Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

La condición de Melania Trump para apoyar el #MeToo al 100%

Logotipo de Glamour Glamour 11/10/2018 Emilio Domenech
© Getty Images

Melania Trump estaba muy lejos de Estados Unidos durante su viaje por África, pero su periplo al otro lado del Atlántico no impidió que la primera dama estuviera más cerca que nunca de la crispación en torno al movimiento #MeToo dentro de la administración que preside su marido.

Trump no acostumbra a conceder entrevistas o ruedas de prensa, y sin embargo en la última semana ha respondido ya en dos ocasiones las preguntas de los periodistas. Primero, en Egipto, frente a la Gran Esfinge de Niza. Y después, con el reportero Tom Llamas de la cadena ABC, cuya entrevista con la primera dama se emitirá al completo el próximo viernes. Entre algunas de las preguntas de Llamas: "¿Qué es lo que más se malinterpreta sobre ti?", "No eres la primera primera dama que tiene que lidiar con informaciones sobre las infidelidades de su marido, ¿es más tenso su matrimonio a causa de ello?" o "Vamos a hablar de la chaqueta, ¿por qué la llevaste?". De los extractos publicados hasta ahora, el más revelador tiene que ver con lo que piensa Trump sobre los últimos acontecimientos relacionados con el #MeToo.

Mientras Trump recorría el continente africano, en Washington D.C. estaba en juego la nominación del juez Brett Kavanaugh para el Tribunal Supremo. Kavanaugh fue acusado por varias mujeres de agresión sexual. Una profesora, Christine Blasey Ford, llegó a testificar frente al Senado en unas declaraciones que siguieron atentamente varios millones de personas a lo largo de todo el país. Tras una breve y concreta investigación del FBI que no pudo corroborar sus acusaciones, los senadores republicanos que favorecían la nominación de Kavanaugh desestimaron el caso y confirmaron al juez este pasado sábado.

Trump ya había mostrado su apoyo a Kavanaugh durante su rueda de prensa en Giza, aunque es en la entrevista con Llamas en la que la primera dama ha desvelado dónde se posiciona exactamente en el debate en torno al #MeToo. "Apoyo a las mujeres — necesitan que se les escuche. Necesitamos apoyarlas. También a los hombres, no sólo a las mujeres", dice Trump en un extracto de la entrevista para el programa Good Morning America. Pero la primera dama pone una condición para que esas historias cobren más relevancia: los que acusen tienen que tener pruebas firmes. "No puedes simplemente decir, 'Me han agredido sexualmente', o, 'Me ha hecho esto', porque a veces los medios van demasiado lejos y la forma en la que retratan estas historias no es la correcta. No está bien".

La respuesta de Trump encaja con las críticas que ha recibido el #MeToo en el último año. Parte de la importancia del movimiento es que da voz a víctimas de agresiones sexuales, en las que es habitual que los testigos sean sólo dos personas: el supuesto agresor y la víctima. El eterno él dice, ella dice.

Donald Trump también ha sido acusado por varias mujeres de comportamiento sexual inapropiado a lo largo de los años, sobre todo desde que empezó su carrera presidencial en 2015, pero el presidente estadounidense siempre ha negado todas esas historias. En su entrevista con Melania, Llamas le hace preguntas en torno a las acusaciones hechas contra su marido, pero el resultado no lo podrán ver los espectadores hasta el próximo viernes. La expectación es alta.

www.glamour.es 

MÁS NOTICIAS EN MSN:

La transformación de Melania Trump

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Glamour

Gestión anuncios
image beaconimage beaconimage beacon