Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

La reina Máxima arrasa en el Koningsdag: las 6 claves de esta celebración

Vanitatis Vanitatis 27/04/2016 N.Tiburcio

Como cada 27 de abril desde hace tres años, y coincidiendo con el 49 cumpleaños del soberano, Guillermo Alejandro y Máxima han celebrado su tercer 'Koningsdag'  Koningsdag como reyes de Holanda. Desde que Beatriz abdicó, este día ha pasado de llamarse Día de la reina a Día del Rey. En esta ocasión, la ciudad escogida para el desarrollo de las celebraciones fue Zwolle, una ciudad ubicada al este de los Países Bajos. Entre cantos, vítores y aplausos, los reyes, sus tres hijas y el resto de la familia Orange han recibido el cariño de su pueblo, que siempre se vuelca en estos festejos. Hoy en Vanitatis repasamos los seis momentos clave de esta histórica celebración.

Boceto del conjunto de Máxima © Proporcionado por Vanitatis Boceto del conjunto de Máxima

1. Máxima, perfecta y protagonista

Como ya viene siendo habitual en los actos de la familia real holandesa, la argentina se convirtió en la verdadera protagonista. Máxima sabe a la perfección que este es uno de los grandes días del país y por ello no deja ningún cabo suelto y mucho menos en lo que tiene que ver con el estilo. La reina ha dado una imagen de perfección con un look de Natan formado por una falda amplia con estampado de inspiración años 50, una camiseta y una rebeca fucsia, un clutch con la  tela de la falda, unos salones en fucsia y una pamela de rafia.

2. Princesitas 'made in Spain'

Una vez más, las hijas de los reyes vistieron ropa española. Laprincesa Alexia llevaba un vestido de guipur blanco de la firma Zara que cuesta tan sólo 25,95 euros y puede adquirirse a través de la web. Por su parte, la princesa Ariane lucía un vestido en tonos beis con estampado de flamencos de Pili Carrera. Cabe recordar que Pili Carrera fue la marca que Máxima eligió para vestir a sus hijas el día de la entronización y desde entonces se ha convertido en una de sus favoritas y también de otras royals como Victoria de Suecia o Mary de Dinamarca.

Los vestidos de Alexia y Ariane © Proporcionado por Vanitatis Los vestidos de Alexia y Ariane

3. La cojera de Alexia: esta era la primera aparición pública de la hija mediana de los reyes tras el accidente de esquí que sufrió en la estación de Lech (Austria) y que provocó que la tuvieran que intervenir quirúrgicamente de la pierna. Aunque ya está bastante recuperada, lo cierto es que a Alexia todavía le costaba un poco andar con normalidad. "Fue un golpe muy grande y me dolió mucho, pero ya estoy casi recuperada", ha asegurado la pequeña princesa a la prensa. 

La princesa Alexia de Holanda © Proporcionado por Vanitatis La princesa Alexia de Holanda

4. Laurentien se inspira en Mary

​La princesa Laurentien, esposa del príncipe Constantin y cuñada de los reyes, eligió para la ocasión un abrigo en dregradé negro y blanco de la firma Missoni. La prenda nos resulta más que familiar, pues Mary la tiene idéntica en su armario. La danesa la estrenó a principios de año durante un viaje a Catar y la repitió hace relativamente poco en la visita de Estado que el presidente de México y Angélica Rivera hicieron a Dinamarca. ¿A quién le queda mejor?

5. Bernardo recuperado: la celebración del Día del Rey dejó una imagen muy alentadora. El príncipe Bernardo, hijo de la princesa Margarita y por tanto primo hermano de Guillermo Alejandro, reaparecía totalmente recuperado del cáncer linfático que sufría desde hace un par años. Fue en 2013 cuando la casa real holandesa comunicó que el sobrino de la ahora princesa Beatriz sufría esta enfermedad. Desde entonces, Bernardo estuvo recibiendo quimioterapia hasta que hace pocos meses le comunicaron que el cáncer había desaparecido. 

El príncipe Bernardo © Proporcionado por Vanitatis El príncipe Bernardo

6. La ausencia de Mabel: aunque se esperaba con muchas ansias que la esposa del príncipe Friso reapareciera en el Koningsdag, finalmente no ha sido así. Desde que su marido sufrió aquel accidente de esquí que meses más tarde le provocó la muerte, Mabel no suele asistir a grandes celebraciones a pesar de que su relación con Guillermo Alejandro y Máxima es muy cordial. La cuñada de los reyes prefiere mantenerse en un segundo plano y creyó conveniente no acudir a los festejos, al igual que hizo su suegra, la ahora princesa Beatriz.

Este miércoles, coincidiendo con el 49 cumpleaños del soberano, Guillermo Alejandro y Máxima celebraban su tercer Koningsdag (Día del Rey) como reyes de Holanda. En esta ocasión, los festejos se desarrollaron en Zwolle, una ciudad ubicada al este de los Países Bajos. Entre cantos, vítores y aplausos, los reyes y sus tres hijas han recibido el cariño de su pueblo. Hoy en Vanitatis repasamos los cinco momentos clave de esta celebración. © EFE Este miércoles, coincidiendo con el 49 cumpleaños del soberano, Guillermo Alejandro y Máxima celebraban su tercer Koningsdag (Día del Rey) como reyes de Holanda. En esta ocasión, los festejos se desarrollaron en Zwolle, una ciudad ubicada al este de los Países Bajos. Entre cantos, vítores y aplausos, los reyes y sus tres hijas han recibido el cariño de su pueblo. Hoy en Vanitatis repasamos los cinco momentos clave de esta celebración.
Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Vanitatis

Gestión anuncios
image beaconimage beaconimage beacon