Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Nissan Trail Runner Concept: el auténtico crossover coupé

Logotipo de Periodismo del Motor Periodismo del Motor 05/12/2018 Aarón Pérez

Nissan Trail Runner Concept

Nissan Trail Runner Concept
© Proporcionado por Periodismo del Motor

Aunque jamás pasó de la fase de prototipo, Nissan tuvo una visión hace ya más de 20 años de lo que acabaría siendo una tendencia tanto para fabricantes como para el mercado en sí. Antes incluso de que el Nissan Qashqai llegara y revolucionara el concepto de los todocaminos, existió un estudio de diseño que proponía una combinación de segmentos, un adelantado a su época: el Nissan Trail Runner Concept.

Revelado en el Salón de Tokio de 1997, el Trail Runner Concept era un auténtico coupé que recibía todo lo necesario para convertirse en un crossver. Nissan proponía el concepto de un coupé todo terreno hace más de dos décadas. Cumplía con las características de ambos segmentos y las combinaba para crear un concepto de vehículo nunca antes visto. Aunque las premium llegaron con los SUV coupé a finales de la década pasada, no son tan puros como el prototipo del fabricante japonés.

Un SUV de corte coupé actualmente es aquel que ve cómo su línea de techo presenta una caída que se funde con el maletero, creando un falso tercer volumen que recuerda a las líneas de un coupé. Sin embargo, conservan su configuración de cinco puertas, continúan siendo un SUV en los que generalmente se basan y siguen abogando por el espacio interior. Unos ejemplos de ello es el nuevo Audi Q8 (prueba) o el BMW X4 2018 (prueba), entre otros muchos.

Pero el Nissan Trail Runner Concept de 1997, ante todo, era un coupé. Equipaba un sistema de tracción a las cuatro ruedas y un kit de suspensión elevada que le otorgaba una holgada altura libre al suelo, ofreciendo así una alta capacidad off-road. Impulsado por un motor de cuatro cilindros y 1.8 litros, ofrecía 185 CV que se canalizaban a las cuatro ruedas a través de una caja de cambios automática CVT.

En términos de diseño, el concept car de Nissan presentaba unas líneas angulosas, con marcados pasos de rueda, un doble alerón trasero (el segundo de generosas dimensiones), protectores de aluminio en los bajos de la carrocería y salidas de escape integradas en el parachoques trasero. Quizás, el detalle más llamativo del Trail Runner sea la rueda de repuesto integrad en la parte posterior, a la cual se podía acceder mediante una especie de cajón deslizante.

El interior, por su parte, era una combinación de detalles en amarillo y negro, interruptores y gráficos clásicos de los coches de los 90. Disponía de una configuración de cuatro asientos y presentaba un maletero de buen tamaño, pese a sus líneas. El Nissan Trail Runner Concept probablemente se ha convertido, quizás sin saberlo, en un precursor de este tipo de vehículos, aunque siendo la base un coupé y no un SUV, como ocurre actualmente.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Periodismo del Motor

Periodismo del Motor
Periodismo del Motor
image beaconimage beaconimage beacon