Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Vídeo | El increíble final del Mundial de Triatlón con Brownlee desmayado y el español Mario Mola campeón del Mundo

Bolsamanía Bolsamanía 20/09/2016 Bolsamania

El Mundial de triatlón de 2016 completó su última prueba en Cozumel, México. Tras un inicio complicado, el español Mario Mola parecía perder sus opciones de alzarse con el título mundial en favor del británico Jonny Brownlee. Un golpe de calor seguido de una deshidratación dejaron al atleta detenido en pista y teniendo que ser ayudado por su hermano, también triatleta, para cruzar la línea de meta. Tras perder la primera posición y con el quinto puesto de Mola, el español acabó proclamándose campeón del Mundo 2016.

El triatleta español Mario Mola se ha coronado campeón de las Series Mundiales de Triatlón de Cozumel (México), liderando la clasificación mundial desde la primera hasta la última semana y ganando el título por primera vez a sus 26 años, convirtiéndose en el tercer español que lo logra después de Iván Raña y Javier Gómez Noya.

El balear se hizo con el Mundial en una última jornada de infarto, en la que los hermanos Brownlee, Jonathan y Alistair, este último oro en los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro, tenían como objetivo batir al español. Si Jonathan ganaba la carrera a Mola le bastaba un tercer puesto para coronarse, pero el británico sufrió un desfallecimiento en los últimos metros que le privó del título.

Las aguas de Cozumel vieron a los competidores completar los 1.500 metros de natación en los que ya los hermanos Brownlee tomaron la ventaja. Los británicos llegaron a la primera transición 30 segundos por delante del español, que quedó relegado al grupo perseguidor en el tramo ciclista. En una repetición de los ocurrido en la competición de los Juegos Olímpicos de Río, los Brownlee se organizaron a la perfección, junto con otros triatletas, para seguir aumentando su ventaja, dándose constantes relevos, y una vez completados los 40 kilómetros de ciclismo su ventaja respecto a Mola aumentaba ya a 1:33.

Se iniciaron los 10km de la carrera a pie con el español saliendo rapidísimo de la segunda transición con el claro objetivo de empezar a adelantar al máximo número de rivales posibles. Los Bronwlee, junto con el sudafricano Henri Schoeman, se distanciaron del resto de sus compañeros del sector ciclista, que poco a poco iban perdiendo segundos respecto a ellos al tiempo que quedaban más a tiro del mallorquín.

La carrera a pie se componía de cuatro vueltas a un circuito de 2.5 km y, durante las tres primeras, Mola fue recortando distancias respecto a los líderes, pero los parciales dejaban claro que dar caza a los Brownlee iba a ser prácticamente imposible. Jonathan y Alistair estaban dándolo todo en este último esfuerzo de la temporada, y sólo Schoeman les aguantaba el ritmo.

DESPLOME DE JONATHAN AL FINAL DE LA CARRERA

A falta de unos 2 kilómetros para la meta, Jonathan asestó el ataque final, dejando descolgado a su hermano Alistair y Schoeman. Mario, en el mejor de los escenarios, iba a ser cuarto. Pero el sobreesfuerzo estratégico de los Brownlee para arrebatar el título al mallorquín iba a sorprender a todos con un inesperado desenlace.

A falta de apenas un kilómetro, Jonathan, que iba directo a la victoria, empezó a sufrir una fuerte deshidratación, mareos y era incapaz de mantener la trayectoria de su carrera. Schoeman le adelantó y Alistair alcanzó a su hermano, a punto de caer al suelo, y durante cerca de 300 metros lo llevó, apoyado en su hombro, hasta hacerle cruzar la meta en segunda posición.

Mola (5º) entró 46 segundos después que Richard Murray (4º), sabiendo que el título que tenía perdido apenas dos o tres minutos antes, volvía a estar en sus manos. Este quinto lugar rubrica así una temporada que coloca al español como nuevo campeón del mundo. Hace dos semanas había sido segundo en Edmonton, además de haber ganado cuatro pruebas de este circuito (Adu Dhabi, Gold Coast, Yokohama y Hamburgo). Además, Fernando Alarza le acompañó en el podio final con su tercera posición.

© Proporcionado por Bolsamanía

Fuente: Twitter (@worldtriathlon)

ALEGRÍA Y AGRADECIMIENTOS

Tanto el británico como el español utilizaron las redes sociales para compartir con su fans su análisis de la última prueba del Mundial de triatlón. El español escribía asegurando que había sido una "carrera complicada y un final de infarto". Mola escribía que el título Mundial era el "premio a la regularidad en un año para no olvidar", acompañando el texto de dos fotos en el podio.

Carrera complicada y un final de infarto... premio a la regularidad en un año para no olvidar.

¡Campeón del Mundo! pic.twitter.com/tYZJNKwp4C

— Mario Mola Díaz (@mariomola) 19 de septiembre de 2016

Por su parte, el británico agradecía a su hermano el gesto que había tenido "tu fidelidad es increíble" aseguraba en un tweet en el que publicaba también dos imágenes: la primera suya en la cama del hospital en el que fue atendido tras el final de carrera y otra de su trofeo en lo que parece su habitación de hotel, en donde está escrito el mensaje: "Haciendo historia juntos".

Not how I wanted to end the season, but gave it everything. Thanks @AliBrownleetri, your loyalty is incredible pic.twitter.com/6uG4QiIgfS

— Jonathan Brownlee (@jonny_brownlee) 19 de septiembre de 2016

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Bols@manía

image beaconimage beaconimage beacon