Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Cómo llevar el amarillo a la oficina y a todas partes

Logotipo de Vanitatis Vanitatis hace 4 días Carmen Olalla
© Externa

No hay duda, el amarillo es uno de los colores de la estación, así que atrévete a incluirlo también en tu uniforme de trabajo semanal. ¿Cómo? No puede ser más fácil, porque bien combinado, o incluso en versión total look, será uno de tus mejores aliados a la hora de establecer tus estilismos favoritos para llevar a la oficina. ¿Sus mejores armas? Que genera un efecto ‘buena cara’ inmediato, que si ya empiezas a tener un cierto toque dorado del sol, te sentará mejor que nunca, y que bien combinado es todo un maestro a la hora de crear looks perfectamente equilibrados, entre la elegancia y el toque smart que necesitas en tu día a día. Estas son tres opciones ideales para disfrutarlo también en el trabajo.

Con un toque estampado

Sí, un print cuya base sea el amarillo nos trae inmediatamente al verano. Así que atrévete a incorporarlo en tu rutina diaria, por ejemplo, con un pantalón estampado con el amarillo como protagonista. ¿Y el resto de tu look? Equilibrado y sobrio: una camiseta blanca y los accesorios en un tono natural te aportarán el toque de elegancia que necesitas en tu vida diaria para ir a trabajar. En cuanto a si tacón o calzado plano, la decisión es tuya. El tacón siempre te aporta seguridad y presencia, pero si las sandalias, aunque sean planas, son sobrias y elegantes, sin detalles boho ni hippies, no hay ningún problema en incorporarlas a tu look de oficina.

© Proporcionado por Glamouratis

Camiseta de Zara (12,95 €). Pantalones estampados de Dolce & Gabbana (c.p.v.). Sandalias planas de Mango (39,99 €). Bolso de Michael Kors (195 €).

De una pieza

El vestido monocromo siempre es una opción perfecta para llevar cada día a la oficina. ¿Su principal ventaja? Que al ser una única prenda, te ahorra tiempo a la hora de pensar con qué combinarlo. Salvo por los accesorios, claro. Así que te lo ponemos fácil. Un bolso tote en el que quepa toda tu jornada laboral siempre es un aliado perfecto, especialmente si apuestas por uno en versión neutra que te funcione con todo. Y permítete una cierta ‘osadía’ en los zapatos. Unos mocasines abiertos y estampados serán el toque definitivo que necesitabas.

© Proporcionado por Glamouratis

Vestido de Vero Moda (39,95 €). Babuchas de piel de Massimo Dutti (69,95 €). Bolso shopping de Massimo Dutti (199 €). Pulsera de Apodemia (69 €).

Pareja de hecho

Desde luego, el amarillo no es un color fácil de combinar, pero si hay un tono con el que se mezcla y mimetiza a la perfección, ese es el caqui y en general todos los tonos tierra y de inspiración natural. Así que te proponemos un look sencillo pero con una fuerte carga fashion: una falda amarilla y una camiseta caqui forman un equipo perfecto. Y para darle un aire natural, apuesta por combinarlo con unas alpargatas de cuña y un bolso de ante en tonos básicos y neutros.

© Proporcionado por Glamouratis

Camiseta de Zara (5,95 €). Falda de Max & Co. (135 €). Alpargata de cuña de Fred de la Bretoniere (99,95 €). Bolso de Vanessa Bruno (c.p.v.). Collar de Women'secret (5,99 €).

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Vanitatis

image beaconimage beaconimage beacon