Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Chorros, burbujas, camas de agua... Los balnearios (y spas) también son para niños

Vanitatis Vanitatis 23/09/2016 Ángeles Castillo

A los niños les vuelven locos los romanos y a los romanos les volvían locos la termas, así que hay que llevarles a los balnearios ahora que sabemos que las caldas y afines no solo están en las rutas del Imserso y en los servicios exclusivos de los hoteles de lujo. Además, solo hay que verlos para caer en la cuenta de que serán para ellos un paraíso. Entorno verde, agua mineromedicinal por doquier, como de fórmula mágica (o marmita); vocación lúdica exagerada y esos ingenios que son los chorros, duchas, setas, camas, cascadas y demás. Ya no hay balneario que no piense en ellos e incluso les trace un plan. Esto es como ir a Baden-Baden, ciudad alemana balnearia donde las haya, pero sin salir de España, el país de las maravillas (termales).

Un spa con salón de belleza

En el vanguardista Caldea, allí en Andorra, donde el paisaje se vuelve más idílico, acaba de abrir un spa termal exclusivo para niños de 3 a 8 años. La cosa pinta bien. Una laguna central con 'jacuzzi', con juegos de agua, minigéiseres y disparadores; un espacio 'beauty', porque también hay servicios de manicura y pedicura, masaje de pies y tratamientos faciales para ellos (cosas de estos tiempos); un espacio sauna-'lounge' para su descanso, con sófas y grandes pantallas; un espacio 'fitness', donde podrán iniciarse en el yoga, y un área de relajación donde escuchar cuentos y jugar como si no hubiera un mañana. Y todo esparcido a lo largo y ancho de sus 300 metros cuadrados. Por si fuera poco, hay playa con dunas.

En Caldea, Likids es solo para ellos © Proporcionado por Glamouratis En Caldea, Likids es solo para ellos

Precio: entrada para familias con niños de entre 3 y 8 años, desde 95 euros (2 adulto y 2 niños).

Dónde: Escaldas-Engordany (Andorra).

Perdidos en un bosque de cuento

En el hotel balneario de Guitiriz, en un edificio que se remonta a 1902 pero modernizado, y en medio de un bosque de más de 40 hectáreas, los niños se sentirán príncipes y con razón. Su reino será este enclave con aguas mineromedicinales entre A Coruña y Lugo, donde lo viejo y lo nuevo se entienden a la perfección. Solo hay que ver esa pasarela acristalada para soñar.

El balneario de Guitiriz también ha pensado en los niños © Proporcionado por Glamouratis El balneario de Guitiriz también ha pensado en los niños

Precio: tarifa individual niños, 15 euros; adultos, 30 euros. Programa Especial Familias: niños 50 euros, adultos 61 euros.

Dónde: Ctra del Balneario, s/n. Guitiriz (Lugo)

Un templo y un pasaje subterráneo

La cornisa cantábrica es así de mágica. En el balneario de Puente Viesgo, los niños entre 3 y 12 años podrán zambullirse en la piscina y la sauna termales acompañados de un adulto. El Templo del Agua, donde hay saunas, termas, baños de contraste y una gran piscina dinámica, ya es harina de otro costal: solo para mayores de ocho y en horario de 13.30 a 16 h. Para los menores, hay una piscina infantil abierta de 9:30 h a 21:30 h. El sitio no podía ser más evocador: ya en el siglo XIX se creó la primra caseta de baños en torno al manantial de aguas mineromedicinales y el Gran Hotel consta de dos edificios comunicados por un corredor subterráneo. A un paso de Santillana del Mar y Cabárceno. Palabras mayores.

Aquí podrán vivir una aventura maravillosa © Proporcionado por Glamouratis Aquí podrán vivir una aventura maravillosa

Precio: consultar en la web.

Dónde: C/ Manuel Pérez Mazo, s/n. Puente Viesgo (Cantabria).

¿Una casa de chocolate? No, de agua

En La Coruña, en ese rincón de nuestra geografía donde las leyendas acostumbran a hacerse realidad está Termaria, adonde llega el agua del Océano Atlántico tras un viaje canalizado de 600 metros. Una talasoterapia en toda regla, con río remolino, setas, sillones de hidromasaje, 'jacuzzis', chorros... y mucha animación infantil. Un escenario esta Casa del Agua que a los niños les parecerá fantástico (de fantasía). Para ellos es Talaso Kids.

