Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

El día en que el rey Felipe almorzó en un bar de carretera

¡Hola! ¡Hola! 12/05/2016 hola
http://www.hola.com/imagenes/realeza/casa_espanola/2016051285730/rey-felipe-almuerzo-bar-carretera/0-365-86/felipe-cordon1-c.jpg © Proporcionado por Hola http://www.hola.com/imagenes/realeza/casa_espanola/2016051285730/rey-felipe-almuerzo-bar-carretera/0-365-86/felipe-cordon1-c.jpg

¿Se imagina estar tranquilamente almorzando en un bar de tantos que hay en las carreteras de nuestro país y que de repente entre el mismísimo Rey de España y se siente en la mesa de al lado? No le habrá pasado a mucha gente, eso seguro. Pero sí a los clientes que el pasado 9 de mayo tomaban algo en el restaurante Puerta de Extremadura, en La Calzada de Oropesa (Toledo, Castilla-La Mancha), un establecimiento situado en un área de descanso de la carretera y que ofrece a sus clientes un bufé. Como se señala en su página de Facebook: “Un amplio bufé libre de alta calidad y bajo precio, no olvide probar sus riquísimos postres caseros”.

Don Felipe y el ministro de Educación, Íñigo Méndez de Vigo, regresaban a Madrid tras haber entregado en el monasterio de Yuste, en Cáceres, el premio Carlos V a la profesora Sofia Corradi y escogieron este lugar para detenerse y almorzar. Eran poco más de las tres de la tarde, una hora más que adecuada para tomar algo y hacer un descanso. Según explicó el encargado del local José Antonio Pulido a ABC, el Rey comió patatas con conejo, ensalada, carne, bizcocho y un plátano, todo por unos once euros. “Fue todo muy natural, la gente le pedía hacerse fotos con él y accedió encantado. Eso sí, después de comer porque durante la comida pidieron que no se le molestara” contó Pulido.

VER GALERÍA

El accidentado aterrizaje del Rey

Han sido precisamente un par de esas fotos las que ha mostrado el encargado del local. Siempre cercano y natural, don Felipe se fotografió con el encargado y algunos miembros del personal de cocina. Y es que dar de comer a un Rey es algo que no pasa todos los días. Parece que don Felipe regresó por carretera debido al mal tiempo que hacía ese día, que ya le había ocasionado problemas en su trayecto a Cáceres. El helicóptero en el que iba tuvo que aterrizar en un punto más alejado al inicialmente previsto debido a la lluvia, tras intentar tomar tierra en tres ocasiones en distintos lugares. Este accidentado viaje provocó que llegara media hora tarde a la cita.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de ¡Hola!

Gestión anuncios
image beaconimage beaconimage beacon