Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

En Madrid no hay playa… Pero sí terrazas

Logotipo de Harper's Bazaar Harper's Bazaar 28/06/2017 harpersbazaar.es

¿Qué? Terraza del restaurante Txoko.¿Dónde? El Soto de La Moraleja.El restaurante tiene un frondoso jardín en el que nos invitan a escaparnos del caluroso centro. Podemos ir de afterwork -si trabajamos por la zona, claro- o picar algo de lo que nos recomiendan en la carta: espeto de sardinas; anchoas de Santoña; tiraditos y ceviches o gambas roja y blanca cocida o a la plancha, junto a mariscos de concha; ibéricos y quesos o coquetas y tortilla de bacalao. Y ojo porque hay concierto de flamenquito (y otros estilos musicales) dos miércoles al mes.

¿Qué? Terraza del restaurante Txoko.¿Dónde? El Soto de La Moraleja.El restaurante tiene un frondoso jardín en el que nos invitan a escaparnos del caluroso centro. Podemos ir de afterwork -si trabajamos por la zona, claro- o picar algo de lo que nos recomiendan en la carta: espeto de sardinas; anchoas de Santoña; tiraditos y ceviches o gambas roja y blanca cocida o a la plancha, junto a mariscos de concha; ibéricos y quesos o coquetas y tortilla de bacalao. Y ojo porque hay concierto de flamenquito (y otros estilos musicales) dos miércoles al mes.
© Copyright © 2017 Hearst Magazines, S.L.

La revolución de áticos en Madrid continúa otra temporada más. Algunas se reinventan, otras renacen de sus cenizas y otras, intentan ganarse un hueco entre tanto asfalto madrileño. Porque a veces no hay que subir unas escaleras para encontrar una buena terraza. Sillas de colores, toques de bambú, sombrillas de estilo hawaiano... Las terrazas lavan su cara y aportan algo más que las clásicas sillas de plástico. Son pequeños oasis que dan lo mejor de sí mismas, mientras probamos un vino frío, la icónica caña de grifo o el último cóctel de la temporada. Y que no falte el gin tonic y el vermú.

Pero no solo las terrazas viven regadas de bebidas, las pizzas de estilo argentino, el sushi también se convierten en el acompañante perfecto -aunque no digamos que no a las aceitunas-, para refrescar el estómago entre tanta ola de calor. Repartidas por toda la ciudad, del Barrio de Salamanca, a Chamartín, pasando por el siempre incansable centro, hay para dar y regalar... Y elegir. Incluso el clásico Parque del Retiro ha abierto sus puertas, la de la Reina Mercedes para ser más exactos, para dar cabida a un nuevo Florida Park. Atrás quedaron las temporadas en las que salía de fiesta hasta altas horas de la madrugada. Ahora la fiesta se inicia aquí. Con un gin tonic en mano con mucho hielo, planeando cuál es la próxima parada. De terraza en terraza... Y elijo porque me toca.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Harper's Bazaar

image beaconimage beaconimage beacon