Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Así vestirían hoy las chicas de "Jóvenes y brujas"

Harper's Bazaar Harper's Bazaar 17/03/2016 harpersbazaar.es
El instituto, es lugar tan semejante al averno en tierras norteamericanas (o así nos lo han vendido las series y las películas) fue terreno abonado para que las cuatro chicas de Jóvenes y Brujas dieran rienda suelta a sus hechizos y se conviertan –todavía más– en un grupo de outcasts entre la marabunta de adolescentes. © Copyright © 2016 Hearst Magazines, S.L. El instituto, es lugar tan semejante al averno en tierras norteamericanas (o así nos lo han vendido las series y las películas) fue terreno abonado para que las cuatro chicas de Jóvenes y Brujas dieran rienda suelta a sus hechizos y se conviertan –todavía más– en un grupo de outcasts entre la marabunta de adolescentes.

"Ligera como una pluma, dura como una tabla". La película está llena de frases para el recuerdo, más valiosas –e hilarantes, si cabe– con el paso del tiempo, porque en 2016 se cumplen 20 años del estreno de Jóvenes y Brujas. Una película más generacional que de culto sobre la brujería, que reventó las taquillas en su estreno alcanzando el pico de recaudación más alto en el género desde 1980. El argumento iba tal que así: Sarah –Robin Tunney–, una joven estudiante de Sant Francisco se muda a Los Ángeles. En el instituto da con Nancy –Fairuza Balk–, Bonnie –Neve Campbell– y Rochelle –Rachel True, tres brujas que la acogen en el grupo y juntas forman un coven con el que practicar hechizos y brujería. Al principio la magia está de su lado, pero cuando Sarah atisba el alcance de sus poderes y quiere tomar distancia es tarde para frenar a los guardianes de los elementos. Nada más ni nada menos; y así nada de spoilers por si queda alguien por verla.

Miu Miu Así vestirían hoy las chicas de "Jóvenes y brujas"

Pese al fulgurante despegue de estas cuatro actrices, sus carreras no han cosechado gran relevancia. Tal vez sea Robin Tunney la que salió mejor para, pues tras The Craft (el título original de la película) vino Niágara, Niágara(Bob Gosse, 1997) con la que ganó la Copa Volpi en el Festival de Venecia. En cameos o fugaces temporadas la hemos visto en series de éxito (Prision Break, House o El Mentalista). A Neve Campbell, la más prometedora, la vimos en Scream (y la hemos seguido viendo en las entregas de la saga). Campbell tuvo un papel destacado en otro hit de la época, 54, pero la proyección pinchó y lo que no va a más, al final va a menos. RachelTrue ha seguido trabajando en cine, pero siempre en películas que han pasado tan inadvertidas para la crítica como para el público; y ya ni hablamos de la taquilla. En cambio FairuzaBalk, la más iconoclasta de todas, ahondó en la práctica de la wicca y el oscurantismo y vivió una reconversión en gurú de lifestyle. Desde su web ahora vende, entre otros menesteres, velas perfumadas. Esto es lo que queda del círculo del "PerectoAmor, PerfectaConfianza".

Ahora, según HollywoodReporter, Sony estaría dispuesto a darle un bis a los ritos con una nueva entrega de la historia. LeighJaniak tomará el testigo de AndrewFleming, y será quien dirija la cinta y quien escriba el guión (junto a PhilGrazialdi, con quien ya trabajó en Honeymoon). También el productor –DougWick– repite, y se le suma esta vez LucyFisher. Todo encarrilado, pues; sólo un par de detalles más. Como buen blockbuster para teenagers la música y la moda fueron un gran caballo de batalla, y LoveSpitLove versionó el tema How SoonIsNow? de TheSmiths mientras las minifaldas a juego con camisas de cuellos XXL perfectamente almidonados marcaron la pauta. Aun no sé sabe quién pondrá la banda sonora, pero por si acaso imaginamoscómoseráelperfectovestuario.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Harper's Bazaar

image beaconimage beaconimage beacon