Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Hortensia Herrero, la mujer en la sombra del dueño de Mercadona

Vanitatis Vanitatis 02/11/2016 M. Bolonio

Juan Roig besa a su mujer ante los ojos de Rita Barberá (EFE) © Proporcionado por Vanitatis Juan Roig besa a su mujer ante los ojos de Rita Barberá (EFE) “Tuve la suerte de conocer a Hortensia. Ella era mucho más estudiosa que yo y eso me motivó a estudiar más si quería salir con ella. Pasé de ser un estudiante regular-flojo a un estudiante regular-bien”. Juan Roig tiene muy presente a su mujer, Hortensia Herrero, en cada uno de sus discursos. Estas bonitas palabras forman parte de uno de ellos, esos que le ha tocado dar en más de una ocasión para tener que explicar cómo ha llegado a convertirse en el segundo hombre más rico de España con un patrimonio valorado en 8.000 millones de euros.

Precisamente este miércoles la revista 'Forbes' presentaba la lista de los más adinerados de nuestro país y aclaraba que la fortuna amasada gracias al imperio Mercadona quedaba repartida a partes iguales entre Roig y su mujer, convirtiendo a esta en la segunda mujer más rica de España. En teoría (y en la práctica) le corresponden casi 4.000 millones de euros, pero cuentan quienes se la encuentran algunos fines de semana en los cines de Valencia que no suele hacer gala de su dinero.

Hija de un militar, conoció a Juan en 1968 cuando ambos estudiaban Económicas en la Universidad de Valencia. Se enamoraron, iniciaron un proyecto de vida en común y sellaron su amor ante la iglesia castrense de Santo Domingo. Fruto de su matrimonio nacieron sus cuatro hijas: Amparo, Hortensia y Carolina, que son mellizas, y Juana. A ellas ha tratado de inculcarle todos sus valores que pasan sobre todo por la austeridad y la humildad.

De hecho, no se le conocen gustos caros. Hortensia prefiere dejar de lado esas fiestas vips en las que sí que se codean otras compañeras de la lista Forbes como Alicia Koplowitz © Externa Carmen Thyssen y dedicarse en cuerpo y alma a la fundación que preside. En ella abandona ese papel discreto que ocupa en Mercadona y se convierte en el motor y la cara visible de cada una de las causas que lleva a cabo su entidad, que, por cierto, lleva su nombre y se financia solo con su patrimonio personal. Por ejemplo, Hortensia se encarga de seleccionar los proyectos que quiere subvencionar y eso parece ocuparle buena parte de su agenda. Entre esos proyectos suele estar la rehabilitación de edificios religiosos como la cubierta de la iglesia de San Nicolás que, tras convertirse en objetivo de esta valenciana, ha pasado a llamarse la capilla Sixtina de la capital del Turia.

Poco amiga de los flashes y los micrófonos, son algunos testigos los que dan pistas de cómo es en las distancias cortas la mujer de Juan Roig, una de las mujeres más ricas de España. Según se ha publicado en algún medio local, Hortensia se desplaza hasta el lugar en el que trabajan sus compañeros, se pone el casco, la bata de obra y, desde el andamio, supervisa personalmente cómo avanza su proyecto.

Se declara una amante del arte en general, una pasión que compagina con su espíritu fallero y el amor por su familia. Los Roig Herrero son una familia unida que hasta la fecha no han desatado ningún escándalo. Hallando ese equilibrio perfecto que separa la discreción del secretismo, Juan Roig ha declarado que Hortensia, su mujer, es un pilar fundamental en su vida personal y profesional y una consejera ideal a la hora de marcar el rumbo que debe seguir la cadena que ambos presiden. Mercadona es cosa de dos.  

Más en MSN:

Así es el apartamento de la Trump Tower donde duerme Mar Flores

Amancio Ortega, Juan Roig y Rafael del Pino son las tres mayores fortunas de España, según Forbes


Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Vanitatis

Gestión anuncios
image beaconimage beaconimage beacon