Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Juliana Awada y el selfie que revoluciona Argentina

Logotipo de Vanitatis Vanitatis 30/01/2016 M. B.

Su porte, su clase y su saber estar ya han conquistado a buena parte de los argentinos. Juliana Awada, la primera dama del país, ya recibe elogios a solo un mes de su entrada triunfal en la Quinta de los Olivos, la residencia oficial del presidente, Mauricio Macri, y no solo por su imagen. Al margen de sus comentados 'looks' y derroche de glamour, el pueblo porteño ahora se rinde también ante la humildad de Awada, a quien se le ha sorprendido haciendo la compra en un supermercado.

“No soy de hacer esto pero me asombró la simpleza de esta mujer. Estaba en la cola de la pescadería de un supermercado del barrio chino y una persona le suelta un 'corre el changuito (aparta el carro de la compra) que no paso'. Ella, obvio, lo corrió, demás está decirlo. Bueno, vamos a ponerlo claro, me saqué una foto con la Primera Dama. 28.01.2016 20:33”, escribía uno de los clientes del centro comercial con el que Juliana se fotografió amablemente.

Curiosamente la imagen enseguida se hizo viral y dio la vuelta al país. Los comentarios hacia la esposa de Macri no se hicieron esperar y pronto se popularizó en las redes “yo también quiero una foto con la Primera Dama”. Sin embargo, pese a que la mayoría de los comentarios alababan la discreción de Awada y el hecho de que haya continuado yendo a la misma pescadería a la que iba cada semana antes de que su marido alcanzase la presidencia de Argentina, su foto en el supermercado también ha generado algunas opiniones negativas, a las que el autor del 'selfie' ha querido responder. “Juro que la intención mía al subir esta foto fue simplemente valorar el gesto humano que Juliana Awada tuvo, que, siendo esta la mujer del presidente (sea este del color que sea), bien podría haber hecho otra cosa. Dejaron comentarios muy fuera de lugar y no quería que empiecen a discurrir en mi foto así que los borré… Hagan lo que quieran, es una pena”, escribía quien responde al nombre de Ramiro en las redes sociales.

Reforma de su residencia oficial

La Quinta de Los Olivos © Proporcionado por Vanitatis La Quinta de Los Olivos

Mientras su imagen en un supermercado revoluciona Argentina, Juliana continúa inmersa en las labores de reforma de su nuevo hogar, la Quinta de los Olivos, que al parecer había quedado en mal estado. Los medios argentinos informaban esta semana de que es la propia esposa del presidente la que se está encargando de supervisar personalmente las obras de remodelación de la vivienda a la que planean mudarse a mediados de febrero.

Con el reloj jugando en su contra, Juliana ha dejado las reformas en manos de una popular decoradora, Paz Caradonti, una de las profesionales más reputadas del país, famosa por haber sido la artífice de grandes bodas y eventos sociales. “Juliana es la que dará vida a Olivos”, dicen fuentes del entorno de la familia, que saben que con los Macri Awada se abre una nueva era, al menos entre las paredes de la Quinta.  

¿Tienes un dispositivo móvil iOS Android? Descarga la APP de Vanitatis en tu teléfono o tablet y no te pierdas la actualidad de nuestros famosos. Para iOS, pincha aquí, y para Android, aquí.  

© Externa
Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Vanitatis

Gestión anuncios
image beaconimage beaconimage beacon