Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

¡Ojo! Ecclestone plantea una "Fórmula 1" paralela

Logotipo de Fórmula 1 Autobild.es Fórmula 1 Autobild.es 26/01/2017 Adrián Mancebo
Salida Hamilton GP Japón 2016 Suzuka © Redacción Salida Hamilton GP Japón 2016 Suzuka

Bernie Ecclestone ya no es quien manda en la Fórmula 1, pero sí que podría seguir estando en los próximos años muy presente en el mundo del motor. El británico, de 86 años, podría estar detrás del lanzamiento de un campeonato del mundo paralelo, una especie de Fórmula 1 con menos costes para los participantes y cuyas carreras se disputasen en los mismos circuitos que donde corre la actual F1.

Ecclestone, junto a su buen amigo Flavio Briatore, podrían haber retomado la idea de montar un campeonato paralelo, que surgió en 2008, cuando ya se planteaba la idea de que Bernie saliese por la puerta de atrás del campeonato. Las bases del nuevo certamen, que se llamaría GP1, ya estarían prácticamente desarrolladas.

Prueba de ello es que ya se conoce que los monoplazas estarían basados en los actuales GP2. En su interior montarían motores atmosféricos y la prioridad es que los presupuestos sean bajos, algo que se persigue en la Fórmula 1 desde hace muchos años. Habría igualdad entre pilotos, que contarían con las mismas herramientas pero... ¿quiénes estarían dispuestos a correr aquí? Se habla de equipos de GP2 y GP3. Y el lugar, los actuales circuitos del calendario de F1, al que Ecclestone trataría de convencer para que se fuesen con él en exclusiva. Sin embargo, eso no será posible, pues cada circuito decide libremente con quién quiere correr.

La primera cuestión es si el nuevo concepto sería o no suficientemente atractivo. Helmut Marko, asesor de Red Bull, ya ha señalado: "nosotros (Red Bull) apoyamos plenamente la F1 y no tenemos nada que ver con estos planes". Todo esto podría traer también a Ecclestone problemas jurídicos, pues Liberty Media podría llegar a denunciarle por hacerle la competencia después de comprar sus acciones, incluyendo las del famoso y exclusivo Paddock Club que gestionaba Bernie.

Ahora es el momento en el que Ecclestone y Briatore deben comenzar las conversaciones con equipos, televisiones y circuitos para sacar adelante la categoría cuanto antes. Para Bernie, la historia se repite, pues hace cuarenta años tuvo que hacer esto mismo para formar la parte empresarial de lo que ahora conocemos como Fórmula 1

 

Además, te puede interesar:

- Todo sobre Bernie Ecclestone, héroe y villano de la F1

- Menos penalizaciones en la F1 de 2017

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Fórmula 1 Autobild.es

image beaconimage beaconimage beacon