Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

La industria musical calificó a 'OT' de "formato degradante y máquina de churros"

Vanitatis Vanitatis 22/10/2016 A. Funes

Joaquín Sabina, Enrique Bunbury, el Gran Wyoming o Christina Rosenvinge fueron algunos de los más 100 artistas que en 2002 firmaron un duro manifiesto contra ‘Operación Triunfo’ promovido por la asociación de Periodistas Especializados en Música, Ocio y Cultura. El fenómeno de la primera edición había pasado sin que nadie relevante se lanzase a criticar el formato, pero con la segunda edición y el asentamiento de la franquicia en TVE, los artistas del manifiesto aseguraban sin paños calientes que el programa era un mero "negocio puro y duro en el que se ventilan muchos millones sin ninguna otra consideración al margen”. El título del manifiesto ya evidenciaba su tono implacable: "Otro timo no".

El duro comunicado también lanzaba dardos contra el programa por hacerles creer a los concursantes que una carrera discográfica tenía un recorrido y un inicio como el que enseñaban en 'Operación Triunfo'. Los firmantes calificaban el 'reality' como una "falsificación del hecho musical, haciendo pasar como música de calidad lo que no son más que ejercicios de amateurs e imitadores". No obstante, quisieron dejar claro que no tenían nada contra los alumnos de la academia, por los que se mostraban más comprensivos: "Nuestras simpatías siempre estarán con los que comienzan en el azaroso mundo de la música, incluidos los concursantes de Operación Triunfo, pero no con los que orquestan negocios ventajistas". 

'Operación Triunfo', monopolio musical de TVE

Los artistas del manifiesto 'Otro timo no' también se mostraron muy críticos con los cantantes consagrados que actuaban durante las galas del programa o visitaban a los participantes en la academia. "Lamentamos comprobar que importantes compañías discográficas y artistas de prestigio se apunten a dar credibilidad a una propuesta degradante por arañar, respectivamente, un dinero facilón y unos minutos de prime time". Por culpa de este universo musical televisado paralelo al tradicional, el manifiesto hablaba de unas consecuencias devastadoras para la industria como el "hundimiento de pequeñas compañías discográficas, empobrecimiento del catálogo de las majors o la reducción de la oferta musical".

Por otro lado, el comunicado vertió duras críticas contra TVE (por aquel entonces denominada 'el ente'), clamando contra la "utilización de los enormes medios de la televisión pública, aquella que pagamos entre todos con nuestros impuestos, para el lanzamiento de un negocio estrictamente privado”. También denunciaban el exceso de protagonismo de la música procedente de la factoría de ‘Operación Triunfo’ que en su opinión "monopolizaba el prime time de TVE para la promoción de productos colaterales de ese negocio".

La máquina de churros y caspa de Manolo García

El manifiesto de los artistas vino pocas semanas después de que se produjera el primer gran ataque hacia el programa por parte de un cantante consagrado de nuestro país. El compositor Manolo García redactó un durísimo comunicado tras ver una actuación en la que dos participantes de ‘Operación Triunfo 2’ versionaban su tema 'Pájaros de barro'. Para el excomponente de El Último de la Fila, el 'reality' no era más que "caspa y una máquina de hacer churros, o sea dinero, perfectamente orquestada. Eso y solo eso. Para mí la música es otra cosa".

© Externa

Por otro lado, García reclamaba al programa que no quería que su canción "aparezca en un programa ni en un disco de 'OT" y aunque entendía que el 'reality' cumplía con los requisitos legales y de derechos de autor, para utilizar su canción no contaba con su aprobación. Su comunicado tachaba al programa de "circo" ante lo que consideraba un engaño para los espectadores y para los propios aspirantes a convertirse en estrellas de la música.

Ramoncín, de enemigo de 'OT' a jurado

Uno de los casos más curiosos vinculados con los ataques a 'Operación Triunfo' viene por parte de Ramoncín, quién curiosamente pasó de firmar el manifiesto en 2002 a ser jurado de 'Operación Triunfo' en 2009, cuando la séptima edición del 'reality' se emitía en Telecinco presentado por Jesús Vázquez. Un viraje curioso, que el cantante justificó ante una supuesta manipulación informativa en torno al citado manifiesto. Según Ramoncín su protesta se centraba en que "no era admisible que una televisión pública participase en un negocio privado", en alusión a la venta de discos de versiones de los cantantes de ‘Operación Triunfo’.  El cantante defendía su presencia en ‘Operación Triunfo 7’ porque en 2009 el programa se emitía en una cadena privada, en este caso propiedad de Mediaset.

Nina: "Las críticas fueron desproporcionadas"

Getmusic, productora de 'Operación Triunfo', no quiso responder en 2002  al aluvión de críticas de la industria. Sin embargo, Nina, directora de la academia en varias ediciones el programa, declaraba recientemente que "fue totalmente desproporcionado culpar al programa del desastre que empezaba a arrasar con la industria discográfica de este país". En opinión de Nina, cuando se produjeron las críticas por parte de artistas reconocidos, la industria musical ya estaba inmersa en la era digital, lo que llevó "a muchos sectores, no solo al discográfico, a reconsiderar, reformular y reinventar el modelo de negocio".

A pesar de las duras palabras contra ‘Operación Triunfo’, Nina asegura que lo vivió "con mucho humor" y que fue un "gran espectáculo ver salir como ratas de sus escondrijos a productores, agentes artísticos y demás especímenes para ver qué pillaban”. La cantante recalca que aquellos cantantes que "tanto se quejaron fueron los que no se llevaron qué comer a la boca".

Tienes un dispositivo móvil iOS Android? Descarga la APP de Vanitatis en tu teléfono o tablet y no te pierdas nuestros consejos sobre moda, belleza y estilo de vida. Para iOS, pincha aquí, y para Android, aquí.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Vanitatis

Gestión anuncios
image beaconimage beaconimage beacon