Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

La receta de Kim Kardashian para evitar la depresión posparto: tomarse su placenta en pastillas

Vanitatis Vanitatis 16/12/2015 Eva Bárcena

Todas las madres de recién nacidos se preocupan por darle lo mejor a su bebé. Cuidan su alimentación para producir la mejor leche posible, luchan contra la depresión posparto y controlan sus hormonas en unos días tan fundamentales para su hijo. Y todo eso Kim Kardashian lo hace con unas pastillas especiales, creadas por y para ella, y que puede anunciar en su Instagram sin miedo a que la FDA se le eche encima por promocionar ciertos medicamentos. Tal y como revela 'Page Six', la 'socialite' se toma su propia placenta encapsulada

Kim ha explicado en su página web que con este método ha obtenido "muy buenos resultados evitando cualquier síntoma de depresión, además me aporta mucha energía. Cada vez que me tomo una pastilla, me siento más sana". Kardashian ha recurrido a la doula Joni Lucarelli, una reputada 'encapsuladora de placentas' que desde hace seis años ofrece este curioso servicio por 300 dólares, al margen de sus honorarios como guía a la hora del parto.

© Externa

"Creo que he hecho esto hasta con 500 placentas", ha revelado Lucarelli en el medio norteamericano. Según ella, "hay estudios que demuestran que las mujeres que ingieren su placenta y la devuelven a sus cuerpos mejoran la producción de leche, tienen más energía y no tienen depresión posparto". Tras el parto, Lucarelli recoge la placenta en el propio hospital y la prepara en su casa. Sus clientas pueden elegir un método tradicional chino, en el cual se mezcla el órgano con limón y pimienta para luego deshidratarlo, o simplemente deshidratarlo, opción que ha preferido Kim Kardashian.

El tamaño de la placenta determinará el número de cápsulas que se realizan, "normalmente entre 100 o 200", según Lucarelli. "La mayoría de las madres toman tres al día hasta que se terminan, aunque a las primerizas les recomiendo que se lo tomen con más calma". Incluso se pueden guardar para futuros cambios hormonales como la menopausia, ya que para conservarlas basta tenerlas en la nevera.

Descarga la APP de Vanitatis en tu móvil o tablet y no te perderás nunca la actualidad del corazón en España.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Vanitatis

Gestión anuncios
image beaconimage beaconimage beacon