Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

¿En qué consiste una demanda de paternidad?

¡Hola! ¡Hola! 31/03/2016 hola
http://www.hola.com/imagenes/ninos/2016033184773/demanda-paternidad-que-es/0-358-82/ninos-paternidad-01-c.jpg © Proporcionado por Hola http://www.hola.com/imagenes/ninos/2016033184773/demanda-paternidad-que-es/0-358-82/ninos-paternidad-01-c.jpg

La demanda de paternidad ha estado muy presente en los medios en lo últimos días: un término que en pleno siglo XXI puede sonar algo arcaico pero que aún se utiliza en casos puntuales en los que la paternidad de un menor -o en casos extremos, de una persona adulta-, debe demostrarse de manera legal. "No son demandas habituales", explica Alejandra García, experta en derecho civil del bufete Le Morne Brabant, "ya que conllevan un importante factor moral, que aún prevalece en la sociedad española. La vergüenza y el 'qué dirán'". La realidad, puntualiza, es que este tipo de procedimientos se inician cuando existen dudas acerca de la paternidad de un hijo, y "es exclusiva de los padres porque el propio Código Civil ya establece que la maternidad viene determinada por el parto".

VER GALERÍA

El caso del que estos días se hacen eco los medios es el de Manuel Díaz 'El Cordobés', quien se situaría en el lado más extremo de la balanza ya que la supuesta paternidad de Manuel Benítez, con quien comparte el mismo apodo taurino, ha sido rechazada públicamente y en varias ocasiones por el propio torero. En casos complejos como éste, y si la prueba genética se rechaza de forma consistente, el juez puede conceder la paternidad legal al demandado sin necesidad de soporte científico. "No se puede obligar a nadie a someterse a un examen biológico que determine si los marcadores genéticos demuestran la relación paterno-filial", detalla Alejandra, "sin embargo, estas negativas reiteradas pueden suponer una prueba de posible paternidad porque se traducen en una manera de evitar que se demuestre la verdad".

El caso de Manuel Díaz 'El Cordobés' es extremo precisamente porque las demandas de paternidad hoy en día son pocas, y suelen presentarse cuando los niños aún son pequeños. "Las más habituales suelen ser en menores de edad, y son demandas interpuestas por las madres en reclamación del reconocimiento de filiación, y la reclamación de la pensión alimenticia a favor del menor y a cargo del padre". Es decir, en la inmensa mayoría de casos, lo que se pretende conseguir con una demanda de este tipo es, o bien reconocer los apellidos, o, en términos más prácticos, obtener la pensión alimenticia de la que son responsables ambos progenitores.

Pero, ¿qué pasa si el padre se niega a hacerse la prueba? "No es habitual, ya que la propia negativa del padre puede entenderse como un reconocimiento implícito de paternidad, siempre que existan más pruebas". Por ejemplo, fotografías, cartas, mensajes de texto o vídeos que demuestren una relación entre los padres. Lo óptimo, sin embargo, es incluir la solicitud de la prueba de paternidad en la demanda, para que dicha prueba ya se haya realizado cuando comience el juicio. La prueba, además, debe hacerse en una entidad pública e independiente, como el Instituto Nacional de Toxicología, para que se acepte con una fiabilidad del 99'9%. En algunos casos (los menos) en los que el supuesto padre se niegue a hacérsela, ésta puede llevarse a cabo con familiares de segundo o tercer grado, siempre y cuando hayan dado su consentimiento, aunque el grado de parentesco debe ser lo más cercano posible al del presunto padre. "Lo que lo ideal sería que se efectuase a sus hermanos", puntualiza la letrada.

¿En qué tipo de limbo legal quedan los niños cuya paternidad no está definida?

"En España, los menores se encuentran plenamente protegidos por la Constitución, la Ley de Protección Jurídica del Menor y la Convención de los Derechos del Niño de Naciones Unidas, por lo que su vida diaria y futura no se verían afectadas, más allá de alguna complicación administrativa que pudiese surgir", explica Alejandra. Por ejemplo, la inscripción en el centro escolar o la obtención del certificado de nacimiento. Cuando lo que se juzga es el de la supuesta paternidad de un menor, de hecho, la participación del ministerio fiscal ya asegura de manera directa su protección, que además, al estar recogida en la Convención de los Derechos del Niño de la ONU, sitúa sus derechos por encima de cualquier otro. En los casos en los que el niño se encuentre en una situación de desamparo, corresponde al juez dictaminar si se establecen medidas cautelares para ayudar a la madre con su manutención.

Una vez llega la sentencia, y si finalmente es positiva, los menores de edad tienen derecho a lo que les corresponda legalmente por herencia, además de a llevar los apellidos paternos si así lo desean, y al pago de la pensión alimenticia, que puede solicitarse con carácter retroactivo desde la fecha en que se interpuso de la demanda. Si el hijo es mayor de edad, como sería el caso de Manuel Díaz 'El Cordobés', el torero tendría derecho a su herencia legítima y a llevar los apellidos de Manuel Benítez de obtener una sentencia positiva.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de ¡Hola!

Gestión anuncios
image beaconimage beaconimage beacon