Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Mette-Marit de Noruega luce sus dos peores looks de todos los tiempos

Vanitatis Vanitatis 11/10/2016 Núria Tiburcio

No ganamos para disgustos con Mette-Marit de Noruega. Desde hace unos meses, la princesa heredera nos tiene muy preocupados con sus elecciones de vestuario. En los escasos actos que preside, la esposa de Haakon siempre suele decantarse por estilismos inadecuados de gusto cuestionable. Incluso la hemos visto acudiendo a eventos de etiqueta con zapatillas o botas de agua. En mayo, la casa real noruega quiso acallar los comentarios y aseguró que Mette-Marit estaba pasando por una mala racha relacionada con una hernia discal que sufre. Sin embargo, tres meses después, la princesa sigue con sus 'looks' antiestéticos y esta misma semana se ha superado.

El presidente de Singapur, Tony Tan Keng Yamy, y su esposa se encuentran realizando una visita de Estado a Noruega de tres días de duración. Los reyes Harald y Sonia fueron los encargados de darles la bienvenida. En estos actos estuvieron también presentes los herederos y Mette-Marit destacó con un modelito imposible. La princesa rescató de su armario un abrigo morado con estampado dorado de Alberta Ferretti que combinó con un vestido en otros dos tonos de lila, medias también moradas, tocado 'pill box' a juego, 'clutch' de terciopelo de Prada y salones de la misma firma.

La princesa junto a su suegra (Gtres) © Proporcionado por Vanitatis La princesa junto a su suegra (Gtres)

En Vanitatis nos hemos puesto en contacto con Ana Iriberri de Aiasesoresdeimagen, experta en asesoría de imagen, quien nos da las claves de este poco acertado atuendo. "El modelo elegido no es el más adecuado, ya que el abrigo, incluso estando en tendencia, le queda pequeño. Además, el vestido con el que lo combina al ser plisado le proporciona mayor volumen y el lazo, con ese tipo de lazada tan ancha y en ese color, le da demasiada seriedad y aparenta más de los 43 años que tiene", asegura Iriberri. 

El vestido de Sandra Monsour © Proporcionado por Vanitatis El vestido de Sandra Monsour

Pero hay más. Esa misma noche se celebró en el Palacio Real de Oslo una cena de gala en la que Mette-Marit llevó un modelito todavía peor al de la mañana. La princesa estrenó un vestido blanco con detalles orientales de la diseñadora suiza Sandra Monsour valorado en 2.742 euros que nos recuerda al vestuario lucido por las protagonistas de 'Los otros'. "Hay que reconocer que es un vestido muy difícil de lucir. Lo primero porque no tiene apenas forma alguna y lo segundo es que ese color, dada la claridad de su piel y cabello, le es muy poco favorecedor", nos explica Iriberri. A pesar de llevar puesta la valiosa tiara de las amatistas, una diadema que el rey Harald le regaló a su esposa en los años 90, su 'look' es incalificable.

Hemos preguntado a Ana Iriberri por este cambio (a peor) de estilo de la princesa: "No podemos negar que Mette-Marit ha ganado peso y su rostro no luce en los últimos meses como habitualmente. Uno de los aspectos que creemos que debe mejorar es el tema del uso de un sujetador de manera adecuada. Estamos viendo cómo últimamente siempre muestra un busto poco favorecedor en un persona todavía tan joven. Normalmente estos momentos de dejadez en la imagen están asociados a un bajo estado de ánimo o de desmotivación general", explica. 

¿Tienes un dispositivo móvil iOS Android? Descarga la APP de Vanitatis en tu teléfono o tablet y no te pierdas nuestros consejos sobre moda, belleza y estilo de vida. Para iOS, pincha aquí, y para Android, aquí

© Externa
Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Vanitatis

Gestión anuncios
image beaconimage beaconimage beacon