Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Primer matrimonio de los Alba sin Cayetana: nos hemos hecho con la lista de bodas

Vanitatis Vanitatis 29/09/2016 M. Bolonio

El próximo sábado, 1 de octubre, el palacio de Liria engalanará su fachada para dar cobijo a una de las bodas más importantes de la alta sociedad. Se casa el nieto mayor de la duquesa de Alba, Luis Martínez de Irujo Hohenlohe-Langerburg, y lo hace con una joven de familia adinerada llamada Adriana Marín Huarte, con la que ha mantenido hasta la fecha una discretísima relación.

El duque de Aliaga dará el 'sí quiero' en un lugar tan especial como especial es su familia. Muchos de sus miembros volverán a Liria después de un tiempo y recordar a Cayetana de Alba será completamente inevitable. La de Luis Martínez de Irujo es la primera boda de los Alba sin la carismática duquesa y su ausencia no pasará desapercibida para nadie.

Luis Martínez de Irujo con su primo Fernando Fitz-James Stuart en el funeral de su abuela © Proporcionado por Vanitatis Luis Martínez de Irujo con su primo Fernando Fitz-James Stuart en el funeral de su abuela

Pero nostalgia aparte, la ceremonia pretende convertirse en una gran fiesta aunque, eso sí, sencilla y discreta. Luis es el nieto más desconocido de la desaparecida aristócrata y el primogénito de su vástago más anónimo. Alfonso Martínez de Irujo, economista de profesión, siempre se ha mantenido al margen del papel cuché y ha renegado del concepto de 'hijo de'. Como Luis, su vástago tampoco ha querido formar parte del mal llamado 'show business' a pesar de su parentesco y ha tratado de llevar una vida completamente normal.

Pincha aquí para ver las mejores imágenes del palacio de Liria © Proporcionado por Vanitatis Pincha aquí para ver las mejores imágenes del palacio de Liria

Por eso, como hacen muchos otros contrayentes en la era de las nuevas tecnologías, él y su futura esposa han optado por colgar su lista de bodas en una página web. Y Vanitatis la ha encontrado. El dinero en los sobres ha pasado a mejor vida y ahora la tendencia es publicar una lista de regalos nupciales asequibles para todos los bolsillos. Eso sí, a tres días del enlace, son muy pocos los artículos disponibles y muchos los que se encuentran agotados.

La aspiradora que piden los novios en su lista de bodas © Proporcionado por Vanitatis La aspiradora que piden los novios en su lista de bodas

Los invitados más rezagados aún pueden regalar a los novios un ordenador portátil Mac Book Air de 13 pulgadas valorado en 1.299 euros, una aspiradora de 299, un salto en paracaídas por 150 o un curso de cocina japonesa por 90.

Y es que hay presentes muy originales en la lista de bodas de Luis y Adriana. Algún invitado ya ha obsequiado a los contrayentes con un curso de iniciación al 'kitesurf' que cuesta 60 euros (Luis es muy aficionados al surf), un fin de semana Relais & Châteaux de 220 y una noche en la ópera de Milán valorada en 120. Parece que al margen del típico menaje de hogar que todos los novios necesitan para su nueva vida de casados, el duque de Aliaga y su esposa apuestan por disfrutar de divertidos planes de ocio con los que dar la bienvenida a su nuevo estado civil. Entre los regalos típicos de una lista de boda destacan un Home Cinema de 599 euros, una cámara de vídeo de 155, una televisión de 26 pulgadas de 300 y, cómo no, una contribución libre (según la voluntad) para su viaje de novios. “Tu presencia en nuestra boda es el mejor regalo de todos; sin embargo, sabemos que algunos querrán darnos algo más. ¡Muchas gracias por adelantado!”, escriben los felices novios.

La de sus padres, una boda con polémica

La boda de Luis Martínez de Irujo, de 38 años, y Adriana, de 29, dejará para la posteridad una estampa muy especial, la de sus padres, Alfonso Martínez de Irujo y María Hohenlohe, juntos. Ya posaron para los medios de comunicación en la boda de su hijo Javier con Inés Domecq y es posible que en esta ocasión se repita la escena.

Alfonso Martínez de Irujo y su ex, María Hohenlohe, en la boda de su hijo Javier (Gtres) © Proporcionado por Vanitatis Alfonso Martínez de Irujo y su ex, María Hohenlohe, en la boda de su hijo Javier (Gtres)

La suya, la de Alfonso y María, fue una de las bodas aristocráticas más importantes de España de finales del siglo XX. Se casaron el 4 de julio de 1977 en Marbella ante la atenta mirada de nada más y nada menos que 800 personas. Sin embargo, no fue el número de convidados ni el parentesco de la novia con el duque de Medinaceli lo más llamativo del enlace. Tal y como contaría muchos años después la madrina, la mismísima duquesa de Alba, en sus memorias, María se negó en un primer momento a lucir en el día más especial de su vida la tiara de diamantes que todos conocían como la Rusa y que tanto valor sentimental tenía para Cayetana. “Era una joya muy querida y simbólica para la Casa y para mí. Y Alfonso, duque de Aliaga, grande de España, era el primero de mis hijos que se casaba. Yo entendía que no eligieran un lugar más adecuado para su boda (se casaron en Marbella), pero que ella no quisiera llevar nuestra diadema me costaba comprenderlo, puesto que yo se la había ofrecido con todo el cariño y respeto a la tradición. Finalmente, aceptó a regañadientes. El incidente de la diadema marcó ya un inicio desagradable con María, mi primera nuera”, contaba la duquesa en su libro. Diez años después de aquella boda, Alfonso y María se divorciaron. 

¿Tienes un dispositivo móvil iOS Android? Descarga la APP de Vanitatis en tu teléfono o tablet y no te pierdas nuestros consejos sobre moda, belleza y estilo de vida. Para iOS, pincha aquí, y para Android, aquí.

© Externa
Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Vanitatis

Gestión anuncios
image beaconimage beaconimage beacon