Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Twitter tiene 6 meses para evitar ser comprada

Bolsamanía Bolsamanía 07/07/2016
© Proporcionado por Bolsamanía

A los inversores de Twitter no acaban de salirles las cuentas y han dado a la compañía y a Jack Dorsey, su CEO, un plazo de seis meses para que demuestren que todos los cambios que están llevando a cabo en los últimos tiempos dan sus frutos en forma de nuevos usuarios y un crecimiento notable de la plataforma. De no lograrlo, la red social tendrá que llevar a cabo una adquisición a lo largo de 2017.

La situación de Twitter lleva tiempo siendo complicada. El precio de sus acciones ha caído alrededor de un 60% en el último año desde que Jack Dorsey se hizo cargo de la empresa. Tras la compra de LinkedIn por parte de Microsoft hace unas semanas por más de 26.000 millones de dólares, algunos inversores de Twitter están más entusiasmados con una posible adquisición que con seguir los planes marcados por el CEO de la compañía.

"Twitter ha estado haciendo muchos cambios que le permitirán tener, con suerte, un crecimiento de usuarios en la segunda mitad del año. Si no es capaz de hacerlo, creemos que las fusiones y adquisiciones en 2017 serían inevitables", asegura Robert Peck, analista de SunTrust Robinson Humphrey, según recoge 'Business Insider'. El plazo dado por los inversores para demostrar que la red social ha logrado tomar la buena senda y que el crecimiento de usuarios es visible y demuestra la tendencia es de seis meses.

LAS CLAVES PARA EL CRECIMIENTO

Una de las variables clave es el crecimiento de los usuarios. Recientemente la plataforma ha visto como la aplicación Snapchat, una de las más de moda entre los usuarios más jóvenes le ha superado en la cifra de usuarios activos al día y aún más lejos se encuentra del gran hermano mayor de las redes sociales, Facebook. Como señaló Peck, el crecimiento de usuarios es la clave para evitar una adquisición.

Desde el regreso de Dorsey a la dirección de Twitter, en julio de 2015, se han implementado cantidad de nuevas mejoras que aún no han dado los frutos esperados en forma de nuevos usuarios que fortalezcan el crecimiento de la plataforma. Estas son algunas de las nuevas funcionalidades en los últimos meses:

- 'Stickers' en las fotos, lo que pondría a la empresa a la par de otras plataformas de mensajería y aplicaciones a la vez que podría generar una nueva fuente de ingresos graciasa los paquetes de etiquetas premium.

- Las mejoras en el etiquetado de otros usuarios y a la hora de añadir enlaces en los tweets, ha simplificado la naturaleza de la plataforma.

- Una nueva área que permite a los usuarios descubrir nuevas cuentas en función de sus intereses y las personas que siguen en Twitter.

- Una forma más rápida de enviar mensajes directos a otros usuarios.

- La mejora, o perfeccionado, de las formas en que los usuarios pueden reportar el acoso.

- Un cambio en el algoritmo que ordena las publicaciones en el timeline del usuarios, priorizando los tuits en función de su importancia y popularidad en lugar del clásico orden temporal.

- Mayor facilidad de uso para las personas que no estén familiarizadas con en el servicio.

- Una función de búsqueda de GIFs dentro tanto de la web como de las aplicaciones de Twitter.

- La función 'Momentos', que reúne los tuits más populares sobre un mismo tema en un mismo lugar y hace que sea más fácil para los usuarios seguir los eventos en directo y encontrar nuevas cuentas a las que seguir.

Los cambios llevados a cabo por Dorsey han sido muchos, y se avecinan más, pero de momento ninguna de las nuevas funcionalidades han logrado el gran cambio de tendencia que necesita la aplicación: un crecimiento considerable de usuarios.

OTRO CAMBIO MÁS EN LA JUNTA DE TWITTER

La compañía ha anunciado que Bret Taylor se une a la junta de Twitter como el miembro número 10. El fichaje viene avalado por su anterior cargo en Facebook como director de Tecnología, en Google como jefe de producto o cofundador de la red social FriendFeed. Actualmente era el CEO de Quip, una plataforma de trabajo en grupo que últimamente ha obtenido mucha fama en el sector.

"Twitter es la forma más rápida de averiguar lo que está pasando y, por debajo de su sencillez, se encuentra un conjunto muy sofisticado de tecnologías", explicaba Taylor, de 35 años, a través de un comunicado compartido por la compañía. "Espero aportar mis conocimientos y experiencia para ayudar a Jack Dorsey y la junta directiva a empujar a Twitter y sus servicios hacia adelante", según recoge NY Times.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Bols@manía

image beaconimage beaconimage beacon