Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Todo lo que aprendimos sobre belleza de las Kardashian

Logotipo de Grazia Grazia 13/08/2017 Marita Alonso


© Proporcionado por Grazia

Cuando Kylie Jennerlanzó sus archiconocidos labiales al mercado, pocos esperaban que se agotaran en cuestión de minutos. Al fin y al cabo, ¿qué sentido tenía comprar unas barras de labios que prometían como resultado lograr unos morritos similares a los de la más joven de las Kardashian… cuando es por todos sabido que estos son fruto de la cirugía? Se equivocaron. El universo Kardashian no entiende de lógica alguna. Kylie continua lanzando colores cada vez más atrevidos y haciendo colaboraciones con sus hermanas -que, por supuesto, se agotan en cuestión de minutos… (las colecciones, no las hermanas)- y parece dispuesta a ser la reina de la belleza del siglo XXI. Sombras de ojos e iluminadores han seguido los pasos de los labiales mate, que ya cuentan con versiones glossy y acabados velvet.

Mientras tanto, Kim Kardashian, la responsable del boom del contouring, ya cuenta con sus propios productos para conseguir emular sus facciones perfectas. Y, como era de esperar, estos se agotan a tanta velocidad como los de su hermanastra.

Las hermanísimas… siempre perfectas, oye. © Getty Images

Así que sí: a las Kardashian les debemos diversos aprendizajes beauty. A saber:

1. NO NECESITAS TENER FACCIONES PERFECTAS: PUEDES DIBUJARLAS

Kim Kardashian ha hecho de sus tutoriales de contouring la prueba audiovisual de que no hace falta pasar por el quirófano para tener unas facciones perfectamente definidas. Seguro que tienes en casa unos polvos bronceadores con los que juegas a tener los pómulos de Mario Vaquerizo a base de brochazos, ¿verdad? Y seguro que te has sorprendido con polvos terracota en el nacimiento del pelo, convirtiéndose este en la prueba fehaciente de que has sido poseída por el espíritu Kardashian. Si has respondido de forma afirmativa a estas casi-acusaciones, has de saber que la culpa es de las hermanísimas. Y no hablamos de las Campos.

© Proporcionado por Grazia

“Pues sí, soy la Diosa del Contouring… y lo sabes”.

2. NO NECESITAS TENER UNOS LABIOS VOLUMINOSOS: PUEDES DIBUJARLOS

Lo sabemos: las Kardashian tienen operaciones e infiltraciones suficientes como para salir volando (o como para hacer a la muñeca Barbie parecer de carne y hueso), pero los labiales de la benjamina del klan han conseguido que internet se inunde de tutoriales con los que conseguir los morritos de Angelina Jolie pasando por chapa y pintura. Por no olvidar el muy loco Kylie Jenner Lip Challenge, que condujo a numerosas adolescentes a introducir sus labios en vasos de chupito para hincharlos hasta lograr emular el tamaño de los de Kylie. Spoiler: No funcionó, así que no lo intentes en casa ni en ningún lado.

Por cierto: el delineador de labios estaba olvidado (recuerdo haber gritado a una amiga “¿Acaso eres Madonna?” cuando hace unos años descubrí con sorpresa que los usaba) hasta que doña Kylie Jenner empezó a jurar y perjurar que era el secreto para conseguir unos labios tan prominentes como los suyos. Y aunque somos conscientes de que hay más inyecciones de por medio que perfiladores… todas quisimos el nuestro.

© Proporcionado por Grazia

Pero… ¿es que esos labios son normales?

3. NO NECESITAS PONERTE A DIETA: PUEDES TOMAR TÉ

Es difícil comprender cómo es posible que el product placement de Instagram todavía resulte creíble para algunas, pero las ventas del famoso Fit Tea que las Kardashian muestran con orgullo en sus redes sociales -previo pago, lógicamente- se han disparado desde que las celebs lo llevan con tanta gracia como un Chanel bajo el brazo. A lo mejor es que ni ellas ni sus seguidoras conocen aún toda la verdad sobre los tés detox

© Proporcionado por Grazia [Ruido de sorber por la pajita cuando ya no queda casi nada en el vaso]. 4. NO NECESITAS VENGARTE DE TU EX: SOLO ESTAR BUENA

Porque el concepto Revenge Body se lo debemos a Khloe Kardhasian que, a base de una alimentación sana -también conocida como dieta, para qué engañarnos- y de sesiones maratonianas de gimnasio junto a su entrenador personal -no mencionaremos el dichoso té en esta ecuación- ha logrado una envidiable silueta que ella asegura es la mejor venganza contra cualquier ex. Incluso contra el tuyo.

© Proporcionado por Grazia

JA.

5. NO NECESITAS OPERARTE EL TRASERO: SOLO ENTRENAR COMO UNA LOCA

La duda de si el imponente trasero de las Kardashian es fruto de implantes planeará sobre nosotros hasta el fin de los tiempos, pero ellas aseguran que su amor por las sentadillas es el responsable de su cómodo y envidiable derrière. La estrella fitness de Instagram, Courtney Black, logró transformar su rectilínea silueta a base de ejercicio, y afirma que todo lo que necesitas para convertirte en un calco de las Kardashian es reducir el ejercicio cardiovascular y hacer ejercicios con peso moderado.

Aunque, por supuesto, Kylie Jenner nos la intentó colar en su Instagram al promocionar una crema que aseguraba era su mejor aliado. Ah: también el de sus voluminosos pechos, porque no olvidemos que su escote ha pasado a convertirse en el reflejo del de Kim Kardashian por arte de magia.

© Proporcionado por Grazia

Así se hace un Kim-Squat.

6. NO NECESITAS QUITARTE LAS COSTILLAS: SOLO ENTRENAR CON LOOK DE VEDETTE

Las Kardashian entrenan con el PreMadonna Waist Trainer, un corsé destinado a tener cinturita de avispa. Teniendo en cuenta que entrenan con esa boa constrictor del fitness, que no salen de casa sin sus fajas Spandex y que llevan la ropa tan ceñida que tememos por sus órganos internos… ¿Cuándo respiran? Es más, ¿respiran las Kardashian?

© Proporcionado por Grazia

En serio: TODAS

7. NO NECESITAS ESCONDER QUE TE CUIDAS: HAS DE ENSEÑARLO EN TUS REDES

Porque no solo cuentan con apps que recogen sus recetas y entrenamientos preferidos, sino que muestran en sus redes sociales los tratamientos estéticos a los que se someten (imposible olvidar el Vampire Facial de Kim Kardashian, cuya cara parecía salida de La Matanza de Texas) y el previo a sus interminables sesiones de maquillaje (imposible, igualmente, es olvidar la dantesca imagen de gatita del contouring previo al blending de la omnipresente Kim).

© Proporcionado por Grazia

Veeeenga, no te enfades, Kim.

8. NO NECESITAS APRENDER INGLÉS: SOLO DECIR ANGLICISMOS DE UTILIDAD DUDOSA

Si has entendido la última frase previa, las Kardashian han calado en ti. Porque gracias a ellas, decimos con total impunidad blending, contouring, strobe y squats. Ahora bien: intenta mantener una conversación de más de cinco minutos con semejante vocabulario. ¿Te parece imposible? Pues ellas llevan 13 temporadas haciéndolo.

© Proporcionado por Grazia

Da click y sigue viendo lo mejor de MSN



La entrada Todo lo que aprendimos sobre belleza de las Kardashian aparece primero en Grazia.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Grazia

image beaconimage beaconimage beacon