Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

El primer sábado de Raquel sin Víctor Barrio

Logotipo de Vanitatis Vanitatis 16/07/2016 Ana Sánchez Juárez

Víctor Barrio (29) fue el diestro con el que compartió su vida, ese que paseaba con porte de torero hasta en ropa de deporte, pero que nunca su porte altivo se tradujo en su actitud. Barrio fue el hombre con el que compartió sus sueños hasta el sábado pasado en Teruel. Un toro no le permitió celebrar su entrada en la treintena. Todo el pueblo de Sepúveda está de luto y a muchos de sus íntimos no les va a apetecer pasar la noche de las antorchas que celebra esa localidad este sábado, el primero sin él de una larga lista. La persona que atiende puntualmente a los medios de comunicación sin dejar atrás su dolor es Raquel Sanz (31), que está permanentemente acompañada por su amiga Elena, periodista como ella. 

Víctor Barrio y Raquel Sanz © Proporcionado por Vanitatis Víctor Barrio y Raquel Sanz

Quizás porque Raquel era la jefa de comunicación del hombre al que dio el 'sí quiero' el 11 de octubre de 2014, porque estaba cámara en mano en el tendido fotografiando la faena de su marido cuando tuvo la mortal cogida, porque ha dicho basta ya a los deleznables insultos que las redes sociales vertieron durante su duelo. Quizás por todo eso, Raquel sigue concediendo entrevistas. Unos días con la voz más quebrada. Unas por escrito, otras telefónicas. Haciendo suya la lucha de su marido por que la tauromaquia se escriba con mayúsculas y sin cabezas bajas. 

Fachada del edificio del Registro, en Sepúlveda, con el capote de Víctor Barrio © Proporcionado por Vanitatis Fachada del edificio del Registro, en Sepúlveda, con el capote de Víctor Barrio

Ya no está el capote con la foto de Víctor Barrio en la plaza de España, anclado en señal del luto en el balcón de la fachada barroca del edificio que preside el centro neurálgico del pueblo. Son las fiestas de los Fueros y todo el lugar se llena de pendones medievales. Ya no está el capote de Víctor, pero todo el pueblo habla de ello. De la cogida mortal que todos vieron en directo. En la plaza no hay negocio que no regente la familia de Barrio: la pastelería, la administración de lotería, dos hornos de asar. Víctor y Raquel eran una de las parejas más queridas de Sepúlveda, una localidad segoviana que discurre entre hoces, casas blasonadas medievales y en la que se respira una fuerte afición por los toros. Víctor, el diestro sencillo, y Raquel, la enérgica y guapa periodista que fue la lista más votada cuando se presentó a alcaldesa por el Partido Popular. 

Pregunta: Ahora que parece que se abre por fin una causa contra los que vejan y calumnian con impunidad en las redes sociales. ¿Cómo crees que le gustaría a Víctor que se actuara a partir de ahoranbsp;

Respuesta: Cuando algún compañero recibía una cornada y empezaban a aparecer mensajes de este tipo, él siempre decía que si alguna vez le pasaba a él que actuásemos con contundencia. Y así lo vamos a hacer. Espero que se actúe con toda la fuerza de la ley y en eso estamos, trabajando junto a la Fundación del Toro de Lidia. Con contundencia y con toda el peso de la ley. No se puede permitir esta deshumanización.

P: ¿Tu lucha va a ser a partir de ahora que caiga todo el peso de la ley y que esta sirva para sentar así jurisprudencia?

R: Ya existe jurisprudencia sobre este tipo de ataques en redes sociales sobre otros temas parecidos. Pero esperamos que se llegue hasta el final, valorando incluso tener que cambiar la ley para evitar las lagunas legales que existen en internet sobre estas cosas. Esperamos que se llegue a un punto de inflexión. No puede existir tanta impunidad en estas faltas de respeto y contra la dignidad humana. 

P: Es impresionante cómo ha reaccionado la familia taurina. Algunos toreros, como el Juli, han contestado con dureza y a cara descubierta a los que os han difamado. ¿Cómo has encajado estas reaccionesnbsp;

R: Demasiado educados son. Las reacciones son lógicas y normales. Les duele tanto o más a ellos que a nosotros, la familia. Llevan demasiado tiempo siendo atacados y nadie los ha defendido. Por fin la sociedad se ha dado cuenta de qué lado debe ponerse. Ha sido la gota que ha colmado el vaso.

