Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

De lujo (y ecológicos): cinco hoteles donde reprogramar cuerpo, mente... y naturaleza

Vanitatis Vanitatis 23/11/2016 Isidre Estévez

Hace pocas semanas se estrenaba 'Before the Flood',el documental que Leonardo DiCaprio ha protagonizado para 'National Geographic'. En él denuncia la grave amenaza que supone el cambio climático y los intereses de la industria de los hidrocarburos para ocultar la gravedad de la situación ante la opinión pública. El documental, en el que no faltan ciertos masajes de ego cuando le vemos entrevistándose muy ufano con Al Gore, Ban Ki-moon, Bill Clinton o el propio Obama, es su última acción como activista pro medio ambiente. Pero no podemos olvidar que Leonardo DiCaprio es un hombre de gustos caros, ni tampoco que es un hombre de negocios.

Uno de sus inminentes proyectos es la apertura de un resort ecológico frente a la costa de Belice. DiCaprio compró allí una isla hace una década y en su momento la describió como “el cielo en la tierra”. Allí va a abrir en 2018 un complejo de más de 40 hectáreas que se llamará Blackadore Caye. El proyecto incluirá un hotel de lujo centrado en la salud, el bienestar y la sostenibilidad, casas en propiedad y exclusivas villas en alquiler. Eso sí, todas las residencias estarán alimentadas por energía solar y usarán un sistema de compostaje para reciclar la basura. Lejos de dañar el entorno, el hotel financiará un programa de protección para la población de manatís local y la reforestación de un manglar para eliminar especies invasivas. El hotel pretende, literalmente, “restaurar a las personas y a la naturaleza”. Vamos, dejarte nuevecito sin que te lleven los demonios por el tamaño de tu huella ecológica.

Este es el proyecto para un resort de lujo propiedad del actor Leonardo DiCaprio © Proporcionado por Glamouratis Este es el proyecto para un resort de lujo propiedad del actor Leonardo DiCaprio

Pero DiCaprio no es el único que ha pensado que proteger el medio ambiente no está reñido con hacer negocios. Ni siquiera es el primero. Si no puedes esperar a la inauguración del paraíso particular de Leonardo, estos son algunos de los edenes naturales a los que viajar para disfrutar de un entorno de lujo natural y artificial sin sentir que estamos profanando la naturaleza. Y aunque el invierno esté a la vuelta de la esquina, allí siempre es verano. 

1. Thanda Island (Tanzania)

Cuando la pareja sueca formada por Christin y Dan Olofsson construyó Thanda Island, tenían dos ideas en la cabeza: crear la casa de playa más envidiable del mundo y conseguir que la presencia de sus huéspedes ahuyentara a los pescadores que estaban dinamitando los arrecifes de coral de la isla. 

© Proporcionado por Glamouratis

Y desde que abrieron en septiembre pasado, esta exclusiva mansión de cinco habitaciones situada en una isla privada frente a la costa de Tanzania ha conseguido frenar el deterioro de la reserva marina de Shungi Mbili, de la que forma parte. Los hoteleros han pactado con las autoridades y con la ONG Sea Sense una serie de proyectos conservacionistas para proteger a los delfines, tortugas marinas, tiburones ballena y arrecifes de coral de la zona, además de educar en el respeto al medio ambiente a las comunidades de las islas vecinas.

En estas aguas habitan cinco especies de tortugas en peligro de extinción y desde que reina la paz en la zona un par de ellas han vuelto a poner sus huevos en las playas de la isla. Los huéspedes pueden acompañar a los guardias de la reserva y participar en las labores de seguimiento y marcaje de las tortugas. Y podrán disfrutar del submarinismoen unos arrecifes que poco a poco irán regenerándose. 

2. Miavana, Nosy Ankao (Madagascar)

Nosy Ankao forma parte de un archipiélago de cinco islas al norte de Madagascar, y es un santuario de espacios naturales prístinos, como bahías con aguas turquesa, playas paradisíacas y lagunas de ensueño. El próximo diciembre se abrirá el primer hotel en la isla. Se llamará Miavana y dispondrá de 14 cabañas de diseño. Desde que empezaron la construcción, los dueños empezaron a apoyar los esfuerzos para reducir la pesca con red, que daña los arrecifes, y financiaron la observación y monitoreo de las especies de la zona, incluyendo tortugas y ballenas. Las actividades que propondrá Miavana a sus clientes girarán en torno a la conservación del medio: se podrán contar las crías de tortuga cuando salen de sus huevos, tomar fotos que servirán para documentar las poblaciones salvajes de la zona o descubrir especies insospechadas durante los paseos por la selva.

