Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Trump tiene en vilo a 8.000 empresas españolas con intereses en EEUU

Bolsamanía Bolsamanía 17/08/2016 Virginia Mora
© Proporcionado por Bolsamanía

8 de noviembre de 2016. Elecciones presidenciales en EEUU. Todas las miradas sobre dos candidatos, la demócrata Hillary Clinton y el republicano Donald Trump. ¿Quién ganará? Todavía falta mucho para conocer la respuesta a esta pregunta, y aunque las encuestas dan una victoria, aunque por la mínima, a Clinton, lo cierto es que existe la posibilidad de que el empresario llegue a la Casa Blanca. De ser así, podrían cambiar muchas cosas, y no sólo para los estadounidenses.

Las dudas sobre los efectos que podría tener la llegada del republicano al poder se multiplican cada día, con cada nueva polémica declaración y con cada salida de tono del candidato del Partido Republicano, por el que nadie apostaba cuando se embarcó en esta aventura y que, sin embargo, ha logrado convertirse en el rival directo de Clinton. Y uno de los sectores que más en vilo está es precisamente el empresarial. Un total de 8.406 empresas españolas han exportado sus productos a EEUU entre enero y mayo de 2016, según los datos facilitados por el Instituto Español de Comercio Exterior (ICEX). Es más, EEUU es uno de los diez principales países destino de las exportaciones españolas.

En los cinco primeros meses de este año las empresas españolas realizaron exportaciones a EEUU por valor de 4,2 millones de euros, por lo que la cifra total de 2016 podría acabar por superar la alcanzada en 2015, de 9,2 millones de euros. Ese año un total de 8.739 empresas hicieron negocios al otro lado del Atlántico, algo más de las que lo habían hecho entre enero y mayo de 2016. Y son estas empresas las que se mantienen a la expectativa de lo que pueda pasar. De momento Trump se ha centrado más en dar pistas sobre lo que haría en materia política en caso de llegar a la Casa Blanca, destacando sus polémicas declaraciones sobre los mexicanos y los islámicos, y no tanto en lo económico.

Aunque sí que ha dicho que la actual política comercial debilita a EEUU y que debería adoptarse un enfoque más proteccionista. Asegura que los tratados de libre comercio han perjudicado a la industria estadounidensese porque han derivado en deslocalizaciones masivas, por lo que su idea es 'castigar' a las empresas que trasladen su producción fuera del país. Y no sólo eso, ya que también ha hablado en alguna ocasión de frenar la llegada de productos extranjeros mediante la imposición de un arancel del 45% a todas las importaciones de China y del 35% a la mayoría de importaciones de México.

Unas decisiones que, de materializarse si Trump llega al poder, podrían acabar por afectar al tejido empresarial español en un momento crucial, aunque en un principio parece que no vayan dirigidas contra él. Según afirma Felipe López-Gálvez, analista de SELF Bank, las relaciones comerciales entre EEUU y España podrían llegar a cambiar si Trump accede al poder. “Trump ha cuestionado en varias ocasiones el papel de la OTAN y de los acuerdos comerciales que tiene firmados EEUU con otros países”, recuerda el experto, que no obstante dice que “a sabiendas del perjuicio que le podría causar, ha mantenido un discurso en materia exterior en el que ha tratado de repetir la palabra 'coherencia'. El proteccionismo comercial que ha marcado parte de su campaña parece más centrado en la competencia proveniente de Asia”, por lo que López-Gálvez duda que las relaciones con la UE “se vieran demasiado mermadas”.

Y ENTRE LAS EMPRESAS MÁS AFECTADAS…

El analista apunta además cuáles podrían ser, bajo su punto de vista, las empresas españolas que podrían verse más afectadas por las políticas de Trump. López-Gálvez remarca que el republicano es partidario de que la Reserva Federal (Fed) mantenga una política acomodaticia, lo que podría retrasar la subida de tipos de interés de la que tanto se viene hablando desde hace semanas, y que se apoyaría en los sólidos datos que está presentando la economía estadounidense, como por ejemplo el último dato de empleo del mes de julio, que superó las previsiones del mercado al mostrar la creación de 255.000 puestos de trabajo y una tasa de paro que se mantuvo en el 4,9%. Además, la creación de empleo en junio también se elevó desde las previsiones iniciales.

“En un escenario de tipos bajos, las filiales de Santander y BBVA en EEUU serían de las principales perjudicadas por sus efectos en los márgenes de intereses”, afirma el experto, que pone también en la picota a Grifols. “A la firma de productos farmacéuticos y hospitalarios le favorece un dólar fuerte, por lo que una prolongación de la actual política 'dovish' le podría penalizar”. No obstante, el analista apunta a que es posible que las empresas españolas más afectadas si Trump llega al poder sean aquellas con presencia en México. “Lo notarían en su negocio, sobretodo si Trump decide modificar los términos del TLCAN (Tratado de Libre Comercio de América del Norte), del que México ha salido muy beneficiado desde su negociación”. © Proporcionado por Bolsamanía

PERO, ¿TIENE TRUMP POSIBILIDADES REALES DE GANAR LAS ELECCIONES?

Pese a lo que pueda parecer, lo cierto es que tanto analistas económicos como políticos coinciden en que en las elecciones podría pasar cualquier cosa. “Tiene tantas posibilidades de llegar a ser presidente como las que tenía para ser candidato republicano. Recoge el descontento de la ciudadanía en un momento de hastío con los políticos”, ha dicho a Bolsamanía Emilio Serrano, politólogo y consultor de comunicación en Asesores de Comunicación Pública, que cree que sus provocadoras declaraciones, aunque escandalicen a buena parte de la ciudadanía, “movilizan a su electorado”.

Y en la misma línea se expresa López-Gálvez. “Las encuestas dicen que sí tiene opciones de ganar. Estamos hablando de un candidato que ni siquiera pensamos que podría hacer sombra a sus rivales dentro del Partido Republicano, y que finalmente les ha derrotado”, recuerda el experto, que pese a todo ve “difícil que pueda ganar” dadas sus salidas de tono, que incluso han hecho que dentro del partido sean muchos los que prefieren que no llegue a la Casa Blanca.

No obstante, si contra todo pronóstico finalmente gana Trump, Serrano no cree que vaya a afectar demasiado a las relaciones con el Viejo Continente. “Pese a que no es el presidente dialogante que sí es Obama, como empresario sabe que a EEUU no le interesa cambiar la política comercial con Europa. Está acostumbrado a abrirse a los mercados, y sabe que al país no le conviene cambiar estas relaciones”.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Bols@manía

image beaconimage beaconimage beacon