Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Water Flip Challenge o el reto de tirar la botella, el nuevo desafío que arrasa en todo el mundo

Logotipo de Bolsamanía Bolsamanía 06/10/2016 Bolsamanía

Una simple botella de agua ha hecho el milagro: que los niños se olviden un rato de las tecnologías y se diviertan con un reto que pone a prueba sus habilidades. ¿El objetivo? Que caiga de pie una botella con un poco de agua tras dar el máximo de giros en el aire, algo que parece sencillo pero que no lo es.

Puede que hayan visto la escena, un grupo de niños lanzan al aire botellas de agua de plástico casi vacías, ganando el que consigue que su botella caiga de pie después de haber dado el mayor número de volteretas. "El ser humano siempre ha necesitado jugar, especialmente de niño, y los juegos van y vienen en función de las modas", asegura Manuel Hernández, director del Museo del Juego de Madrid, una institución que ha hecho un meritorio trabajo de recopilación de las actividades lúdicas que se han practicado en España a lo largo de varios siglos, recoge diariosur.

Este juego no es una novedad, aunque sí lo es la repercusión que ha alcanzado en los últimos meses. Se cree que debe su origen a una grabación que se ha hecho viral en la que un adolescente llamado Michael Senatore se muestra lanzando la botella en una exhibición en un instituto de Estados Unidos. En la versión básica, el truco consiste en que la botella aterrice en vertical. A partir de ahí las variaciones son infinitas: lanzamiento desde tejados, recepciones sobre el tapón en vez de la base, deslizamientos sobre carrocerías de coches o barandillas...

Se trata de un juego de calle que sirve para aprovechar material desechado, algo muy presente en los entretenimientos infantiles a lo largo de la historia. Aunque los juegos tradicionales van perdiendo terreno ante la tiranía de las pantallas de los teléfonos móviles, el lanzamiento de botellas demuestra que la pulsión sigue presente en los chavales. "Jugar es algo que está en nuestros genes y que nunca va a desaparecer por mucho que se acumulen los factores que actúan en su contra", observa Hernández.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Bols@manía

image beaconimage beaconimage beacon