Los niños se sienten peces en el agua © Proporcionado por Glamouratis Los niños se sienten peces en el agua

Precio: 12,8 euros, 120 minutos en la piscina activa. 34,95 euros, 2 adultos y 1 niño.

Dónde: C/ Manuel Murguía, s/n. La Coruña.

Burbujas, cortinas y cañones de agua

No se puede pedir más que lo que ofrece la piscina termal del Balneario de Olmedo, que forma parte del circuito Castilla Termal. Nada hay más lúdico que el agua, que llena camas, 'jacuzzis' y asientos individuales de masaje con burbujas, y cae en los chorros relajantes, en las cortinas y en los cañones. El horario infantil, de 0 a 12 años, es de 10 a 12 y de 16 a 18 h todo los días de la semana.

La piscina termal del Balneario de Olmedo © Proporcionado por Glamouratis La piscina termal del Balneario de Olmedo

Precio: 26 euros, tres horas. Adultos, 33 euros.

Dónde: Pago de Sancti Spiritus. Olmedo (Valladolid).

Sumergirse en la historia

El balneario de Mondariz, abierto en 1873, es el pionero del termalismo gallego y una de las principales villas termales de Europa. Y más allá de que sea un soberbio hotel con el reclamo de su verdísimo campo de golf y de que aquí el palacio sea de agua, tiene un área dedicada a los niños de 3 a 12 años, Mondariz Kids, con juegos, actividades infantiles, proyecciones y piscinas. El Palacio del Agua cuenta con spa infantil para más señas.

Mondariz son palabras mayores en cuestión de termalismo © Proporcionado por Glamouratis Mondariz son palabras mayores en cuestión de termalismo

Precio: 22 euros, tres horas (20 euros, dos horas). Adultos, 26,50 (22 euros, dos horas). Los clientes del hotel tienen un acceso de tres horas por cada noche.

Dónde: Avenida Enrique Peinador, s/n. Pontevedra.

Reyes, políticos, artistas, escritores... y un lago

En estos edificios de 1863 que alojaron dos hoteles y un casino en torno a las aguas termales, que fueron refugio bohemio de reyes, políticos, artistas y escritores, y al que le sobraba glamour, pueden hoy en día campar aunque no sea a sus anchas los niños, que serán felices bañándose cual cisnes en su lago termal, dicen que único en Europa, con agua que mana a 32º y se mantiene a 28º todo el año, una profundidad máxima de dos metros y desde luego la joya de las Termas Pallarés.

Como príncipes (o reyes) en las Termas Pallarés © Proporcionado por Glamouratis Como príncipes (o reyes) en las Termas Pallarés

Precio: niños, 12,30 euros. Adultos, 20,40 euros. Acceso libre para los clientes del balneario. Programa Relax en Familia: 1 noche, 78 euros (2 niños gratis por cada habitación para 2 adultos)

Dónde: C/ Constitución, 20. Alhama de Aragón (Zaragoza).

Termas romanas al ladito de Madrid

Las Thermas de Griñón son una golosina para los niños madrileños y no solo. Están a solo un paso de la capital y ofrecen chorros, 'jacuzzis' trébol, cascadas de hielo y termas romanas. Todo eso que suena tan bien.

Las Thermas de Griñón te están diciendo ven (no importa la edad) © Proporcionado por Glamouratis Las Thermas de Griñón te están diciendo ven (no importa la edad)

Precio: 25 euros, entrada infantil para tres horas. Adultos, 35 euros.

Dónde: Carretera de Torrejón de la Calzada a Griñón, km 3,200 o 21,100 de la M-404. Madrid

¿Tienes un dispositivo móvil iOS Android? Descarga la APP de Vanitatis en tu teléfono o tablet y no te pierdas nuestros consejos sobre moda, belleza y estilo de vida. Para iOS, pincha aquí, y para Android, aquí.

© Externa
Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Vanitatis

image beaconimage beaconimage beacon