Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

¿Es 2016 el año de Nico Rosberg?

Logotipo de Fórmula 1 Autobild.es Fórmula 1 Autobild.es 05/10/2016 Adrián Mancebo
Nico Rosberg en el podio de Malasia © Redacción Nico Rosberg en el podio de Malasia

El pasado GP de Malasia de Fórmula 1 estuvo lleno de acción desde el principio hasta el final. Desde el incidente en la salida hasta que Ricciardo cruzó la bandera a cuadros, y no solo porque el motor de Lewis Hamilton se rompió a 16 vueltas del final, sino también porque otros pilotos brillaron con sus actuaciones.

Además de Max Verstappen y de Fernando Alonso, Nico Rosberg fue uno de los hombres del día. El piloto alemán sigue mostrando al mundo de la Fórmula 1 por qué debe ganar su primer campeonato del mundo de Fórmula 1 este año y por qué lo merece más que nunca. A pesar de que cuando llegó el verano el de Mercedes estaba a 19 puntos de su compañero de equipo, Lewis Hamilton, ahora tiene 23 puntos de ventaja sobre él. O lo que es lo mismo: Rosberg ha sumado 42 puntos más que Hamilton desde el parón veraniego.

Nico ha conseguido remontar una situación que tenía en contra y, además, ha tomado impulso. No es algo típico en el alemán mostrarse tan sólido psicológicamente carrera a carrera, sin pensar en el campeonato más allá de cuando finaliza cada gran premio. En los últimos años, Rosberg había estado en un segundo plano, por debajo del nivel de Hamilton, pero ahora las cosas son diferentes.

Una buena muestra de ello es la carrera de Malasia. Rosberg sufrió un toque en la salida que le hizo trompear y caer a la decimoséptima posición. Más allá de empezar a cometer errores o de desmoralizarse y conformarse, por ejemplo, con un octao puesto, remontó de una forma sólida y rápido hasta llegar a colocarse entre los tres primeros. Puso la 'guinda' a la carrera con un agresivo adelantamiento a Kimi Räikkönen con el que se colocó en posiciones de podio y, a pesar de recibir una sanción de 10 segundos por el toque con el finlandés, consiguió abrir el hueco suficiente con el de Ferrari como para conservar el tercer puesto.

No estamos acostumbrados a ver movimientos como este de Rosberg, pero esta temporada el alemán está brillando mucho más de lo que lo ha hecho durante los dos últimos años de dominio de su equipo en la Fórmula 1. Ha conseguido ocho victorias esta temporada y tres podios más.

Este fin de semana en Japón, Rosberg tendrá una nueva oportunidad de ampliar su ventaja al frente del campeonato. Hamilton está 'tocado', pero al británico nunca se le puede dejar de tener en cuenta. El final de la temporada no puede estar más emocionante.

 

Además, te puede interesar:

- Todos contra Vettel: así se vengan ahora de sus quejas

- Vídeo: la impresionante salida de Fernando Alonso en Malasia

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Fórmula 1 Autobild.es

image beaconimage beaconimage beacon