3. Song Saa, Archipiélago de Koh Rong (Camboya)

Todo un lujo para disfrutar con los pies descalzos. Las villas que forman este complejo están construidas sobre el agua, con vistas de la selva y del mar, y distribuidas entre las islas de Koh Ouen y Koh Bong, en la costa sudeste de Camboya. Sus propietarios pronto se dieron cuenta de que el lugar, por paradisíaco que pareciera, se enfrentaba a serias amenazas ecológicas y decidieron montar una fundación para combatirlas. Su iniciativa fue crear la primera reserva marina del país y colaborar con la industria pesquera local para promover una gestión sostenible de los recursos naturales.

Las villas de este complejo están construidas sobre el agua con vistas a la selva y al mar © Proporcionado por Glamouratis Las villas de este complejo están construidas sobre el agua con vistas a la selva y al mar

Además de un spa,un centro deyogay una 'infinity pool' (no todo va a ser activismo), también construyeron un centro de sostenibilidad para educar a los lugareños en la conservación de su entorno y la agricultura orgánica. Transformaron un barco de pesca tradicional camboyano en un centro de investigación marina para tratar de convertir a los más jóvenes en futuros conservacionistas. Los huéspedes pueden visitar con los educadores los pueblos vecinos y participar en las salidas científicas. 

4. The Brando, Tetiaroa (Polinesia francesa)

Tetiaroa es un atolón paradisíaco 30 millas al norte de Tahití que llamó la atención deMarlon Brando cuando rodó 'El motín del Bounty' a principios de los 60. Tanto le obsesionó su belleza exótica que se compró la isla en 1967. Brando empezó a estudiar la ecología del atolón y las energías renovables mucho antes de que el ecologismo se pusiera de moda y fichó al hotelero Richard Bailey para que plasmara su visión de un refugio ecológico en los mares del sur. Aunque el enigmático Brando no vivió para ver su sueño hecho realidad, este resort que cuenta con 35 villas y que no emite gases a la atmósfera abrió por fin en 2014.

The Brando cuenta con 35 villas que no emiten gases contaminantes a la atmósfera © Proporcionado por Glamouratis The Brando cuenta con 35 villas que no emiten gases contaminantes a la atmósfera

El espacio acoge una estación ecológica que aloja laboratorios de investigación y habitaciones para los científicos que allí trabajan. Los huéspedes pueden seguir las actividades de estudio tanto en los laboratorios como sobre el terreno. 

5. Misool Eco Resort, Raja Ampat (Indonesia)

En medio de un archipiélago de islas desiertas en lo más remoto del sur de Indonesia, el Misool Eco Resort es a la vez un imán de lujo para los amantes del submarinismo con posibles y un factor de protección de la frágil vida marina de la zona. Sus 17 cabañas y villas están hechas con madera tropical reciclada y son palafitos o están a pocos metros del agua. Dispone de un centro de conservación que se llama Misool Baseftin ('Misool nos pertenece a todos', en la lengua tribal local). Un equipo de guardias hace cumplir la prohibición de pescar, cazar tiburones por sus aletas o arrasar con los huevos de Tortuga, y un proyecto de regeneración de los arrecifes ya comienza a dar sus frutos en forma de llamativos corales. El centro de submarinismo incluye una actividad que consiste en hacer una inmersión en una zona de arrecife dañado, y con la ayuda de guías y guardas rescatar corales enfermos y trasplantarlos a una nueva ubicación más segura. 

Desde Misool Eco Resort se han propuesto regenerar los arrecifes de coral más dañados de la zona © Proporcionado por Glamouratis Desde Misool Eco Resort se han propuesto regenerar los arrecifes de coral más dañados de la zona

¿Tienes un dispositivo móvil iOS Android? Descarga la APP de Vanitatis en tu teléfono o tablet y no te pierdas nuestros consejos sobre moda, belleza y estilo de vida. Para iOS, pincha aquí, y para Android, aquí.

© Externa
Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Vanitatis

image beaconimage beaconimage beacon