembre, en la que decepcionó con unas medidas que las bolsas consideraron insuficientes, podríamos decir que fue la excepción que confirma la regla. Este hombre, con su capacidad dialéctica, su claridad y con su "sentido del deber" (promete y cumple, y esa es la tónica que se ha repetido desde que ocupa el puesto de presidente del Banco Central Europeo) se ha convertido en un claro catalizador positivo para el mercado. Lo que deberíamos hacer ya, como costumbre, es apuntarnos muy bien cuándo le toca hablar al italiano porque ahí, sí o sí, va a haber subidasComo saben, el presidente del BCE dio este jueves un mes -marzo- para poner en marcha nuevas medidas y el mercado ya espera que sea entonces cuando se anuncie, entre otras cosas, un nuevo recorte en los tipos de facilidad de depósito posiblemente de otros 10 puntos básicos. Eso sí, los expertos de Barclays advierten en un análisis que el BCE cada vez tiene menos margen de actuación; la posibilidad, que algunos siguen teniendo en mente, de que se realice un aumento en la cantidad que se destina a la compra de activos, es aún muy remota.DEL MIÉRCOLES ROJO AL JUEVES Y VIERNES DE "ESPERANZA"Es curioso cómo cambian las cosas en cuestión de horas en los mercados. Lo vemos constantemente pero no acabamos de acostumbrarnos. La volatilidad no nos ha abandonado en 2015 y parece que ahora, con el arranque de 2016, es más fuerte que nunca.El Ibex, y el resto de las bolsas europeas, han sufrido esta semana y se han recuperado, y ambas cosas las han hecho registrando movimientos bruscos y pronunciados. Tras un lunes de caídas moderadas en el Ibex y un martes de subidas del 1%, el miércoles es cuando, de la mano de los fuertes descensos en el precio del crudo y en Asia -sobre todo en Japón esta semana- vivimos las caídas más pronunciadas. A punto estuvo nuestro selectivo, con pérdidas al cierre del 3%, de abandonar el soporte de los 8.200 puntos. El día que lo haga (por ahora aguanta), prepárense para ver caídas hasta los 7.200.Tras un miércoles muy negativo, como decimos, y con el mercado sobrevendido, llegó el jueves de Draghi, una sesión de movimientos moderados y volatilidad en un rango estrecho en su primera parte y claramente positiva en la segunda. Como ya les hemos contado, el mercado sigue ávido de estímulos y Draghi no duda en proporcionarlos, sobre todo cuando las caídas en el precio del crudo están dificultando aún más conseguir los objetivos económicos.El mercado sigue ávido de estímulos y Draghi no duda en proporcionarlos, sobre todo cuando las caídas en el precio del crudo están dificultando aún más conseguir los objetivos económicos.CRUDO SÍ, CRUDO NOY llegamos a la última sesión de la semana con subidas aún más abultadas que las de este jueves y, de nuevo, en todas las bolsas europeas. Si algo se ha visto esta semana es que las bolsas se han movido en "bloque" y, de nuevo, que las subidas en las bolsas han ido en paralelo con las del petróleo, y viceversa.Mucho se está escribiendo desde que arrancó 2016 sobre el crudo y sobre hasta qué punto es el causante de los descensos en las bolsas. Es innegable que, en el último año se ha visto esa correlación entre la evolución del crudo y de las bolsas pero también lo es que no hay consenso entre los expertos: están los que "demonizan" claramente estas caídas del crudo y hablan de su impacto negativo en los balances de las potencias exportadoras y en las compañías energéticas, y están los que recuerdan que los países desarrollados, importadores de crudo, se están beneficiando mucho de estas caídas, que son positivas y que lo que se está viendo es una transferencia de riqueza.Sea como fuera, decían esta semana los analistas de Link Securities que el petróleo seguirá marcando la evolución de las bolsas a corto plazo, y probablemente sea así a juzgar por lo que estamos viendo. De hecho, tanto este jueves como este viernes el crudo ha subido con muchísima fuerza (+5%) mientras que el miércoles, día de la fuertes caídas, perdía un 7%. Además, esta subida en el crudo, como no podía ser de otra forma, está propiciando un alza en las energéticas que está beneficiando a los índices (Repsol sube este nada menos que un 7% a estas horas en el Ibex).

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Bols@manía

image beaconimage beaconimage beacon