Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

GP Australia 2017: la carrera de Fernando Alonso

Logotipo de Fórmula 1 Autobild.es Fórmula 1 Autobild.es 26/03/2017 Adrián Mancebo
GP Australia F1 2017 © Redacción GP Australia F1 2017

A pesar de tener uno de los peores coches de la parrilla, Fernando Alonso sigue peleando como el que más, luchando por el último punto en juego. El español ha cuajado en Australia una de las mejores carreras de su vida, según ha confesado él mismo, pero desafortunadamente se ha debido encerrar en el box antes de tiempo.

Hay varias formas de valorar la carrera deFernando Alonso en el GP Australia 2017. Por una parte, viendo el fiasco que fueron los test de pretemporada en el Circuito de Montmeló, era inesperado que McLaren estuviese en la pelea por los puntos, que ayer estuviese en la Q2 en clasificación y que haya estado a punto de llegar a meta sin romperse.

Sin embargo, desde un punto de vista más pesimista (y también realista), hemos visto un MCL32 con poca potencia y con problemas de consumo de combustible que han hecho que los pilotos tengan que levantar el pie durante gran parte de la carrera. De esa forma es imposible que Alonso o Vandoorne peleen por los primeros puestos.

“Seguramente ha sido la mejor carrera de mi vida hasta ese momento (en el que ha tenido que abandonar). Pocas veces he tenido un coche tan poco competitivo, con tanto consumo, y aún así estábamos en los puntos”, ha señalado el piloto español ante la prensa.  “Hemos estado aguantando bien la carrera y, sorprendentemente, en los puntos. Desafortunadamente no hemos acabado”.

El problema de McLaren que ha obligado a Alonso a abandonar no ha sido esta vez el motor, sino un fallo en la suspensión, posiblemente provocado con un toque con Esteban Ocon en la parte final de la carrera. El español no se queda con eso, porque al fin y al cabo no estaba en la lucha en la que quería estar, pero sí con el déficit de rendimiento del MCL32

“Nuestros rivales nos sacan unos 30 o 35 km/h en las rectas. Pocas veces se repetirá este fin de semana: decimotercero en la clasificación y hoy cerca de los puntos. Esto va a ser imposible en las próximas carreras. Hay que mejorar inmediatamente, porque si no vamos a tener carreras muy frustrantes”, explica Fernando.

El español prefiere no hablar de evolución por parte de McLaren, porque no sabe ni cuándo va a llegar ni cómo de efectiva va a ser. “No sé nada de evolución, es una pregunta para McLaren. Stoffel y yo haremos todo lo posible, pero no podemos hacer más que eso”.

Fernando se queda con el orgullo por el trabajo hecho. Y ya piensa en el GP de China de dentro de dos semanas, donde volverá a tratar de luchar por el máximo a lo que su McLaren MCL32 le permita optar.

 

Además, te puede interesar:

- GP Australia 2017: Vettel devuelve la gloria a Ferrari

- ¿En qué se diferencian el McLaren de Alonso y de Hamilton?

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Fórmula 1 Autobild.es

image beaconimage beaconimage beacon