Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Turismo de crisis: más turistas que nunca, pero muchos menos días

Bolsamanía Bolsamanía 12/09/2016 Antonio Villanueva

Las cifras están ahí. El sector turístico goza de una excelente salud, y cada nueva estadística viene a corroborar este incremento en un sector que vuelve a ser otra vez uno de los motores de la economía española. Sin embargo, existe un cambio de tendencia en los viajes que vino con la crisis y que parece de momento haberse instalado: el descenso en el número de días de vacaciones que los turistas dedican en verano.

Tal y como demuestran los datos de la última encuesta de Coyuntura Turística Hotelera del Instituto Nacional de Estadística (INE), las pernoctaciones hoteleras durante el pasado julio aumentaron un 7,4% respecto al mismo mes del año anterior, llegando a 42,77 millones, récord histórico en un mes de julio en toda la serie. Un récord que también batió en un mes de julio el número de viajeros alojados en hoteles en este mes, 11,56 millones.

MÁS TURISTAS, MENOS DÍAS

No obstante, existe un dato que contrasta con este incremento desaforado del turismo en España: la estancia media en hoteles bajó un 1,5% frente a julio de 2015, descendiendo hasta las 3,7 noches por viajero, la más baja en un mes de julio de toda la serie que recoge el INE (desde 1999). Esto implica que los turistas están viajando más, pero por un menor número de días, una tendencia ya observada en anteriores años pero que en este mes de julio de 2016 se acrecenta.

© Proporcionado por Bolsamanía

Fuente: Instituto Nacional de Estadística

Pero, ¿es esta tendencia de reducción vacacional común a todos los meses? Si se observa la tendencia en los meses inmediatamente anteriores, se puede observar un aumento en las estancias medias de marzo, abril y mayo respecto a sus mismos meses del año 2015. En el siguiente gráfico se puede ver la tasa de variación anual de la estancia media para los siete primeros meses de 2016:

© Proporcionado por Bolsamanía

Fuente: Instituto Nacional de Estadística

Tal y como se puede apreciar, en los meses punta (enero y julio), los viajeros han reducido en más de un 1% sus días de vacaciones. Sin embargo, esta misma tasa ha crecido durante marzo, abril, mayo y junio, épocas tradicionalmente más baratas para viajar y no consideradas como “temporada alta”. En mayo se puede ver incluso un repunte de casi el 5%.

"Hoy en día la comercialización es más dinámica: el creciente segmento de viajeros individuales (los que compran on-line y no dentro de paquetes de agencia o tour operadores) pueden reservar los días que desean, sin sujetarse a un paquete mínimo", aclara José María Dalmau, vicepresidente de Desarrollo Global de Negocio de Meliá Hotels International.

El responsable de la cadena hotelera también apunta como factor que ha contribuido a la caída de la estancia media a la oferta "suplementaria" que se ha creado debido a la "triste coyuntura" de destinos mediterráneos tradicionales del norte de África o Mediterráneo oriental. "Al haber mucha oferta de vuelos es más fácil encontrar plazas para combinaciones de viajes a medida", añade.

Por su parte, Manuel Figuerola, consultor internacional y experto en turismo, cree que “hay un turismo que cada vez viene más, con menos capacidad de gasto y por tanto menos capacidad de estancia” y destaca que desde el mes de mayo se aprecia una tendencia descendente en el crecimiento de la estancia media. “El turismo que estamos acogiendo es un turismo atípico”, remarca, que ve cómo la figura que se desprende de la estancia media “no tiene la misma forma que en años anteriores”.

CAE EN TODO TIPO DE ALOJAMIENTOS TURÍSTICOS

Los últimos datos de la encuesta de ocupación en alojamientos extrahoteleros corroboran esta bajada de la duración media de las vacaciones veraniegas. En julio, la media de las noches en apartamentos turísticos, campings, casas rurales y albergues cayó hasta 5,3 pernoctaciones por estancia. Sumando también los hoteles, la media turística total se queda en 4,1 pernoctaciones.

En apartamentos turísticos, la media fue de 6,49, frente a las 6,91 noches de media de julio de 2015 (6,1% menos). La estancia media en cámpings bajó a 4,79 noches, mientras que en alojamientos turísticos descendió hasta 3,17. Es decir, las noches de vacaciones caen también en todo tipo de formas de turismo.

© Proporcionado por Bolsamanía

Fuente: Instituto Nacional de Estadística

“Es un año atípico, hay un cambio de tendencia de la demanda”, advierte Figuerola, que no obstante no cree que este descenso de los días de estancia sea algo estructural y espera que la estancia vuelva a crecer en meses altos, “salvo que entre la cordura en la política turística”. “Hemos de crecer en turismo, pero hemos de ir a un turismo diferente, intentar que no crezca tanto en los meses pico”, remarca.

MENOS GASTO POR TURISTA

Las repercursiones en cuanto al dinero que estos turistas dejan en España no se están haciendo esperar. La encuesta de Gasto Turístico (Egatur), que proporciona datos sobre el gasto de los turistas extranjeros en España, indica una subida del 7% del total respecto a julio de 2015. Sin embargo, el gasto medio por persona cayó un 2,1% en julio hasta 1.072 euros frente al mismo mes de 2015, lo cual es fruto en gran parte de esta reducción de los días de vacaciones por persona en este mes veraniego. Viene más gente, pero al estar menos días, gastan menos.

“Crecer a más del 11% es un disparate cuando la demanda mundial está creciendo al 5%”, subraya Figuerola. Para el experto, el flujo de turistas que buscaban destinos mediterráneos pero no han querido ir a destinos tradicionales del norte de África, como Túnez o Egipto, están alimentando artificialmente las cifras de incremento de viajeros en España.

SE DESPLOMAN EN JULIO LAS VACACIONES DE MÁS DE 15 DÍAS

La última Encuesta de Movimientos Turísticos en Frontera (Frontur) también apunta a esta reducción de la estancia. La duración de cuatro a siete noches es el tipo de estancia mayoritaria entre los viajeros que visitan España, con 4,3 millones de turistas y un incremento del 21,2% respecto al mismo mes de 2015.

Todas las demás duraciones también registran subidas en este mes, excepto el tipo de turista que viaja más de 15 noches, que cae un 10,4% hasta cerca de 719.000 personas. Esta caída es excesivamente brusca y chocante teniendo en cuenta que se están registrando cifras de turistas nunca antes vistas durante un mes de julio. Y más si se añade que en junio, este mismo dato de personas que pernoctaron por más de 15 noches en España fue la que experimentó una mayor subida, un 22,2% más que en junio del año pasado.

Por su parte, la segunda mayor duración contemplada en la estadística de Frontur, la que va de ocho a quince noches, tan solo sube un 0,7%, algo que también contrasta con los grandes repuntes en otro tipo de estancias más cortas.

En esta misma encuesta se apunta a un incremento del 9,3% de los turistas internacionales en julio de 2016 respecto al mismo mes del año pasado. El país recibió a 9,6 millones de extranjeros en este mes veraniego, la mayor cifra de la historia en julio. Lo cual significa que el turismo está en pleno auge en España, pero los visitantes optan cada vez más por acortar sus días de visitay desplazarse a meses más baratos.

© Proporcionado por Bolsamanía
Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Bols@manía

image beaconimage beaconimage beacon