Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

La marquesa de Núñez se aferra al título (y su tesoro): "No tememos a la prueba de ADN"

Vanitatis Vanitatis 05/03/2016 Ana Sánchez Juárez

Hace unas semanas conocimos que un emblemático edificio decimonónico en pleno corazón del barrio madrileño de Chamberí escondía una apasionante historia: la lucha por el marquesado de Núñez, que lleva pareja la propiedad de este imponente inmueble de 2.000 metros cuadrados construidos y casi 3.000 de suelo, que ocupa el Instituto Homeopático y Hospital San José. Descubrimos que llevaban desde la década de los 90 envueltos en una maraña de litigios en los que el instituto, convertido en fundación consagrada a la homeopatía y la atención de las personas necesitadas, intentaba no perder la titularidad del edificio frente a la actual IV marquesa de Núñez, María José Fernández, una mujer anónima que vive en Zaragoza, que quiere venderlo a toda costa. Y descubrimos también que, según el fundador de esta institución, José Núñez Pernía, el médico homeópata de Isabel II y primer marqués de Núñez, el que fuera titular del marquesado tendría también la facultad de beneficiarse en una hipotética extinción de esta fundación, que tiene un variado glosario de patronos que van desde el arzobispo de Madrid a la delegada del Gobierno en la capital y algunos grandes de España.

Presunto linaje del marqués de Núñez (Vanitatis) © Proporcionado por Vanitatis Presunto linaje del marqués de Núñez (Vanitatis)

En medio, se exhumaron el pasado 18 de febrero tres cadáveres del siglo XIX y XX con los que la fundación quiere demostrar que hay un legítimo marqués de Núñez que no es la hoy titular, sino un descendiente (el médico madrileño Alfredo García-Alix) de una supuesta hermana mayor de la bisabuela de la mujer que actualmente tiene el título. Todo con un transfondo de amoríos prohibidos: tanto la actual marquesa como el pretendiente supuestamente no descienden de un matrimonio del primer marqués. Y la prueba de ADN pretende demostrar que el que fue médico de cámara de Isabel II tuvo una relación extramatrimonial con Julia Fano Menéndez y que los que pleitean por el título son los descendientes de dos de las hijas que tuvo el noble con ella. La marquesa actual sería bisnieta de la hermana menor: Josefa de la O, y el pretendiente de Carmen, la mayor. Pero hasta que la ciencia lo corrobore son todo suposiciones.

Si quiere saber con detalle quién es quién en la pugna por el marquesado de Núñez, pinche aquí

Una joya inmobiliaria y unos amoríos extramatrimoniales

Tras un rastreo en la guía telefónica (hay muchas Mariajosés Fernández, pero no todas son nobles) localizamos a la marquesa de Núñez, que amablemente nos coge ella misma el teléfono. "Le agradezco nos dejen dar nuestra versión", nos dice, y nos dirige a su letrado. Resumir más de 20 años de litigios y recursos no es fácil ni siquiera para el abogado, que cita uno y otro saltando las fechas. Lo que afirman es que la actual marquesa es hermana del segundo marqués e hija de un hermano de Julia Fano y no admiten por ningún lado ser descendientes ilegítimos del médico de Isabel II. Cuentan que desde que en 1980 Jaime Fernández "consiguió" recuperar el título de marqués de Núñez han intentado extinguir la fundación, ya que "no cumple sus objetivos. No se dedican a fomentar ni desarrollan ni estudian la homeopatía, no curan a los pobres y no hacen nada de nada. Tenían hace años un acuerdo con una universidad y eso estaba lleno de estudiantes americanos", afirma el abogado Matías Fernández-Figares.

Fachada principal del edificio joya del Instituto Homeopático y Hospital San José de Madrid (ASJ) © Proporcionado por Vanitatis Fachada principal del edificio joya del Instituto Homeopático y Hospital San José de Madrid (ASJ)

Este letrado además manifiesta (y aporta la documentación) que en septiembre de 2005 la Audiencia Nacional les dio la razón, aunque la firmeza la adquirieron en 2007. "Desde entonces la maraña de recursos es descomunal. Incluso en julio de 2013 la misma Audiencia mandó un auto al Registro de la Propiedad para que se pusiera el inmueble a nombre de la marquesa y el 9 de septiembre la Audiencia rectificó no sé por qué causas. Ahora estamos esperando de nuevo. Se desestimó el último recurso de ellos en noviembre de 2015 y estamos esperando a que la Audiencia se pronuncie. Esperemos que todo se resuelva antes de Semana Santa".

