Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Tendencia eco-joya: anillos y collares que te conectan con la naturaleza

Vanitatis Vanitatis 06/04/2016 Marta Villalba

Tras el 'body chain', los 'ear jackets' o los 'hand bracelets', os proponemos otra nueva forma de lucir de bisutería: las piezas que integran plantas. Sí, extraña tendencia, pero real. Estos diseñadores han cultivado diminutas macetas para adornar tu cuerpo. Perfectas para lucir en primavera, en fiestas o tu boda y conectarte con la naturaleza, si vives en la ciudad. 

La Passionflower crece en ti 

Las plantas decoran por sí solas cualquier espacio. Insertadas en anillos, pulseras o colgantes, también. Esa es la propuesta de la diseñadora Suzan McLeary: crea joyas que, a modo de vivero, permiten que broten los vegetales; después, se trasplantan para que crezcan en casa (siguiendo las instrucciones incluidas en cada pieza). La colección se llama Passionflower y, literalmente, crece en ti. Formada con algunos de los diseñadores florales más conocidos de Estados Unidos, McLeary ama también los tocados y las coronas florales. Todas las delicadas joyas están hechas a mano y por encargo, y con plantas de un invernadero propio de la diseñadora. No necesitan ningún mantenimiento, aunque recomienda guardarlas protegidas del sol para que no crezcan demasiado.

Esta gargantilla de Passionflower crecerá de día en día sobre tu cuello © Proporcionado por Glamouratis Esta gargantilla de Passionflower crecerá de día en día sobre tu cuello

Piezas en plata y musgo de Islandia

Los diseños de joyería orgánica del finlandés Hafsteinn Juliusson están labrados en plata y musgo de Islandia. La colección se llama Growing Jewelry y está compuesta de anillos y colgantes. En este caso sí es necesario cuidarlas, regándolas ligeramente cada cinco semanas. También recomienda conservarlas en el congelador del frigorífico. El diseñador explica que este tipo de vegetal puede vivir en la joya entre 8 y 12 meses. Una vez que se marchite, puedes repoblar este minijardín contactando de nuevo con él. Y si prefieres otro tamaño, también se puede encargar. 

Un año puede llegar a vivir este musgo de Islandia. Pero tienes que regarlo © Proporcionado por Glamouratis Un año puede llegar a vivir este musgo de Islandia. Pero tienes que regarlo

Micromacetas portátiles convertidas en joyas y accesorios eco

La tienda Wearableplanter, de la diseñadora Colleen Jordan, está especializada en bisutería y accesorios para albergar microplantas: broches para la solapa y la bici que se adhieren con imanes, así como bisutería-tiesto 3D, tanto para colgar como anillos y otros adornos. Eso sí, en este caso solo venden el recipiente: las plantas las pones tú, aunque te orientan acerca de cómo plantarlas en función de la especie. Por ejemplo, las suculentas o las del aire, que son las que mejor se adaptan a estos minijardines móviles.    

Y entre el plastico, brotaste tú © Proporcionado por Glamouratis Y entre el plastico, brotaste tú

Terrarios para llevar la naturaleza encima

Par lucir los diseños de Sharon Goldberg de la colección With Roots no necesitas saber de plantas. Ella convierte las joyas en terrarios minúsculos de oro o plata y cristal que contienen todo lo indispensable para que el musgo de reno viva (un poco de tierra para retener la humedad y el carbón vegetal para el oxígeno). Aunque sí necesita de algunos cuidados para sobrevivir: mantenerlo a temperaturas moderadas y que no le dé mucho el sol. 

Musgo de reno y plata. Suena bien © Proporcionado por Glamouratis Musgo de reno y plata. Suena bien

¿Tienes un dispositivo móvil iOS Android? Descarga la APP de Vanitatis en tu teléfono o tablet y no te pierdas nuestros consejos de moda, belleza y estilo de vida. Para iOS, pincha aquí, y para Android, aquí.

© Externa
Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Vanitatis

image beaconimage beaconimage beacon