Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

A estos hoteles con encanto también te puedes llevar a tu mascota

Vanitatis Vanitatis 14/07/2016 Ángeles Castillo

Esta vez no vas a ser tú o vosotros solos los que vais a gozar por todo lo alto de unas vacaciones maravillosas, sino que también les va a tocar a ellas, las mascotas, que vivirán igualmente a cuerpo de rey o reyes en estos hoteles sobrados de lujos y encanto. ¿Las embarcarás en tu próximo vuelo? Ponemos rumbo a Marrakech, Essaouira, la Apulia, los Alpes suizos y nuestra sierra granadina de Loja. Con ese placer inmenso de una siesta gatuna.

Jardin des Douars, un palacio de cuento

En Essaouira tenía que estar. No hay dos habitaciones iguales en este jardín que presume, como un pavo real, cierto, de ser un magnífico 'ksar' (palacio), amante de la voluptuosidad y la naturaleza, rodeado de palmeras y buganvillas. Todo es auténticamente marroquí, aunque no le falta el chic francés. No te pierdas su 'hammam' ni su piscina ni el deleite de su gastronomía. La ciudad blanca con el mar azul, hoy meca del 'windsurf', medina, barcas y dunas, a casi nada se puede comparar. Por momentos te parecerá estar en el paraíso. Y a tu perro también. A él tendrás que llevarle cama y comida. Para ti, el culto que se rinde al aceite de argán también.

Una tentación más en Essaouira, el Jardin des Douars © Proporcionado por Glamouratis Una tentación más en Essaouira, el Jardin des Douars

Precio: desde 109 euros.

Dónde: Douar Sidi Yassine, BP 209. Essaouira (Marruecos).

Les Deux Tours, el jardín del Edén

Arcos, galerías, patios, alcobas secretas, paredes de adobe, azulejos de colores… Para las mil o una noche, el sueño de Sherezade. Todo es muy exótico y oriental en este hotel de la ciudad de la Kutubía. Estaréis tú y tu mascota en medio del palmeral, entre ese lujo oriental exótico que ya volvió loco a Yves Saint Laurent y tantos otros amantes de la belleza terrenal. No solo hay habitaciones, también casas privadas con piscina y jacuzzi. No falta el 'hammam' ni los jardines con su vegetación exuberante y plantas aromáticas esparcidas por tres hectáreas paradisíacas. En el restaurante Salambó, con platos inspirados en la cocina local y la francesa, seréis más felices aún. 

Así son las habitaciones del Les Deux Tours © Proporcionado por Glamouratis Así son las habitaciones del Les Deux Tours

Precio: desde 109 euros.

Dónde: Douard Abiad. Circuit de la Palmeraie BP 153. Marrakech (Marruecos).

La Sommità, una casa en la Apulia

O sea, entre los Apeninos y el Adriático, en una región cargada de historia con una belleza antigua sin igual, la de la piedra blanca, que es la de esta casa que se alza sobre una colina con vistas a la costa adriática. Digamos en el tacón de la siempre tentadora bota, en la ciudad de Ostuni, donde salta a las ojos la poderosa influencia griega. En La Sommità hay quince habitaciones que navegan entre un minimalismo ascético y el lujo discreto, y siempre con vistas a los olivos, al mar y a la ciudad, donde encontrarse, dicen, “en un mundo nuevo”. No resulta difícil creerlo. Y para colmo su restaurante se llama Cielo. Estarás a un paso del bello e imprescindible Alberobello (32,5 km) -nada más verlo sabrás por qué-, de la soberbia y desconocida Lecce (77 km), a la que llaman la Florencia del sur, y de Bari (86), la capital de la región de Apulia (Puglia en italiano), en la que podrás recorrer (no jugar) Monopoli. Querrás subir a esta cumbre ('sommnità'), mascota incluida.

La Sommità está en la bella región italiana de Apulia © Proporcionado por Glamouratis La Sommità está en la bella región italiana de Apulia

Precio: desde 194 euros.

Dónde: Via Scipione Petrarolo, 7. Ostuni (Italia).

The Cambrian, un refugio en la montaña

No en un montaña cualquiera, sino en los Alpes suizos, en un escenario bucólico donde solo se puede encontrar la paz y lo siguiente, además de vacas en blanco y negro de anuncio con fondo verde. Si el cuerpo te pide spa, lo tendrás, y si buscabas una bartola para tumbarte, no podía haberla mejor. Y además con historia, porque The Cambrian es el sucesor del mítico Regina, que se levantó en el siglo XIX para albergar a los primeros alpinistas aventureros. Hoy es un hotel de diseño que os encantará a ti y a tu mascota. ¿Contaminación? Este aire es puro.

The Cambrian te ofrece paisaje cien por cien alpino y mucho diseño © Proporcionado por Glamouratis The Cambrian te ofrece paisaje cien por cien alpino y mucho diseño

Precio: desde 190 euros.

Dónde: Dorfstrasse 7. Adelboden (Suiza).

Barceló La Bobadilla, un pueblo andaluz

Tu mascota no podrá acceder a la piscina ni al spa ni al área de restauración, pero sí podrá moverse a sus anchas por este paraje natural sureño y este hotel con vistas no al mar sino a la dehesa. Además, recibirá un Welcome Pet Box de regalo de bienvenida. No se podía pedir más. La Bobadilla está en plena sierra de Loja, entre Granada y la Costa de Sol, y es un símbolo de eso que se llama ‘slow travel’ y nosotros denominamos la estrategia del caracol. Hay maderas nobles, suelos empedrados, ventanas mudéjares, baños árabes de mármol y mucho lujo en este capricho andalusí que atesora jardines, una capilla y dos restaurantes 'gourmet' (La Finca y El Cortijo). Aquí te sentirás el viajero más romántico. La cena bajo las estrellas es obligada.

Por fuera, La Bobadilla es un vergel. Por dentro, un hotel de diseño © Proporcionado por Glamouratis Por fuera, La Bobadilla es un vergel. Por dentro, un hotel de diseño

Precio: desde 205 euros.

Dónde: Carretera Salinas-Villanueva de Tapia (A-333), km 65,5. Finca La Bobadilla. Loja (Granada)

¿Tienes un dispositivo móvil iOS Androidnbsp;Descarga la APP de Vanitatis en tu teléfono o tablet y no te pierdas nuestros consejos de moda, belleza y estilo de vida. Para iOS, pincha aquí, y para Android, aquí.

© Externa
Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Vanitatis

image beaconimage beaconimage beacon