Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Dependientes robot y otras tendencias de las tiendas del futuro

Logotipo de Vanitatis Vanitatis 23/01/2017 Claudia del Águila
© Externa

La forma de adquirir productos está cambiando a marchas forzadas. Por ejemplo, Amazon Premium batió, a finales de 2016, todas sus marcas. Durante el Black Friday vendió casi 940.000 productos, unos 10 cada segundo, y en Navidad triplicó las ventas en comparación al año pasado. Todo desde el ordenador de casa, a un clic del producto deseado. Algo está pasando. La forma de comprar a día de hoy no tiene nada que ver con la de hace unos años y, seguramente, de aquí a unos cuantos más también será completamente distinta. Ante ese panorama solo queda una premisa: renovarse o morir. ¿Pero en qué dirección renovarse? ¿Qué están tramando las tiendas para los próximos años? Y ahí es donde el Retail Forum 2017 –que tendrá lugar en Madrid, el 9 de febrero- saca la bola de cristal y muestra el futuro de los comercios. Así que hemos viajado en el tiempo para ver qué nos depararán los establecimientos.

Un robot puede escoger tu outfit

Parece una escena sacada de una novela de Philip K. Dick o de la última película futurista de Hollywood: entras en una tienda y un solícito humanoide te da la bienvenida y te ayuda a elegir tu compra. Pues bien, no es tan fantasioso como pudiera parecer a priori, pues en Japón ya existen algunos establecimientos que ofrecen este servicio. En el Retail Forum 2017 se podrá conocer a Pepper –nada que ver con Gwyneth Paltrow ni Ironman-, un robot 'con corazón' que es capaz de aconsejarte el mejor outfit para una noche memorable o para una importantísima reunión de trabajo.

Este es Pepper, un robot con corazón que te guiará en las tiendas © Proporcionado por Glamouratis Este es Pepper, un robot con corazón que te guiará en las tiendas

¿Seremos capaces de confiar esas elecciones tan personales a un robot? Esta es una de las incógnitas que se intentará desvelar en esta muestra. Pero vete haciendo a la idea porque en menos tiempo del que piensas, seguramente pondrás tus estilismos más preciados en manos de un humanoide.

Cómo, cuándo y por qué compramos

En la era del database, cuando todos nuestros comportamientos están estudiados al milímetro gracias a lo que hacemos cuando estamos ante un ordenador, sigue habiendo conductas impredecibles (que pronto dejarán de serlo). ¿Qué nos lleva a fijarnos en uno u otro producto cuando paseamos por un establecimiento? ¿Cuánto tiempo pasamos delante de lo que queremos comprar antes de desenfundar la tarjeta de crédito? La alquimia que nos conduce a la adquisición de los productos está siendo estudiada con las últimas tecnologías. ¿Cómo? ¿Nos colocarán a un robot espía detrás?

Mmmm... ¿qué comprarás hoy? © Proporcionado por Glamouratis Mmmm... ¿qué comprarás hoy?

Pues no, la solución es mucho más simple y mucho más lógica. Se podrán trazar mapas de calor dentro de la tienda, para poder estudiar cómo los elementos físicos, la decoración y la iluminación inciden en nuestra decisión de comprarnos ese par de zapatos.

Las nuevas flagship store

Este es el nuevo concepto que arrasa en el mundo del retail, sobre todo en el de las tiendas de moda. Se trata del buque insignia de una marca, una tienda emblemática, de grandes dimensiones, a menudo ubicada en algún edificio mítico de la urbe escogida. En esta tienda es donde la firma saca todo su armamento y en ellas se encuentra todo el arsenal de productos de los que dispone.

Flagship store de Zara en Hong Kong © Proporcionado por Glamouratis Flagship store de Zara en Hong Kong

Pero aún hay más: en este establecimiento suelen ofrecerse servicios exclusivos. Personal shoppers, productos costumizados al momento para el cliente que no pueden hallarse en otros lugares. Las atenciones y los mimos al consumidor son la marca de la casa. De esta forma, la experiencia de la compra se convierte en algo más y el cliente, en cierta forma, comparte los valores de la firma.

La fidelización virtual

En un mundo en el que somos infieles virtualmente, los establecimientos emplean la virtualidad para que nos comprometamos más seriamente con ellos. Más allá de la paradoja, por mucho que se diga que el comercio electrónico acabará con la tienda tradicional, ambos modos de negocios se retroalimentan y tienen un largo camino que recorrer juntos. Por ejemplo, las grandes marcas de deportes ofrecen a sus clientes aplicaciones que les permiten hacer entrenamientos, creando así una comunidad, que se alimenta de eventos que también se organizan en las propias tiendas. Y otro tipo de firmas coquetean virtualmente con sus parroquianos, ofreciéndoles descuentos y ofertas exclusivas.

Comprometidos también online © Proporcionado por Glamouratis Comprometidos también online

El gran secreto que escudriñan todos los negocios es nuestro comportamiento, lo que nos lleva a tomar la decisión de compra y para ello emplean cada vez tecnologías más avanzadas, sistemas de Data Governance y Data Management o Advanced Analytics.Para iOS, pincha aquí, y para Android, aquí.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Vanitatis

image beaconimage beaconimage beacon