Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

10 famosos que fueron rechazados antes de triunfar (y mucho)

Logotipo de Glamour Glamour 28/07/2017 Glamour
Gisele Bündchen © Getty Images Gisele Bündchen

Los casos de Madonna o Gisele Bündchen demuestran que algunos productores o directores de cásting cometieron los mayores errores de sus vidas diciéndoles no.

"La fama cuesta y aquí es donde vais a empezar a pagar con sudor". La frase de Fama no podía tener más sentido cuando se trata de rememorar los inicios de muchas de las que son las famosas con más éxito -y mayores fortunas- del momento. Y es que no todo el mundo ha tenido la suerte de las instagirls, que conocieron el triunfo gracias a la influencia de unos progenitores conocidos. Otros tuvieron que abrirse paso intentando pasar el corte de decenas de audiciones, enfrentándose al no en infinidad de ocasiones.

Ellos supieron lo que era el rechazo pero hoy, aquellos productores, directores de cásting o mánagers que no supieron ver su talento deben estar todavía echándose las manos a la cabeza por su decisión. Éstos son los 10 mayores errores que alguien cometió no dándoles una oportunidad a estas celebrities.

1. GISELE BÜNDCHEN TENÍA UNA NARIZ DEMASIADO GRANDE PARA TRIUNFAR

37 años y, aún medio retirada, sigue siendo la modelo mejor pagada del mundo. Más de dos décadas de trabajo a sus espaldas corroboran su estatus de top eterna pero, en sus comienzos, fue rechazada hasta en 42 ocasiones. Y, como reveló, el tamaño de su nariz era la causa: los directores de cásting no la elegían nunca porque, según ellos, su nariz era demasiado grande. Su apéndice nasal, a su juicio, le impediría llegar lejos. Imaginamos que todos ellos se dedicarán hoy al cultivo de la patata dado que encontrar talentos de la moda no era lo suyo.

1 © Proporcionado por Glamour 1

2. ANNA WINTOUR FUE DEMASIADO 'VANGUARDISTA'

El nombre de Anna Wintour lleva tanto tiempo vinculado al mundo de la moda que son varias las generaciones que la pueden ubicar en su cargo sin equivocarse. Sin embargo, la Editora de la edición americana de Vogue fue en su día una editora de moda junior para Harper's Bazaar; Tony Mazzola, el Director en aquel entonces, le dijo que era demasiado revolucionaria para ese puesto y solo duró 9 meses en él. Menos mal que no renunció a su carácter vanguardista...

1 © Proporcionado por Glamour 1

3. A MARILYN LE DIJERON QUE MEJOR SE HICIERA SECRETARIA

Antes de ser actriz Marilyn intentó hacerse un hueco como modelo, unos inicios muy habituales en el Hollywood de la época. Sin embargo, muchos directores de agencias no solo no supieron ver su talento y su carisma y le recomendaron que probara suerte como secretaria. Pero, no, su destino no le deparaba una mesa en un despacho.

1 © Proporcionado por Glamour 1

4. J.K. ROWLING, DÉJATE DE HISTORIAS

Hace más de dós décadas que Rowling trabajaba en las oficinas londinenses de Amnistía Internacional, era madre soltera y recibía ayudas del estado. Se pasaba el día escribiendo historias en el ordenador del trabajo, motivo por el cual fue despedida y se quedó sin empleo. Lo que no se podía imaginar es que esos cuentos que escribía para sus hijos terminarían siendo una de las sagas literarias con más éxito de todos los tiempos.

1 © Proporcionado por Glamour 1

5. CINDY CRAWFORD, SI NO ELIMINAS EL LUNAR NO LLEGARÁS A NADA

Si tienes que citar un rasgo característico de la supermodelo, lo primero que te viene a la cabeza es su icónico lunar. Reconocible como pocos, se convirtió en la seña de identidad de la modelo, aunque en sus primeros cástings fue un verdadero problema. Y es que le recomendaban continuamente que lo eliminara quirúrgicamente si quería abrirse un hueco en el mundo de la moda, tanto directores de agencias como fotógrafos.

1 © Proporcionado por Glamour 1

6. OPRAH WINFREY, ERES INCAPAZ DE EMOCIONAR

La hoy todopoderosa capo de los medios americanos fue despedida de su primer trabajo como reportera en la televisión local de Baltimore. Según el productor, era incapaz de transmitir emoción cuando locutaba una historia y no llegaría a nada. Hoy, hablar de Oprah es hablar de emoción pura y dura, pocas personas han llegado tan lejos en el mundo de las comunicaciones.

1 © Proporcionado por Glamour 1

7. BIANCA BALTI, ERES DEMASIADO NORMAL

La modelo italiana tiene una de esas bellezas que no parecen de este mundo. Con una mirada profunda y serena, una elegancia innata y sexy como la que más, en sus primeros cástings nunca la elegían porque aseguraban que tenía una imagen 'demasiado común'.

1 © Proporcionado por Glamour 1

8. MADONNA, ¿POR QUÉ NO INTENTAS PARECERTE UN POCO MÁS A CYNDI LAUPER?

A comienzos de los 80 hubo dos rubias contemporáneas que intentaban triunfar en la música en Nueva York. Eran Madonna y Cyndi Lauper, hoy ambas iconos reconocibles de esa época pero una con un éxito mucho más abrumador que la otra. A pesar de ello, un productor le dijo a la Ciccone a sus comienzos que debería fijarse un poco más en el estilo de Lauper para intentar llegar a algo. Sin embargo, ella siguió fiel a su estilo y hoy se podría permitir llegar al estudio de aquel visionario y decirle aquello de 'bitch, I'm Madonna', mientras vuelve a sentarse en su trono de reina del pop.

1 © Proporcionado por Glamour 1

9. JOAN SMALLS, O CÓMO EL RACISMO NO PUDO TERMINAR CON SU CARRERA

Es una de las tops mejor pagadas del mundo y su éxito es una combinación de un físico excepcional y una fuerte personalidad. Hoy parece increíble recordar que alguien, durante sus comienzos, le dijo a la portorriqueña que era "demasiado delgada, demasiado oscura y demasiado alta" como para llegar a algo. Sí, Joan sufrío todo tipo de discriminaciones en un único juicio que, como vemos hoy, resultó estar errado.

1 © Proporcionado por Glamour 1

www.glamour.es

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Glamour

image beaconimage beaconimage beacon