Raquel, su cuñada Ruth y Víctor (Instagram) © Proporcionado por Vanitatis Raquel, su cuñada Ruth y Víctor (Instagram)

Ella contesta alto y claro. Y se asusta (y emociona) al ver cómo muchos han hecho suyo su dolor. "No son tantas las barbaridades. Son cuatro, la verdad. Pero vamos a dejar de hablar de ellos y que la Justicia haga su trabajo y vamos a fijarnos en lo positivo, que la sociedad en general mire nuestra unión y valore este arte, esta pasión y esta vida. Que mi marido ha entregado su vida por ello y que la gente lo respete, lo valore y lo sepa apreciar", proclama. Mientras, el pueblo repasa los nombres de los grandes toreros que acudieron a la capilla ardiente:el Juli, Talavante,Jose Mari Manzanares, Miguel Abellán, Joselito,Enrique Ponce, Jaime Ostos, Palomo Linares,Cayetano Rivera. "El gran José Tomás", apunta un paisano. Y la lista sigue con el Soro, Ivan Fandiño, Juan José Padilla, Espartaco, Pepín Liria, Miguel Perera... "Y todos los novilleros y matadores menos conocidos. La familia taurina. Los conocidos y los que no", apuntan los socios de la peña que lleva el nombre de Víctor Barrio. 

Todo el pueblo recuerda el discurso de Esther, la madre de Víctor, que hizo llorar a más de uno. Su suegra y ella parecen hechas de otra pasta. Ella se quita mérito. "Lo de su madre es espectacular. Pidió respeto a los toreros, porque es una profesión muy seria, y les dijo a todos los que estaban allí que siguieran luchando por el sueño de su hijo, la profesión por la que su hijo ha muerto. Si ella aguanta, yo aguanto. Pero estamos destrozados. Los padres no querían que fuera torero y él les pidió unos años para cumplir su sueño e intentarlo. Y no se podían negar. Su padre decía que había perdido a un hijo y a un amigo. La realidad es que no estoy sola y eso me ayuda. He vuelto a mi casa, a nuestra casa, pero con gente. Pero no va a ser fácil. Me queda mucho", dice. 

Víctor y Raquel, el día de su boda © Proporcionado por Vanitatis Víctor y Raquel, el día de su boda

Raquel no es la típica mujer de torero, que se esconde en hoteles a rezar, que apaga la tele. Es una mujer que encaró la decisión con aplomo y entusiamo de su marido de dejar su trabajo en un campo de golf en su Grajera natal para lanzarse a la aventura del ruedo. Con 20 años tuvo una carrera meteórica como novillero, que en el año 2011 se tradujo en cuatro tardes en Las Ventas, plaza donde en 2012 tomó también su alternativa como matador. Un sueño en el que su mayor apoyo fue siempre Raquel, que desde el principio compartió codo con codo sus triunfos y también sus sinsabores. Nada más morir ya se mostró valiente y decidida: "Siempre soñamos con la portada de la Puerta Grande de Las Ventas. No pudo ser. Injusta vida. La que se me ha ido contigo". 

P: De todas las muestras de apoyo que has recibido, ¿cuál es el mensaje más reconfortantenbsp;

R: Ninguno llega a ser lo suficientemente reconfortante, pero todos alivian y se reciben con mucho agradecimiento porque también ayudan a caminar hacia adelante y ser un poquito más fuerte. Hay mucha gente al otro lado que desea que estemos en paz y que admiraba y quería a Victor, a un torero. Son momentos horribles y han llegado mensajes realmente bellos. Quiero agradecer también a otras personas influyentes de la política o la cultura que se han molestado en llamarme para darnos ánimos a toda la familia.

P: Te queda la satisfacción de que Víctor, también gracias a tu sacrificio personal, pudo cumplir su sueño...

R: No. Víctor consiguió gran parte de su sueño por su sacrificio personal y yo le he acompañado en ese camino. Aunque quedaba mucho por conseguir. También él me ayudaba a conseguir los míos. Las dos vidas en una misma.

P: ¿De dónde estás sacando las fuerzas para contestar con voz valiente y sincera?

R: Tiene que quedar claro qué es la tauromaquia, que no se le reste ni un gramo de la importancia que tiene. Toda la fuerza nos la está dando Víctor.

Y Raquel sigue recordando anécdotas de su marido. De ese hombre que siempre tenía en el maletero dos capotes y una muleta. Que no paraba de entrenar y de echarle kilómetros: Salamanca, Badajoz, al día siguiente a Sevilla. Al que le picó el gusanillo de los toros en las capeas de los pueblos y ese que una tarde en Riaza se echó a correr en un encierro y encaró un toro a menos de tres metros. "Siendo novillero organizó un partido de fútbol benéfico para recaudar fondos y poder comprar capotes y muletas para los niños y repartirlos en la cabalgata de Reyes. De nuestra casa sobró un montón de metros de moqueta de color granate y un día se le ocurrió recortar muletas, a las que les puso unos estaquilladores (que le hizo un amigo carpintero) para que todos los niños de Sepúlveda pudieran tener una muleta para torear. Era torero, pero ante todo una gran persona. Tenía ese aire tan especial que tienen estos hombres y además era una persona muy humilde y cercana con una gran educación transmitida por sus padres. Estamos recibiendo todo lo que él sembró". 

¿Tienes un dispositivo móvil iOS Android? Descarga la APP de Vanitatis en tu teléfono o tablet y no te pierdas la actualidad de nuestros famosos. Para iOS, pincha aquí, y para Android, aquí.

© Externa
Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Vanitatis

Gestión anuncios
image beaconimage beaconimage beacon