Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

'Operación Lisboa': los exduques de Palma preparan su exilio en Portugal

Vanitatis Vanitatis 18/05/2016 Paloma Barrientos
© Externa

Alfonso XIII vivió el exilio romano y su hijo, el conde de Barcelona, eligió Estoril (Portugal) como lugar de residencia, porque Franco no quería una monarquía democrática en España. Prohibió su entrada, no así a su hijo Juanito, que con 10 años salió de Villa Giralda, la casa familiar, para estudiar y vivir en Madrid. Todo esto sucedió a finales del siglo XX y ahora en el XXI es la infanta Cristina, nieta e hija respectiva de los anteriores, la que podría cambiar su 'exilio' dorado de Ginebra por Lisboa, según ha informado Mariángel Alcázar en 'El programa de Ana Rosa' (Telecinco). La razón de este futuro traslado de país tiene que ver con la decisión del Aga Khan, íntimo amigo del Rey emérito, de cambiar la sede de su fundación de Suiza a Portugal. Y la ciudad que ha elegido el acaudalado líder de la comunidad religiosa de los ismaelitas ha sido Lisboa.

El pasado 11 de mayo se hacía pública la operación inmobiliaria a través de la cual el Aga Khan, actual jefe de la infanta, adquiría por 12 millones de euros el palacio de Henrique Mendoça. En este lugar ya se han iniciado obras de acondicionamiento para la que será la nueva oficina de la exduquesa de Palma cuando se haga efectiva la 'Operación Lisboa'. Aseguran a Vanitatis que esta compra parece estar diseñada para dar una salida digna a la vida de la infanta Cristina y su familia, una vez que su vuelta a Madrid o Barcelona se convertiría en una complicación más para la existencia del Rey Felipe. Oficialmente desde que se hicieron públicas las tropelías de Iñaki Urdangarin y el juez Castro señaló la doble imputación a él y a la infanta, el monarca estableció un cortafuegos. Públicamente no se volvieron a ver.

Los exduques de Palma en una imagen de archivo (EFE) © Proporcionado por Vanitatis Los exduques de Palma en una imagen de archivo (EFE)

Ahora el Aga Khan es la tabla de salvación de unos Urdangarin Borbón con demasiados frentes abiertos. El más importante, la posibilidad de una sentencia desfavorable para ambos, que incluye la petición de cárcel. Siempre resultarían más discretos los desplazamientos en coche que en avión desde Ginebra. Este sería uno de los puntos importantes para el cambio de domicilio además del económico y el de la aparente soledad en la que vive el matrimonio. En Ginebra no han hecho muchas relaciones y la vida social es mínima. Las visitas que reciben son las de la Reina Sofía, la infanta Elena y Cristina de Borbón Dos Sicilias, más las de los hermanos Urdangarin. La madre, Claire Liebaert, pasa largas temporadas con ellos.

En cambio, Lisboa queda muy cerca de Estoril y Cascais, donde se sentirían más arropados. Las infantas Pilar y Margarita, al igual que Don Juan Carlos, pasaron allí el exilio de su padre y después vacaciones. Tienen grandes amigos que abrirían las puertas de sus casas a los recién llegados. Respecto al tema económico, Portugal es mucho más barato que Suiza. Hay que tener en cuenta que desde que a Iñaki Urdangarin le rescindieron su megacontrato en Telefónica no ha vuelto a trabajar y oficialmente la única que mantiene la estructura familiar es la infanta Cristina. Pero también surgen problemas en este sentido, ya que la situación actual de la infanta origina un gran malestar en el ámbito laboral de La Caixa. Si en su día se creó un puesto a su medida (sin necesidad, dijeron en aquel momento) en Ginebra, con unos gastos que no tendrían justificación en un cargo equivalente al suyo, ahora la baja temporal sin sueldo mientras dure el juicio del caso Nóos también ha sido motivo de crítica.

¿Abandonará La Caixa voluntariamente?

La infanta Cristina en una imagen de archivo (EFE) © Proporcionado por Vanitatis La infanta Cristina en una imagen de archivo (EFE)

En La Caixa, como en otras grandes entidades, existe lo que se denomina un 'compliance legal', que en el caso de la empresa catalana lleva el título de Código de Valores Éticos y Principios de Actuación y no se aceptaría a un trabajador con una imputación como la de la infanta, que dañara la imagen de marca. En el caso de la hermana de Felipe VI su salida sería por decisión propia ya que su traslado a Lisboa no tendría mucho sentido en el organigrama de La Caixa. En cambio, dirigir a tiempo completo la fundación del Aga Khan estaría totalmente justificado con una importante remuneración y sobre todo no habría que dar explicaciones. El jefe de los ismaelitas contrata a quien quiere y con el sueldo que considere.

Y, por último, y también definitivo para que la 'Operación Lisboa' sea la mejor salida para el matrimonio y sus cuatro hijos, es importante que estos, al vivir en Lisboa, tendrían más facilidad para relacionarse con los primos Marichalar y resto de familia, a los que ahora solo ven de vez en cuando. El diseño de la nueva vida aún está por cerrar, pero el amigo del Rey emérito lo ha puesto todo más fácil.

Más en MSN:

-García Revenga: "Me puse de tesorero de Nóos para que no se pusiera Doña Cristina"

-Cuando Cristina conoció a Iñaki: una historia de acoso, ambiciones y temor

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Vanitatis

Gestión anuncios
image beaconimage beaconimage beacon