Pregunta: ¿Cómo les afectaría si el ADN demuestra que la actual marquesa desciende de la hermana pequeña del pretendiente? 

R: No tememos a la prueba del ADN. Esa prueba no es válida en este procedimiento, aunque la haya admitido el juez. No pueden tirar abajo la filiación actual. Eso sería un nuevo procedimiento y es totalmente ajeno a los hechos que se plantean en la demanda, que dirime la devolución del inmueble a la marquesa.

P: ¿Saben que el inmueble es Bien Cultural y que lo rehabilitó hace más de una década la Comunidad de Madrid siendo presidenta Esperanza Aguirre?

R: Desconozco la calificación que tiene, pero nosotros ya pusimos en conocimiento en su día a la Audiencia Nacional que la rehabilitación del edificio se estaba llevando a cabo sin el consentimiento de la legítima propietaria.

P: ¿Si consiguieran la titularidad al ser un bien protegido en el que se ha invertido dinero público no podrían eliminarlo?

R: Tendríamos que estudiar la legislación en ese punto. Lo importante aquí es que la marquesa que tiene la titularidad recupere la posesión del edificio. La fundación no hace más que entorpecer como sea que vuelva a manos de la marquesa. 

El primer marqués de Núñez y la supuesta madre de sus hijos, Julia Fano (Fotomontaje: Vanitatis) © Proporcionado por Vanitatis El primer marqués de Núñez y la supuesta madre de sus hijos, Julia Fano (Fotomontaje: Vanitatis)

La mediación del duque de Tovar, el estafador de la nobleza

Por su parte, desde el Instituto Homeopático explican que la titularidad la tienen ellos (y lo demuestran con pruebas documentales) y que nunca se pudo aplicar la sentencia de 2005 de la Audiencia Nacional, que ganó firmeza en 2007, porque Jaime Fernández, el tercer marqués, falleció en 2006. "Ocultaron este hecho, nos enteramos por casualidad y la sentencia no podía aplicarse porque no había titular. No se concretó hasta 2011 la sucesión en la persona de su hija Maria José Fernández. En este litigio estamos pidiendo la personación de la Comunidad de Madrid en la causa para que se pueda aplicar el derecho de tanteo otorgado al Estado al ser un edificio protegido (Bien de Interés Cultural)", explica Félix Antón, patrono secretario de esta entidad, que con el paso de los años se ha convertido en un arduo defensor de la causa y experto conocedor de esta intrincada y apasionante familia.

Documento legal que define la titularidad del Instituto Homeopático (Vanitatis) © Proporcionado por Vanitatis Documento legal que define la titularidad del Instituto Homeopático (Vanitatis)

Antón no deja de recordar que Jaime Fernández, según él y mientras el ADN no lo demuestre, era nieto de la hija menor e ilegítima del primer marqués. "Jaime consiguió ser marqués de Núñez en 1980 gracias a la mediación del duque de Tovar, que fue condenado por presunta manipulación en títulos nobiliarios en 1986. Pagó y lo tuvo, algo que no consiguieron ni su abuela ni su padre. La ciencia nos dará la razón y se verá que el pretendiente y la marquesa descienden de dos hijas del marqués, que son hermanas y que Alfredo García-Alix, que no tiene ningún tipo de ambición económica y solo quiere preservar la fundación, es el bisnieto de la hija mayor del marqués.Y según los estatutos, el marquesado conlleva la condición de patrono nato de la fundación y estaríamos encantados en recibirle", detalla con vehemencia.

Sobre la acusación de la marquesa relativa a la inactividad del centro, él se defiende: "No hemos parado de trabajar. Y sí, hubo estudiantes cuya nacionalidad ignoramos. La Universidad de Alcalá ocupó espacios propiedad de esta fundación de septiembre 2010 hasta el mismo mes de 2013, continuada por su asociado CIFF hasta 28 de febrero de 2014, en razón de un convenio marco y un convenio de colaboración, suscritos con esta fundación, que permitía la utilización de nuestras dependencias para sus actividades docentes. Mantuvimos nuestra presencia en el hospital impartiendo clases y actividad en algunas aulas en modo continuado. No tenemos nada que ocultar y confiamos plenamente en la justicia". La historia, a falta del resultado de las pruebas de ADN, sigue con un final abierto.

¿Tienes un dispositivo móvil iOS Android? Descarga la APP de Vanitatis en tu teléfono o tablet y no te pierdas la actualidad de nuestros famosos. Para iOS, pincha aquí, y para Android, aquí. 

© Externa
Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Vanitatis

Gestión anuncios
image beaconimage beaconimage beacon