Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Rutinas 'beauty' preboda que puedes poner en práctica desde el minuto uno

¡Hola! ¡Hola! 26/09/2016 hola
http://www.hola.com/imagenes/novias/2016092688586/tratamientos-belleza-novia/0-392-436/novias-belleza-01-c.jpg © Proporcionado por Hola http://www.hola.com/imagenes/novias/2016092688586/tratamientos-belleza-novia/0-392-436/novias-belleza-01-c.jpg

Ya le has dado la noticia a tus amigas, el selfie del anillo de compromiso está listo, tienes las primeras ideas sobre cómo será la boda en mente... ¿qué viene después? Aunque organizar estemos ante un camino de largo recorrido, muy poquito después del compromiso podemos empezar a hacer unos pequeños cambios en nuestra rutina de belleza, que ayuden en la cuenta atrás de los tratamientos preboda que suelen reservarse a los tres meses previos al día B. ¿Quieres un checklist con los más importantes?

VER GALERÍA

1. MANICURAS. Sobre todo si tienes pensado exprimir las redes sociales con fotos del anillo, o ya has previsto que tendrás que enseñarlo varias veces al día. Las manicuras en gel son más duraderas y ayudan a prevenir las visitas continuadas al salón de belleza, especialmente cuando las realiza un profesional. En casa también puedes optar por esmaltes con efecto gel que duren intactos más tiempo, y experimentar con colores y formas que complementen tanto la piedra como el tipo de metal del anillo.

2. DIENTES MÁS BLANCOS. Si no utilizas de manera regular un tipo de dentífrico que blanquee levemente el esmalte para prevenir que los dientes amarilleen, es buen momento para comenzar. Los tratamientos caseros no son tan eficaces como los blanqueamientos dentales profesionales pero pueden ser un buen punto de partida que se puede poner en práctica en casa desde el minuto uno, antes de decidirnos por un tratamiento 'pro'.

3. PROTÉGETE DEL SOL A TODA COSTA. Importante para las novias que se casen en cualquier época del año, y fundamental para las novias de otoño que llegan al altar inmediatamente después de las vacaciones. Las manchas solares en la piel pueden aparecer a cualquier edad ya que tienen un componente hormonal, aunque se ven más o menos en función del fototipo y de la cantidad de sol que hayamos tomado. Para evitar daños de última hora en la piel, comienza a usar desde el primer día cremas hidratantes con factor de proección solar en cara, cuello, escote y manos, e incorpora las cremas solares a tu rutina de belleza de cada mañana. Los sombreros, gafas de sol y pañuelos también ayudan a prevenir las manchitas a causa del sol.

4. MEJORA TU DIETA. No se trata de restringir alimentos desde el primer día (si ese es tu objetivo, consulta primero con un nutricionista y no te olvides de complementar la dieta con entrenamientos), si no de intentar comer lo más sano posible: una buena alimentación, equilibrada en nutrientes y vitaminas, no sólo tiene un impacto en la silueta sino que hace que estemos más o menos hinchadas dependiendo de que alimentos (importante no sólo en el día B: también durante las pruebas del vestido), y se traduce en un mejor aspecto de la piel, más vitalidad y más luminosidad en el rostro. Evita los alimentos altos en grasas, sales y azúcares añadidos, así como el alchol, y dale más peso a las verduras y frutas, los alimentos altos en proteínas y los carbohidratos y grasas saludables, como el pan integral o el pescado azul.

5. Y TAMBIÉN TUS HORAS EN EL 'GYM'. La dieta sirve para controlar las calorías y hacernos bajar de peso. El ejericio ayuda a crear músculo, tonificar la piel y conseguir una silueta saludable, especialmente si complementas el cardio y el core con ejercicios de peso libre. Uno no puede darse sin el otro si el objetivo es tener un cuerpo diez cuando llegue el momento de la verdad: si ya estás apuntada al gym, habla con un entrenador para adaptar tus ejercicios habituales y conseguir, no sólo una silueta tonificada, sino un plan acorde al diseño del vestido. Por ejemplo brazos y hombros, en un diseño strapless, o piernas si es un vestido de novia corto.

6. HIDRATA LO MISMO PIEL Y CABELLO. Por ejemplo con un sérum o un tónico previo al maquillaje, o un primer o una prebase que ayuden a acondicionar la piel antes de maquillarla. Añade además una mascarilla facial con ingredientes naturales una vez por semana, que libere la piel de impurezas y ayude a tener una piel más lisa y sedosa. En cuanto al pelo: si has vuelto de las vacaciones con el pelo más seco o quebradizo de lo habitual, puedes empezar por hacer un tratamiento exprés que ayude a recuperar el brillo en pocos pasos. Mantén esta misma rutina de forma habitual hasta el día de la boda, acordándote de acondicionar el cabello con cada lavado para evitar que se rompa al peinarlo y que llegue lo más nutrido posible a las pruebas de peluquería.

7. CUIDA LOS LABIOS CADA NOCHE. Aplicando una capa de producto hidratante, además de exfoliar el labio de vez en cuando para quitar pielecitas, ya sea con un producto específico o con el viejo truco del cepillo de dientes en seco. Los labios lisos e hidratados permiten que la barra de labios se absorba mejor y quede fija durante más tiempo, además de tener un aspecto más bonito en el día de la boda.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de ¡Hola!

Gestión anuncios
image beaconimage beaconimage beacon