Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Los pros y contras de dar a los niños un e-book frente a un libro 'de verdad'

¡Hola! ¡Hola! 10/09/2016 hola
http://www.hola.com/imagenes/ninos/2016090988259/libros-electronicos-o-de-papel/0-389-75/ninos-libros-01-z.jpg © Proporcionado por Hola http://www.hola.com/imagenes/ninos/2016090988259/libros-electronicos-o-de-papel/0-389-75/ninos-libros-01-z.jpg

El próximo 13 de septiembre se cumplen 100 años del nacimiento de Roald Dahl, quizá uno de los autores más queridos y leídos por niños de todo el mundo, con permiso de J.K. Rowling. Los libros y cuentos del escritor británico han sobrevivido impasibles durante generaciones (aunque posiblemente también lo harán los de 'Harry Potter'), inspirando mundos de fantasía, historias mágicas e incluso películas, la más reciente el estreno veraniego de Steven Spielberg, 'Mi amigo el gigante'.

Roald Dahl es uno de los mejores ejemplos de por qué los libros de papel son tan importantes para los niños: los libros que conectan de verdad con ellos tienen el potencial de convertirse en una de sus primeras posesiones preciadas, y son objetos de verdad, que pueden tocar, llevarse a la cama, coleccionar y revisitar a medida que se hacen mayores. Las ventajas de la presencia física del libro para el niño ya las recogía recientemente un artículo del diario The New York Times que centraba su atención en la importancia de tener libros 'de verdad' en casa desde que son muy pequeños, bebés, porque son objetos diseñados específicamente para que los niños los toquen, los babeen e incluso los mordisqueen o tiren al suelo. Es decir, son experiencias que trascienden varios sentidos, no sólo el del oído, que suele ser el que asociamos más inmediatamente a las lecturas en voz alta en edades tempranas.

Entre las muchas interacciones que proporcionan estos libros a los padres con sus bebés, recuerda el artículo, está la que quizá sea la más esencial, que es la de crear un lazo a base de preguntas y respuestas, señalar palabras e imágenes, e incluso hacer sonidos a medida que vamos leyendo. En 2014, una serie de estudios sobre el impacto de los libros electrónicos en niños pequeños ya subrayaba algunas de las ventajas e inconvenientes de estos dispositivos de lectura frente a los de papel, que además suelen darse de forma paralela. Un ejemplo: en los niños con problemas de aprendizaje, algunas de las características de los libros electrónicos ayudaban a establecer la conexión entre imagen y palabra, especialmente en los libros de realidad aumentada y los libros animados; al mismo tiempo, los libros con un exceso de interacciones y juegos pueden distraer al pequeño de la lectura o incluso causar una 'sobrecarga cognitiva', que ralentice el proceso de aprendizaje.

LA EXPERIENCIA DE LECTURA ES DIFERENTE EN PAPEL QUE EN UN E-BOOK

Con estos libros, además, la experiencia de la lectura tiende a ser más individualizada, ya que el niño no necesita a una persona mayor para que le explique cosas o haga sonidos: no significa que no estemos con ellos el 100% de las veces, pero ya no es totalmente necesario que cuenten con nuestra presencia para interactuar con el libro. De hecho, los papás y mamás que juegan con juguetes electrónicos utilizan menos palabras en sus interacciones que con los juguetes tradicionales, y esto es especialmente acusado en el caso de los libros con ilustraciones, que suelen tener un impacto fundamental en la mente de los jóvenes lectores a la hora de meterse en una historia. O lo que es lo mismo: no resulta tan enriquecedor para la mente y la imaginación de los niños el apretar un botón en el libro, como el imaginarse todos los posibles escenarios de algo descrito oralmente con palabras.

Entonces, ¿cuáles son las ventajas de tener un e-book en casa? Aunque tener libros de verdad a mano sea esencial tanto para establecer una relación intelectual como emocional entre los niños, sus libros y los padres, los libros electrónicos también tienen sus propios pros, y puede resultar útil el tener un dispositivo cerca, aunque sea de carácter familiar, compartido por todos. De hecho, algunos formatos de libro electrónico disponen de suscripciones y cuotas de lectura en familia, que a menudo pueden consultarse en streaming, y que permiten descargar todo tipo de libros por un tiempo limitado pagando una cuota fija.

Más ventajas: aunque en niños pequeños el libro físico aporte un tipo de interacción difícil de sustituir con uno electrónico, en niños más mayores, nativos digitales, el e-book puede ser la solución para quienes no les gusta leer, pero sí pasar horas delante de la pantalla de un teléfono o una tableta. La experiencia de lectura es distinta, y es posible que un 'peque' amante de las nuevas tecnologías se anime a la lectura 2.0 si el soporte es electrónico. La variedad de formatos, teniendo acceso en casa a libros de papel y electrónicos, también puede ser una puerta de entrada a otras formas de lectura, por ejemplo revistas y periódicos, cómics, audiolibros o podcasts de lectura.

Lo mismo sucede si tenemos en cuenta las ventajas que proporciona un libro 'personalizable', en el que los tipos de letra y tamaños se pueden cambiar, donde podemos subrayar las partes que nos parezcan importantes sin estropear el libro, e incluso consultar palabras que no sabemos en un diccionario con solo colocar el dedo sobre una palabra, o la Wikipedia, si el dispositivo está conectado a Internet. La ventaja definitiva: si los 'peques' se terminan el libro que estaban devorando y quieren empezar otro, basta con encontrar una conexión wifi para poder adquirir nuevos tomos, que aparecen directamente en el dispositivo en pocos segundos, con precios más bajos que el formato en papel.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de ¡Hola!

Gestión anuncios
image beaconimage beaconimage beacon