Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Estalla la guerra en 'GH VIP'

Vanitatis Vanitatis 01/03/2016 César Andrés

Carlos Lozano ha entonado el tema que le dedicaba Belén Esteban a Alessandro Lequio en 'Ana Rosa': "pim, pam, pum tengo una pistola, pim, pam, pum que dispara sola, pim, pam, pum tengo un revolver, pim, pam, pum que dispara doble", y se ha armado la de Dios es Cristo en la casa, natural. Si el cuerpo le pide guerra, guerra le tienen que dar. Desde fuera digo, por qué entran al trapo, si es lo que busca, pero ojo, qué difícil obviar a tal mosca cojonera en tan pocos metros cuadrados. 

Carlos Lozano, hablando de sus cosas © Proporcionado por Vanitatis Carlos Lozano, hablando de sus cosas

Todo empezó por un zumo, un zumo de naranja cabe detallar, no había uno para Carlos y no entendía por qué. Raquel se lo intentó explicar, pero perdía el tiempo porque el ex presentador tenía hambre de guerra, de la Gran Guerra, y se llamaron frikis, tontines e idiotines (sí, y cosas peores, mucho peores, cosas muy feas que yo, como soy un chico muy educado, no voy a reproducir).

El uno le preguntó a la otra que por qué estaba en la tele, la otra que por qué no estaba él y para qué queremos más. Julián se metió a defender a Raquel, 'El pequeño Nicolás' pasaba por ahí y como quería su minuto de gloria se enganchó con Rappel, apareció Alejandro y se enzarzamoró llora que llora por los rincones con Laura Matamoros. Belén y Charlotte le metieron el cepillo de dientes a Carlos en el váter, y no le dijeron nada...

Por el uno o por el otro, toda la casa sin barrer. Es decir, dominada por el mal ambiente y con una pérdida, la de Julián, pero esto ya nos lo habían contando el domingo. Qué jodíos estos de 'Gran Hermano VIP', nos dicen el pecado en el 'Debate VIP' y se esperan al 'Límite 48' a contarnos el pecador. Ahora el relity es 'La casa de los líos' pero sin Arturo Fernández ni Florinda Chico. Y sin amor, ni educación, ni humor, ni diversión, ni todas esas cosas que hacen de un formato televisivo un programa de entretenimiento. 

Arturo Fernández y Florinda Chico en 'La casa de los líos' © Proporcionado por Vanitatis Arturo Fernández y Florinda Chico en 'La casa de los líos'

Pero por qué os sorprende todo esto, si uno, que no es Rappel pero acierta más que el futurólogo, ya vaticinó en los albores de este blog que la estrategia de Carlitos, era comportarse como un cuñado (que no es otra cosa que lo que es) para desquiciar uno a uno a todos los concursantes de la casa hasta que se fueran marchando. [Lo puedes leer AQUÍ].

Conclusión: Carlos expulsado. Ha sobrepasado los límites justificables en nombre del show. Y al resto, deberían de darles un toquecito de atención, porque menudo espectáculo bochornoso están interpretando.

Un presentador con una bolsa de viaje © Proporcionado por Vanitatis Un presentador con una bolsa de viaje

¿Tienes un dispositivo móvil iOS Android? Descarga la APP de Vanitatis en tu teléfono o tablet y no te pierdas la actualidad de TV. Para iOS, pincha aquí, y para Android, aquí.

© Externa
Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Vanitatis

Gestión anuncios
image beaconimage beaconimage beacon