Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

¿Es Sofía Vergara o Jennifer López? La revolución de los Grammy

¡Hola! ¡Hola! 16/02/2016 hola

© Proporcionado por Hola

Fue el broche de oro a una noche llena de emociones pero con cierto sabor a nostalgia. Pitbull fue el encargado de cerrar el show con su éxito El Taxi. Pero lo que nadie podía imaginarse es que sobre el escenario del Staples Center de Los Ángeles (California) iba a acompañarle una bailarina muy especial. ¿De quién se trata? ¿Es Jennifer López? Se preguntaban muchos al ver a una espectacular mujer presumiendo de curvas con un llamativo vestido de lentejuelas dorado.

VER GALERÍA HAZ CLIC SOBRE LA IMAGEN PARA VER LAS MEJORES FOTOS

Sin palabras se quedaron todos los espectadores al ver que se trataba ni más ni menos deSofía Vergara. La actriz de la popular serie Modern Family, de 43 años, no se lo pensó dos veces y apareció disfrzada de taxi, convirtiéndose en la gran protagonista de la actuación. Se lo pasó en grande y, nunca mejor dicho, se soltó la melena ya que disfrutó de lo lindo bailando al ritmo de Pitbull enfundada en su diseño de flecos de la firma Mark Zunino.

"Gracias @pitbull #grammys2016 #taxi", escribió Sofía tras su sorprendente baile. Y es que no es la primera vez que la colombiana nos demuestra el ritmo que tiene y lo bien que mueve las caderas. En su boda con el también actor Joe Manganiello, en noviembre del año pasado, quisieron contar con Pitbull para que fuera uno de los encargados de amenizar el banquete. De hecho, el vídeo que compartieron en las redes sociales se convirtió en viral y es que no tenía desperdicio ver a Vergara con su vestido de novia bailando el tema Bon Bon ante sus invitados. ¿Le habrá cogido el gusto al baile? ¿La veremos repitiendo sobre un escenario?

VER GALERÍA

Pero antes del espectáculo final, la gala dio para mucho y nos dejó momentos muy especiales. La 58º edición de los Grammy tuvo dos grandes triunfadores: Kendrick Lamar, que se llevó cinco galardones, y Taylor Swift, que se alzó con tres. Él es un rapero vanguardista y rompedor y ella una superestrella del pop, y ambos se repartieron la gloria de una noche en la que también fueron premiados el inglés Ed Sheeran, que obtuvo dos gramófonos, entre ellos el premio a la mejor canción por el éxito Thinking Out Loud, Mark Ronson y Bruno Mars se fueron a casa con dos, incluyendo el de mejor grabación por su pegadizo Uptown Funk, el canadiense The Weeknd, o Meghan Trainor, que consiguió el premio a mejor nuevo artista y lo recogió entre lágrimas.

VER GALERÍA

Little Big Town, The Weeknd, D'Angelo, Jason Isbell y Chris Stapleton y la formación de soul-rock Alabama Shakes, que ganaron los premios a mejor álbum de música alternativa (Sound & Color), mejor canción roquera y mejor actuación de rock (Don't Wanna Fight), también recogieron sus preciados galardones.

Además de Pitbull, amenizaron la noche Taylor Swift hizo una potente interpretación de Out Of The Woods, además de Sam Hunt y Carrie Underwood, o Andra Day con Ellie Goulding, que precedieron el homenaje coral a Lionel Richie, que este año recibió el premio Persona del Año, y que reunió a artistas como John Legend o Demi Lovato para rememorar algunos de sus clásicos, como Easy o You Are, antes de que apareciera Richie, con chaqueta plateada incluida, una multitudinaria All Night Long.

VER GALERÍA

Tras cuatro años de ausencia volvió a los Grammy Adele, que con un vestido rojo y acompañada al piano cantó All I Ask. También fue muy esperada la actuación de Justin Bieber, que protagonizó uno de los momentos más entrañables del photocall con su hermano pequeño, Jaxon, y empezó cantando Love Yourself antes de subir las revoluciones del estadio junto a Jack Ü (Where Are Ü Now). Pero todo quedó en poco cuando salió Lady Gaga que, con un juego de luces que dibujaba sobre su cara los mil y un rostros del camaleónico David Bowie, inició un espectáculo muy visual y colorido en el que enlazó canciones del fallecido artista como Space Oddity, Changes y Heroes.

Muse fue el ganador del mejor disco de rock ("Drones"), mientras que en las categorías latinas, el puertorriqueño Ricky Martin triunfó en el apartado de mejor disco de pop latino por A quien quiera escuchar, mientras que Pitbull (Dale) y Natalia Lafourcade (Hasta la raíz) compartieron el galardón al mejor álbum latino de rock, alternativo o urbano. La noche se cerró con el heavy desbocado de Hollywood Vampires, con Alice Cooper y Johnny Depp en su formación tocando Ace of Spades para recordar a Lemmy de Motörhead.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de ¡Hola!

Gestión anuncios
image beaconimage beaconimage beacon