Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

El capítulo no aireado de la polémica herencia de Lina Morgan

Vanitatis Vanitatis 15/01/2016 Ana Sánchez Juárez

Lina Morgan, en una imagen de archivo (Gtres) © Proporcionado por Vanitatis Lina Morgan, en una imagen de archivo (Gtres)

Cuando la Comunidad de Madrid de Cristina Cifuentes llamó a finales de verano al heredero universal de Lina Morgan, fallecida el pasado 20 de agosto, para ofrecerle la dotación económica de la Medalla Internacional de las Artes de la Comunidad de Madrid, este lo tuvo claro y contestó sin titubeos. Daniel Pontes, el hombre de confianza de la artista, quien estuvo a su lado durante 35 años, lo relata a Vanitatis sin recrearse en los detalles.

Es un hombre parco, pero amable. Sabe lo que es estar en el ojo del huracán mediático y ahora disfruta de su segundo plano (y de una herencia que supera los diez millones de euros): "No me gustan las especulaciones. Renuncié a la cuantía del premio. Se lo agradecí mucho y me mostré muy partidario de que con ese dinero hiceran una escultura, un busto o lo que ellos determinen. Siempre he estado colaborador y muy a favor de todo lo que sea respetar y honrar la memoria de Lina Morgan", afirma. 

Cristina Cifuentes indicó entonces que la dotación económica del premio se destinará a la colocación de un busto de la actriz en la estación de Metro de La Latina, cercana al histórico teatro que Morgan impulsó y regentó. El busto, según detalló la presidenta autonómica, podría ser colocado en el vestíbulo o en la entrada de la parada en el sitio "donde tenga mayor visibilidad".

'Renuncié sin saber la cuantía del premio'

El padre Ángel y Daniel Pontes en el entierro de Lina Morgan (Gtres) © Proporcionado por Vanitatis El padre Ángel y Daniel Pontes en el entierro de Lina Morgan (Gtres)

Igualmente Pontes asegura a este medio que entonces y ahora desconocía la cuantía económica del premio que han recibido otras personalidades como Montserrat Caballé, Antonio López, Carlos Saura, Daniel Barenboim, Plácido Domingo, Teresa Berganza, Mario Vargas Llosa y Raphael, entre otros. "No quise saber cuánto dinero era, todavía lo desconozco. Era un premio de ella y me pareció muy bien que se convierta en algo que sirva para recordarla". Vanitatis ha podido confirmar que este galardón, que en este caso se concedió a título póstumo a la protagonista de 'Hostal Royal Manzanares', se eleva a nada menos que 60.000 euros.

Según dispone la legislación de este premio, creado en el 27 de abril de 2000, "la financiación del mismo se realiza por la Consejería competente en materia de cultura con cargo a los créditos dotados a tal fin en las correspondientes Leyes anuales de Presupuestos". Pontes desconoce los detalles económicos y asegura que tampoco sabe cuándo los fans de la artista podrán disfrutar de su escultura homenaje. "Ni oficial ni extraoficialmente, no sé ni cuándo ni cómo va a hacerse, pero confío plenamente en la Comunidad de Madrid y espero su llamada cuando ellos crean conveniente", afirma. 

Una herencia tensa

© Externa

Para sorpresa de muchos, fuera de la cuantiosa herencia de Lina Morgan quedaron no solo sus sobrinos, también una congregación de religiosas cercana a su domicilio que ella visitaba mucho y la parroquia a la que siempre fue de pequeña cuando vivía en el madrileño barrio de La Latina. Pero sobre todo el padre Ángel y su ONG, Mensajeros de la Paz. El religioso fue muy discreto en la valoración del asunto, según contó en su día a Vanitatis. “Yo ya sabía que no iba a dejarme nada. No me ha pillado por sorpresa, de verdad. Si no fuera así, se me notaría, pero es que estoy muy tranquilo. Nunca pensé que la herencia de Lina me llegara a mí. Lo que me llegó de ella fue su cariño, que es lo mejor”. 

Palabras menos amables tuvo su sobrino Julio López. "Estoy pensando en impugnar el testamento", reveló en exclusiva para la revista 'Diez Minutos'. La publicación tuvo acceso al documento jurídico en el que María de los Ángeles López Segovia, verdadero nombre de la actriz, firmó sus últimas voluntades. En él pudieron comprobar que "lega la mitad de su herencia a Don Abelardo González, que le será satisfecha en metálico", y nombra a "Don Daniel Pontes como único y universal heredero. No esperaba que el testamento fuera así, y sobre todo me extraña que no esté en él el padre Ángel. Tenían buenísima relación", comentó López entonces.

De momento, se cierra el que parece el último capítulo de la polémica herencia de Lina Morgan. Eso sí, de la manera más soprendente para muchos: la renuncia de Daniel Pontes a los 60.000 euros de la Comunidad de Madrid.

Más en MSN:

-La de Lina Morgan, “una herencia con nombres y apellidos” 

-Padre Ángel: "El chófer no me dejó despedirme de Lina Morgan"

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Vanitatis

Gestión anuncios
image beaconimage beaconimage beacon