Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Fama + diseño de moda: la estrategia de las celebridades para hacer crecer su imperio

Variety LatinoVariety Latino 01/04/2016 Nagidmy Márquez
© Provided by Variety Latino

Por muchos años hemos vistos cómo los famosos no pierden la oportunidad de asociarse, colaborar o, en muchos casos, convertirse en diseñadores de su propia marca. Esto es un fenómeno que ha existido por décadas, pero no es sino hasta recientemente que las celebridades han aprendido a capitalizar y tener mucha más presencia en el mundo de la moda.

Ahondemos un poco en la historia, en 1927, el consagrado tenista francés René Lacoste, fundador de la marca Lacoste, usó su apodo, “El cocodrilo”, como inspiración para el popular logo de la compañía que hasta el día de hoy sigue en vigencia. Sin embargo, esto es minúsculo en comparación con lo que hoy en día están haciendo las celebridades para generar más dinero y cultivar su fama.

Pareciera que todos los días existe una nueva personalidad que se une a la fiebre de las colaboraciones con diseñadores, o bien, se convierten en los diseñadores mismos. Por ejemplo, cuando todo el mundo creía que Beyoncé estaba lista para lanzar su tan esperado nuevo álbum, resultó ser una falsa alarma. El gran anuncio de la cantante era el lanzamiento de su nueva línea de ropa deportiva, Ivy Park. ¿Será que es más rentable la moda que la música?

Zapatero a su zapato, como dicen, aunque también hay que tener en cuenta que todo este fenómeno de las celebridades en la moda ocurre con frecuencia porque los más reconocidos diseñadores son los primeros en buscar a rostros famosos como imagen de sus marcas. Resulta totalmente rentable para el mercado de la moda aliarse con grandes estrellas. Atrás quedaron las colecciones anuales, las marcas tienen que inventárselas para mantener a sus compradores interesados y la manera más fácil es la de añadir a una celebridad a su causa: vender y vender.

Cuando las celebridades son las que crean su propia línea, es también algo muy beneficioso para los nuevos diseñadores quienes tienen la oportunidad de dar a conocer su talento ante un gran número de personas y, claro está, los fanáticos son los primeros en apoyar todo lo que lancen estos artistas.

Madonna es una que no se queda atrás. A pesar de ser una cantante establecida, siempre ha estado involucrada con el mundo de la moda, desde H&M hasta su colección para adolescentes Material Girl, acompañada por su hija Lourdes Lola León. Por cierto, recientemente, Lourdes fue una de las escogidas para “Pop”, la nueva campaña de Stella McCartney.

Penélope Cruz y su hermana menor, Mónica, diseñaron una colección para la marca española Mango que se prolongó durante varias temporadas. Otra muy conocida por sus andanzas en la moda es la ex Spice Girl, Victoria Beckham, quien se ha logrado posicionar como una admirada diseñadora, presentando sus colecciones cada año en el New York Fashion Week.

Uno de los reyes de las colaboraciones con los diseñadores es Pharrell Williams, el músico, cantante y productor ha sido la cara de marcas muy importantes como Adidas, Uniqlo, Moncler, Moynat, Louis Vuitton, entre otras. ¿Nos podemos imaginar lo que gana Williams cada vez que es escogido como imagen?

Bien sea por iniciativa propia, o por asociación con otras marcas conocidas, las líneas que llevan el nombre de una celebridad, en muchos casos, garantizan el retorno de la inversión. La cantante y ahora diseñadora Jessica Simpson ha generado más de mil millones de dólares en ingresos anuales. Simpson no cantó más, se ha dedicado al mundo del fashion.

Está claro que el incluir a un famoso en la moda no siempre significa que la fórmula de ganancias va a funcionar. Por cada Simpson o Beyoncé, también está una Lindsay Lohan o ParisHilton, quienes han prestado su imagen para diferentes marcas y no han logrado generar el mercadeo necesario para mantenerse a flote.

Las celebridades pertenecientes al mundo de la música, el cine y la televisión tienen un alcance privilegiado en los medios y en el marketing, uno más alto que el que la mayoría de los diseñadores de moda puedan alcanzar por sí solos. Por todo esto no es de extrañar que el auge de líneas de moda que llevan nombres de celebridades tenga a la industria revolucionada.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Variety Latino

Gestión anuncios
image beaconimage beaconimage beacon