Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Chábeli Iglesias: "No he leído ningún libro de Vargas Llosa"

Vanitatis Vanitatis 04/12/2015 Andrés Guerra

Esta familia nos encanta del primero al último de sus miembros. Quizá la más sosa sea Ana Boyer, acaso los genes de un sesudo economista dan para menos naturalidad que la de sus hermanos, pero el resto de los que llevan Preysler como segundo apellido suelen ser fabulosos ante un micrófono. Anoche Chábeli Iglesias aterrizó en Barcelona para presentar el encendido del árbol navideño que Swarovski ha plantado frente a su tienda de Portal de l’Ángel, uno de los recodos más comerciales de España. La única hija de Julio Iglesias e Isabel Preysler es hoy una mujer madura a quien ha sentado bien apartarse de los focos, como ella misma reconoce. “Una cosa es presentar un programa y otra, la fama, que es… ser modelo y cosas así. Las cosas superficiales un ratito, pero hay cosas mucho más importantes que eso”. Sin darse cuenta y tan desatada como suele estarlo su hermana Tamara, arroja un vaso de agua sobre el negocio que tan bien renta a la incombustible Isabel. Ser famosa per se. Como de aguador hace el propio Mario Vargas Llosa cuando le preguntan en una charla de la CNN y se despacha contra la “chismografía” de la que lleva viviendo su novia desde 1971.

Chábeli, en el acto de Swarovski (Swarovski) © Proporcionado por Vanitatis Chábeli, en el acto de Swarovski (Swarovski)

Pero en su caso es muy real. Tanto le gusta estar en casa a Chábeli que, además de encargarse al completo de la cocina y la decoración navideña se ha iniciado en un negocio de decoradora amateur: “Me encanta y me divierte muchísimo. Me gustan los muebles, la decoración, la arquitectura... Compro una casa que está muy mal y la arreglo. En Estados Unidos es un negocio y en España se empieza a hacer. Es muy divertido, hago algo que me gusta y es muy buen negocio”, asegura Chábeli con desparpajo.

La que estuvo llamada a ser la heredera natural de la carismática Isabel Preysler vive apartada de los focos en Miami, desde donde asegura tener una buena relación con el artista que cantó para ella ‘De niña a mujer’ pese a que jamás se les ve juntos. Como José Mª Aznar con el catalán, las fotos con Julio Iglesias suceden en la intimidad, confiesa Chábeli. Casada con Christian Altaba y madre de dos hijos, Sofía (3) y Alejandro (13), acaba de cumplir los 44 sin intención de regresar a España. Al contrario, su vida familiar se afianza en Norteamérica: hace tres años compraron una finca en Carolina del Norte y el año pasado cambió de casa sin moverse de Miami, tal como contamos en Vanitatis. Un casoplón de 800 m2 y con siete habitaciones y ocho baños, igualando así las proporciones higiene/relax de la famosa Villa Meona de Puerta de Hierro (Madrid) donde vive su madre y su nueva pareja.

Preguntada al respecto, Chábeli se deshizo en halagos hacia el Nobel: “Simpatiquísimo, maravilloso, muy bueno, encantador” y, lo más importante, que ve a su madre feliz como no la veía desde hace mucho tiempo. Explica que Isabel le comunicó la noticia hace unos seis meses, así que si hacemos cálculos, la revelación debió llegar tras la bendición en portada de su revista de cabecera. Y, volviendo a recordarnos a la adorable Tamara –Tammy en léxico preysleriano–, quisimos conocer su opinión acerca de la obra del Nobel que acaba de incorporarse a la familia: “No, la verdad es que no he leído ningún libro de Mario, soy honesta. Pero lo voy a hacer. Es que yo llevo 30 años fuera y leo en inglés”.

Recordarle que su lengua materna es español, como la de su marido, sus hijos, sus padres, sus hermanos y hasta sus abuelos, sería aguarle tanto la ocurrencia como señalarle que no hay libro del Nobel peruano que no haya sido traducido a la lengua de Shakespeare. No importa. Nos gusta mucho más esta Chábeli, sincera y con chispa, que la que dio la estampada en Tómbola.

© Externa
Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Vanitatis

Gestión anuncios
image beaconimage beaconimage beacon